Alcanzó los $ 772.860 millones

En enero la recaudación volvió a superar a la inflación, pero el IVA no repunta

A pesar de que 2021 comenzó con una considerable suba en términos reales, los ingresos ligados a la evolución de la actividad todavía siguen creciendo por debajo de la interanual.

La recaudación aumentó en enero por cuarta vez consecutiva por encima de la inflación interanual al crecer un 46,6% contra el mismo mes del año pasado, según el informe del Ministerio de Economía, luego de un año signado por fuertes caídas en términos reales.

Es la mayor suba nominal desde diciembre de 2019, cuando los recursos tributarios registraron un incremento interanual de 53,9%, aunque la inflación interanual en esos meses era sensiblemente superior a la actual.

No obstante, aunque la recaudación trepó 8,6 puntos porcentuales más que la inflación de 38% interanual que esiman los analistas para los últimos doce meses, los ingresos por los impuestos más ligados a la actividad económica no repuntan.

El impuesto al valor agregado (IVA) subió un 36,4%, muy cerca de la inflación, pero el componente impositivo,  más sensible a los vaivenes del consumo que el aduanero, trepó apenas un 28,8%. 

Es un incremento bastante menor al registrado en diciembre, de 35%, pero la diferencia se debe a que en enero de 2020 se restituyó el tributo a productos alimenticios de la canasta básica, lo que dejó una base de comparación más elevada que la que había en los meses previos y, por ende, configuró un aumento más acotado.

En enero 2020 el Gobierno no prorrogó la medida dispuesta por la administración de Mauricio Macri en agosto de 2019, pero llegó a un acuerdo con varios empresarios para que absorbieran parte de la alícuota reimplantada y pudieran trasladar 7 puntos porcentuales. 

El otro impuesto ligado a la actividad es el impuesto a los débitos y créditos en cuenta corriente, más conocido como impuesto al cheque, que sí tuvo una mejor performance, con un incremento interanual de 34,5%.

En tanto, el impuesto a las Ganancias trepó un 55,6% al captar unos $  149.585 millones, mientras que Bienes Personales se disparó un 550%, en la misma tónica de todos los incrementos de 2020.

En tanto, el impuesto PAIS mantuvo el nivel de los úlitmos meses al alcanzar los $ 8347 millones. Es una cifra mucho mayor a la que percibió en su primer mes, en enero de 2020, contra el que creció 162%.

No obstante, está muy por debajo de sus meses de apogeo, entre el segundo y tercer trimestre, cuando promediaba ingresos por cerca de u$s 20.000 millones debido a la alta demanda de dólares para atesoramiento por parte de ahorristas. 

A mediados de septiembre, el Gobierno endureció todavía más el cepo e impuso una percepción de 35% de Ganancias, lo que redujo severamente las compras y, con eso, la recaudación.


Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios