Inflación

Consejo del Salario Mínimo, Vital y Móvil: los detalles del nuevo acuerdo cerrado hasta diciembre de 2023

Con un 12,4% de inflación en agosto y un acumulado por encima del 18% en solo dos meses desde la última actualización de julio de 2022, se reunió de forma anticipada el Consejo Nacional para recomponer la remuneración mínima que incide sobre los programas sociales. Tramos y montos

En esta noticia

Con un 12,4% de inflación en agosto y un acumulado de 18,7% desde la última actualización pautada en julio de 2022 -ya que se adelantó la cita al mes corriente y aún no se contabiliza septiembre-, se reunió en la tarde del miércoles 27 de manera virtual, el Consejo Nacional del Empleo, la Productividad y el Salario Mínimo, Vital y Móvil convocado por el Ministerio de Trabajo, a cargo de Kelly Olmos. Tras varias horas de debate, que precedieron la cita puntual, se aprobó un incremento del 32,2% hasta fin de año.

El acuerdo divide el aumento del salario mínimo, vital y móvil en tres tramos no acumulativos que toman como base los $18.000 de septiembre: un 12% en octubre, otro 12% en noviembre y un 8,5% en diciembre. El salario quedará a fin de 2023 en $156.000, con respecto a los $118.000 actuales. Tanto la CGT como la CTA de los Trabajadores y Trabajadoras respaldaron mientras que el único rechazo en el Consejo provino de la CTA Autónoma

La propuesta que había puesto el Gobierno sobre la mesa bien temprano en la mañana distaba mucho de la pretensión que las dos CTAs, la de los Trabajadores y Trabajadoras y la Autónoma, habían consensuado con la Unión de Trabajadores de la Economía Popular en la tarde del martes. El objetivo, aseguraban, era alcanzar un 44% mínimo a lo largo de octubre, noviembre y diciembre.

La propuesta oficial era la de aplicarle a los $118.000 actuales un 12% en octubre, un 10% en noviembre y un 7% en diciembre con una inflación prevista ya para ese mes en torno al 5%. Además, se añadirían dos bonos de $10.000 en los dos primeros tramos, con lo que el porcentaje en octubre ascendería en realidad a un 20,5% y al mes siguiente, a un 17,5%.

De este modo, el Gobierno afirmaba que se alcanzaba el objetivo de un 45% a lo largo del último trimestre de 2023. Pero desde las dos centrales y la UTEP rechazaron el porcentaje por cuanto caería en realidad a un 29% real cuando se dejen de cobrar los dos bonos como refuerzos. En cambio, solicitaban consolidar esos montos dentro de los mismos porcentajes acordados para cada tramo.

Los empresarios, por su parte, pusieron sobre la mesa un 27% total en tres tramos: un 11% en octubre, un 9% en noviembre y un 7% en diciembre. De esa manera, el salario mínimo, vital y móvil hubiera ascendido, de haber prevalecido la postura del sector empleador, a $139.000 a partir del próximo mes, $ 141.000 en noviembre y $149.000 en diciembre de 2023.


Antecedentes: cuál había sido la última suba

El último encuentro del Consejo del Salario se había realizado el 13 de julio pasado cuando el monto fue actualizado en tres tramos a $105.500 ese mes, $112.500 en agosto y $118.000 en septiembre. En esa ocasión, hubo 30 votos a favor, 1 en contra (de la CTA Autónoma) y 1 abstención (de la CTA de los Trabajadores y Trabajadoras)

Por la mañana, la ministra de Trabajo, 'Kelly' Olmos, había asegurado que el objetivo de la reunión del Consejo de Salario que se desarrollaría por la tarde a partir de las 14 de manera virtual era "avanzar en la adecuación del salario mínimo, vital y móvil, e introducir un cambio importante en el seguro de desempleo".

Así lo detalló en declaraciones formuladas a las radios AM 530 y FM La Patriada al referirse a la convocatoria. De acuerdo con lo previsto, el organismo tripartito que encabeza la ministra tenía pensado reunirse de forma virtual a partir de las 14, luego de lo cual habría otras dos sesiones para elevar el mínimo salarial y las prestaciones mínima y máxima para los desempleados.

"Vamos a trabajar con ese horizonte de actualización y de mejora del salario, recordando siempre que es algo que sobre todo impacta sobre los ingresos complementarios de los sectores de la economía popular", dijo esta mañana la ministra Olmos.

"El objetivo es avanzar en la adecuación del salario e introducir un cambio importante en el seguro de desempleo. Entendemos que ha quedado desfasado, lo cual desestimula la formalización. Lo que hoy llamamos planes sociales generan una ventaja superior al seguro de desempleo; pensamos que hay que adecuarlo", sostuvo.


Posición en común de las CTAs y la UTEP

Un día antes de la reunión, las dos CTA (de los Trabajadores y Trabajadoras y Autónoma) junto la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP) acordaron plantear un aumento de al menos un 44% sobre los valores vigentes. Ambas centrales y los movimientos sociales se reunieron en la sede de la CTA comandada por Hugo Yasky. Estuvieron allí presentes Hugo Godoy (CTA-A) y Esteban Castro, de la UTEP.

"El mínimo salarial legal debe tener en este último período del año un fuerte incremento para permitir la recuperación en términos reales de la pérdida de poder adquisitivo por el proceso inflacionario impulsado por los grandes formadores de precios", señalaron en un comunicado conjunto.

Un documento de la CTA-A, que conducen Godoy y Ricardo Peidro, aseguró que el sector se comprometió a impulsar "una política salarial común e integral que contemple las necesidades y demandas de los trabajadores en relación de dependencia formal, bajo convenios, en cooperativas o en situación de informalidad".

Desde el mediodía, la agrupación Libres del Sur y las organizaciones sociales nucleadas en el bloque de Unidad Piquetera se movilizaron desde el Obelisco hacia la sede de la cartera laboral -en la avenida Leandro N. Alem 650- para reclamar un aumento del salario mínimo, al considerar que se encuentra "debajo del nivel de indigencia" y que su incremento "es una responsabilidad directa del Gobierno".


Impacto en los programas sociales y Ganancias

La modificación del salario mínimo, vital y móvil también tiene su efecto sobre el monto del seguro de desempleo así como en algunos programas sociales, cuyos montos quedan determinados en base a la escala de la remuneración base acordada por el Consejo.

Las y los jubilados ANSES que hayan accedido al sistema previsional sin moratoria, con más de 30 años de aportes y acreditan el haber mínimo, suman nuevos montos por el diferencial entre este último y el 82% del Salario Mínimo, Vital y Móvil.

También el programa Potenciar Trabajo cobra la mitad del salario mínimo, vital y móvil que en septiembre es de $59.000. Mientras que otras prestaciones sociales como las Becas Progresar elevan su techo de tres salarios al igual que la Asignación Universal por Hijo (AUH) y por Embarazo (AUE) que tienen un tope de hasta un salario mínimo como beneficio.

Por último, una vez que se sancione la reforma al impuesto a las Ganancias impulsada por Sergio Massa, la suba del salario mínimo, vital y móvil también tendrá incidencia en el nuevo piso ya que el proyecto establece que el tributo nuevo correrá para quienes tengan ingresos equivalente a 15 salarios mínimos, vitales y móviles (SMMVM) al mes o más, con una alícuota progresiva sobre el excedente que va de 27% a 35% y se actualiza con el valor del SMVM dos veces por año. 

Hoy ese universo corre desde los $ 1,7 millones brutos pero ascendería con la modificación de manera automática.

Temas relacionados
Más noticias de Consejo del Salario

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.