Giros al exterior

Importaciones SIRASE: una nueva excepción destraba 3 problemas que frenaban pagos

El BCRA habilitó la cancelación de servicios en forma simultánea con acceso a financiamiento externo; alcance de la normativa, plazos y complejidades

En esta noticia

Frente a la presión de sectores estratégicos de la actividad económica que se vieron en riesgo por la falta de acceso al Mercado Libre y Único de Cambios (MULC) en los últimos meses, el Banco Central (BCRA) habilitó una excepción que permite cancelar servicios al exterior a partir de la aprobación de un nuevo préstamo financiero.

Según la Comunicación A 7893, los operadores que ya cuenten con una licencia aprobada en el Sistema de Importaciones de la Argentina para Servicios (SIRASE), podrán acceder a dólar oficial a partir de concretar simultáneamente la liquidación de un endeudamiento financiero con el exterior.

La norma aclara que la firma no debe registrar vencimientos de capital durante los primeros 3 (tres) meses desde la liquidación en el mercado de cambios y contar con una vida promedio no menor a 6 (seis) meses.

El documento se oficializó en las últimas horas hábiles de la semana pasada, luego de que un sector vinculado a la distribución de energía exprese su extrema preocupación a las autoridades de la Secretaría de Comercio, por la imposibilidad de cancelar el pago de servicios al exterior, lo que generó imposibilidad de ingresar repuestos para maquinaria fundamental.

"Peligra el abastecimiento de combustible", comunicó una entidad empresaria que aguardaba hace más de 6 meses el arribo de una pieza que había dejado parada la actividad de un transporte de alto porte y esto activó el canal de emergencia entre Comercio, la Aduana y el Central.

Sin acceso a dólar oficial

El acceso a MULC para el pago se servicios es uno de los que más se vio afectado tanto por la falta de aprobación en SIRASE como problemas normativos y errores que surgen al intentar validar los pagos en Cuenta Única de Comercio Exterior (CCUCE).

En este sentido, según Estudio Carballeiro la nueva normativa contribuye a resolver los tres principales problemas que surgían "si teníamos la suerte de contar con SIRASE aprobada".

Solución 3 en 1

En primer lugar, resuelve el plazo de espera de 60 días corridos desde la fecha de aprobación de la SIRASE para determinados códigos (S16, S17, S18, S19 y S22). "Como no había forma de demostrar la fecha de aprobación no había de dónde contar los 60 días, por tal motivo no se podía acceder al MLC", precisó Carballeiro.

Luego, soluciona el plazo de espera de 90 días desde la efectiva prestación "cuando el pago lo realizan agentes locales que recauden en el país los fondos correspondientes a servicios prestados por contrapartes vinculadas no residentes" que afecta los conceptos S02 (fletes) o S04 (otros servicios de transportes).

Por último, desde el estudio que asesora a la Cámara de Comercio Exterior de Santa Fe (CACESFe) indicaron que alivia la imposibilidad de validar la operación en la CCUCE porque sale la inconsistencia "en proceso de análisis" a pesar de estar la SIRASE en estado "aprobada".

Beneficios, plazos y complejidades

A la cabeza, entre la agilización, los especialistas destacan que las operaciones no necesitarán contar con la validación en CCUCE y quedarán bajo nuevos plazos de pago.

Por un lado, un grupo de servicios podrán ingresar al mercado transcurridos 60 días corridos desde la fecha de aprobación de la declaración SIRASE. Entre ellos, servicios de investigación y desarrollo; servicios jurídicos, contables y gerenciales; servicios de publicidad, investigación de mercado y encuestas de opinión pública; servicios arquitectónicos, de ingeniería y otros servicios técnicos y otros servicios empresariales.

En tanto que, para los conceptos "Servicios de fletes" y "Otros servicios de transportes", el acceso se dará transcurridos los 90 (noventa) días corridos desde la fecha de efectiva prestación del servicio cuando se trata de operaciones de agentes locales que recauden en el país los fondos correspondientes a servicios prestados por no residentes a residentes.

"Si bien la medida permite no esperar plazos y no tener que pasar por la difícil aprobación de la CCUCE - que hoy no se consigue -, se requiere conseguir un financiamiento en el exterior, con todo lo que ello implica desde cumplimiento de los requerimientos como de asumir un riesgo por endeudarse en dólares", explicó Yanina Lojo, consultora en comercio internacional.

Temas relacionados
Más noticias de Importaciones

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.