Negociación en riesgo

Nuevo cruce por la deuda bonaerense: Kicillof desmiente a los bonistas y reclama diálogo

Los acreedores aseguran que la Provincia rechazó una propuesta que contemplaba los requisitos pedidos. El ministerio de Hacienda de PBA dijo que la propuesta no fue tan buena como la plantean los privados. Cuáles son las diferencias

Los cruces entre los bonistas de la provincia de Buenos Aires y el Gobierno de Axel Kicillof  tuvieron un nuevo capítulo hoy. Los acreedores aseguran que el Ejecutivo bonaerense rechazó su propuesta "a pesar de satisfacer las demandas de la Provincia de reducir los pagos del servicio de la deuda". 

La gobernación respondió esta noche y consideró que persisten diferencias entre los pagos propuestos por los privados y lo que necesita el Gobierno. También cuestionó que los acreedores hayan interrumpido las conversaciones reservadas. "Esta es una solución que requiere de dos partes, la provincia sola no puede resolverlo sin la voluntad de los acreedores que hoy parece no estar", indicó un comunicado oficial.

Kicillof extendió ayer la negociación por el canje de deuda hasta el 18 de este mes. "La Provincia ha realizado un enorme esfuerzo en la búsqueda de un acuerdo con los bonistas", aseguraron desde el Ministerio de Hacienda y Finanzas a cargo de Pablo López, en un comunicado donde marcaron un "escenario de intransigencia por parte de los bonistas".

El ministerio de Hacienda y Finanzas de Pablo López le respondió a los bonistas

  "La Provincia ha estado en incumplimiento de pago de los bonos durante más de un año". remarcaron los acreedores que dicen estar "decepcionados" por los "juegos tácticos" de la Provincia con los tenedores de bonos "en lugar de abordar las negociaciones de reestructuración de manera responsable y con un espíritu de buena fe". Los bonistas advirtieron que seguirán con los reclamos legales y que podrían escalar. A fines de enero había amenazado con pedir el default. 

  El Grupo remarcó que continuará "decididamente los procedimientos legales que se iniciaron en marzo" y se reserva "el derecho de ejercer recursos adicionales que están disponibles en cualquier momento".  

"Cuando la Provincia planteó la necesidad de abordar las diferencias que aún persisten, los acreedores se negaron a extender las conversaciones restringidas, planteando que no había margen alguno para seguir conversando", advirtió el área de López este martes.

"Tampoco es cierto que los flujos de pago entre ambas propuestas sean los mismos. Por ejemplo, el cupón máximo propuesto por los acreedores a partir de 2025 es de 7,125% o 6,75%, según los dos escenarios contingentes que plantean sin mayor explicación, y el propuesto por la Provincia asciende a 6,25% para el mismo período", remarcó el Ministerio de Hacienda y Finanzas. 

tipo de cambio e hitos ambientales

Las diferencias en el flujo de pagos "quedan disimuladas bajo una supuesta reducción contingente de cupón o el tipo de cambio utilizado", detalló la administración de Kicillof. 

El Gobierno bonaerense agregó que "la propuesta de los acreedores incluye pagos contingentes bajo eventuales requerimientos de cumplimientos de hitos ambientales (ESG) que nunca fue explicada y que impide a la Provincia tener certidumbre sobre los pagos de deuda".

  Servicios de deuda externa post reestructuración, como porcentaje de los ingresos fiscales brutos: promedio anual estimado 2021-2030  

  Los bonistas relataron que "durante las últimas semanas, los miembros del Comité Directivo del Grupo Ad Hoc de Bonistas de Buenos Aires tuvieron conversaciones restringidas con la Provincia con el objetivo de lograr una resolución consensuada de los incumplimientos de pago existentes sobre once series de Obligaciones Negociables" que se busca reestructurar.
  
El 19 de mayo el Grupo de bonistas le hizo una propuesta de restructuración a la Provincia, la cual respondió, el 28 de mayo, con una contrapropuesta que el Gobierno de Kicillof, vencido el acuerdo de confidencialidad, hizo pública. 

"Si bien el Grupo considera que la Provincia se ha comportado de manera oportunista buscando más alivio de deuda de lo que justifican las perspectivas financieras a corto y mediano plazo, el 4 de junio, en un esfuerzo por buscar una resolución consensuada de su prolongado incumplimiento, el Grupo presentó a la Provincia una propuesta basada en el nivel agregado de servicios de deuda establecidos en la Propuesta PBA", aseguraron. 

La Propuesta del Grupo también proporcionó detalles sobre la estructura y los términos de los bonos que se emitirían para implementar la reestructuración. Se basó en el nivel agregado de servicios de deuda. 

  Alivio de la deuda a corto plazo para superar la pandemia: promedio anual 2021-2023 (medido como alivio del flujo de efectivo como porcentaje de las obligaciones contractuales)  

  De acuerdo con los tenedores, se ofreció un alivio sustancial e inmediato de servicios de deuda en el corto plazo, a través de una reducción de más del 85% de las obligaciones contractuales corrientes durante los próximos 3 años. A eso se sumó un alivio significativo a mediano y largo plazo para permitir que la Provincia reconstruya un marco económico sostenible. Además, se incorporó una resolución de los incumplimientos de pago y del litigio relacionado con los mismos.  

La Provincia rechazó la Propuesta del Grupo "alegando descontento con ciertos aspectos de la estructura de los nuevos bonos que prácticamente no tienen impacto en la sostenibilidad de la propuesta", según los bonistas. 

Para el Gobierno bonaerense, las condiciones deben acercarse a "los términos enviados por el equipo económico el 28 de mayo".

  Desde el punto de vista de los bonistas, su oferta fue "la propuesta de reestructuración de deuda más generosa presentada por los acreedores de cualquier provincia argentina en el ciclo de reestructuración actual". El rechazo llega en medio de "una rápida recuperación de la actividad económica y los ingresos fiscales" en Argentina, impulsada por la mejora en los precios de las materias primas y los términos del intercambio, agregan.   

Los acreedores esperan que "a medida que el entorno económico en la Provincia continúe mejorando, las futuras propuestas reflejen "la verdadera capacidad de repago de la Provincia y su evolución en el tiempo, de manera consistente con los Principios Básicos para la Reestructuración de la Deuda Provincial Argentina publicados por la Coalición de Bonistas Provinciales de Argentina". 

En el comunicado de ayer, López planteó que "la Provincia ha llegado a su límite de posibilidades sin comprometer su sostenibilidad fiscal, social y financiera". El último plazo del 18 de junio mantiene la apertura a sugerencias "que mejoren la estructura final sin modificar los principales términos presentados".

Esta noche, la provincia reiteró su voluntad de trabajar las diferencias que aún persisten, pero no tuvo respuesta de los acreedores que pidieron discontinuar las conversaciones restringidas. "La Provincia sigue abierta al diálogo y a encontrar una solución consensuada", asegura el comunicado.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios