El déficit en seguridad también estuvo presente en el discurso inaugural del Presidente

Con sus palabras, Alberto Fernández dio cuenta de que la seguridad no es prioridad y que se trata de un área de su Gobierno sin entidad y prácticamente inexistente.

De las 13.100 palabras que compusieron el discurso de apertura de sesiones ordinarias, sólo 330 fueran destinadas a la seguridad, el 2,5% del total. Esa proporción relativa muestra la importancia que el Presidente le asigna a un tema vital para los argentinos. Con sus palabras, Alberto Fernández dio cuenta de que la seguridad no es prioridad y que se trata de un área de su Gobierno sin entidad y prácticamente inexistente.

La escasez discursiva y la omisión de temas que hacen a la cuestión marca la inexistencia de un plan de seguridad pública abarcativo claramente definido que no consista exclusivamente en apañar a los delincuentes

Cuando afirmó que "priorizamos la desarticulación de las organizaciones criminales dedicadas al narcotráfico" o ha mentido o su política es un rotundo fracaso. Basta con preguntarle a los santafesinos que, en pandemia y con la circulación restringida, aumentaron sus casos de homicidios dolosos de 337 en 2019 a 375 en 2020 (mayoritariamente sicariatos), revirtiendo la tendencia a la baja lograda por el gobierno anterior.

A las políticas de liberación prácticamente indiscriminada de presos se sumó la actitud contemplativa de la ministra de Seguridad con las tomas de tierras públicas y privadas en la Patagonia y su permanente predisposición a diálogo con los delincuentes de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) que han saqueado propiedades y perpetrado actos de violencia contra bienes públicos y ciudadanos. Esta es una cuestión grave que se agudiza cotidianamente ante la pasividad y "comprensión" de otra de las funcionarias que no funciona.

Ahora el Gobierno se encuentra más preocupado por decomisar soja o maíz de contrabando que por incautar marihuana, cocaína y drogas sintéticas que manejan y financian organizaciones mafiosas con extensa presencia territorial.

Es cierta la importancia del bienestar de las Fuerzas de Seguridad, pero lo que el Presidente anunció como el descubrimiento de la pólvora en cuanto mejoramiento del salario e incorporación de adicionales (que llevó en el 2013 al levantamiento de la Gendarmería) fue una política llevada adelante por el anterior gobierno que permanentemente critica.

Este es el escaso compromiso del Presidente y su Gobierno con la seguridad frente a una sociedad que se siente cada vez más indefensa y vulnerada. 

Tags relacionados
Noticias del día
Finanzas y Mercados

En marzo subió el déficit primario, pero bajó el financiero

En marzo subió el déficit primario, pero bajó el financiero
El déficit primario tuvo un aumento interanual del 78,1% nominal y del 26,2% en términos reales. El financiero, que incluye el pago de servicios de la deuda, registró una suba del 32,2% a valores corrientes pero una baja del 6,3% si se descuenta la inflación. Son datos de la Oficina de Presupuesto del Congreso.

Compartí tus comentarios