Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Macri y el modelo de Frondizi

Macri y el modelo de Frondizi

En varias oportunidades, Mauricio Macri intentó identificar su modelo económico con aquel que Arturo Frondizi aplicó entre 1958 y 1961. A modo de contexto, tanto Macri como Frondizi recibieron una herencia delicada: elevado gasto estatal, sobredimensión de empleo público, déficit fiscal, monetización de estos déficits, inflación y escasez de divisas. Las pocas reservas en divisas del Banco Central (BCRA) complicaban sostener la moneda local, y a su vez, dificultaban la importación de materias primas, insumos intermedios y bienes de capital, fundamentales en la industria protegida. El “estrangulamiento” aparecía como un problema estructural generado por décadas de proteccionismo y un modelo agotado de sustitución de importaciones.

Con Rogelio Frigerio como responsable de la política económica, Frondizi decide avanzar en un modelo de apertura económica capaz de atraer inversiones especialmente en ciertas industrias estratégicas como producción de petróleo y gas, la industria química y petroquímica, siderurgia, depósitos de carbón y hierro, provisión de energía eléctrica, cemento, papel, maquinaria y equipos industriales, lo que a su turno complementaría y potenciaría la industria existente, favoreciendo por ejemplo la exportación de carne.

Las inversiones extranjeras, sin embargo, estaban condicionadas por las condiciones internas, caracterizadas –además de lo dicho- por tarifas congeladas, una legislación represiva y un proteccionismo extendido. Entre otras políticas Frondizi -al igual que Macri-, incrementó las tarifas de servicios públicos, quitó las restricciones al mercado cambiario y unificó el tipo de cambio y decidió abolir el sistema de controles y permisos.

Donde no pudo alcanzar resultados –como tampoco pudo Macri en su primer año- fue en el área fiscal, cerrando 1958 con un déficit que rozó el 9 % anual. Incluso en 1959 la caída del producto respecto del año anterior fue del 6,5 % del PIB, lo que tampoco ayudó en la cuestión fiscal.

Algunas diferencias con Frigerio, condujeron a Frondizi a nombrar a Alvaro Alsogaray al frente del ministerio de Economía y Trabajo, quien decidió priorizar el tema inflacionario poniendo foco en el déficit fiscal. Redujo el déficit con medidas antipopulares, suspendiendo obras públicas y terminando con el Estado empresario; tomó deuda interna y externa como transición para detener la monetización del déficit. Contenida la inflación, pensaba Alsogaray –y quizás también hoy Macri-, volverían las inversiones, lo que contribuiría al crecimiento económico, a mejorar la recaudación y a terminar con el déficit. La deuda entonces era transicional.

Las turbulencias macroeconómicas de mediados de 1959 fueron cediendo. El dólar, que había tenido un pico de 100 pesos moneda nacional en mayo, retrocedió hacia 83 en agosto, gracias a mayor confianza y a crecientes influjos de capital. Temiendo una mayor apreciación, el Banco Central estableció una paridad fija de facto en ese nuevo nivel. La inflación descendió al compás del tipo de cambio: los precios de las importaciones y los productos agrícolas se estabilizaron apenas el dólar alcanzó ese nuevo equilibrio, y los productos industriales se desarrollaron a apenas 1% mensual en el último cuarto de 1959.

En 1960 y 1961 la economía creció a un promedio de más del 8% anual. El factor dinamizador fue la inversión que aumentó en 1961 a un nivel 66% mayor que el de 1959, y 47% mayor que el de 1958, un año menos anormal. En petróleo, por ejemplo, que representaba un cuarto de las importaciones, Frondizi logró el autoabastecimiento, incrementando la producción de 5,6 a 16 millones de metros cúbicos anuales, lo que ayudó a despertar interés en otros inversores para explotar otras ramas industriales. A modo de efecto contagio, el capital internacional respondió a las masivas oportunidades que proveía una economía ahora más ordenada. El Financial Times declaró al peso argentino “moneda estrella” del año en 1960. El crecimiento se manifestó, poco después, en una mejora en el salario real, que aumentó 12% hacia fines de ese año.

Cuentan diversos historiadores, sin embargo, que Frigerio nunca dejó realmente de ofrecer su consejo a Frondizi. Algunas tensiones entre Alsogaray y Frigerio, por la construcción de una central eléctrica en Dock Sud y el costoso proyecto de El Chocón, llevaron al primero a dejar el cargo. Lo reemplazó Roberto Alemann en abril de 1961, quien continuó el modelo austero de Alsogaray.

¿Podemos esperar un mismo desenlace en Argentina con tasas de crecimiento del 8 % para 2017, 2018 y 2019? Es posible. Pero Alsogaray no fue gradual en su ataque contra el déficit fiscal, ni tampoco fijó metas inflacionarias a cuatro años. Además, contuvo la apreciación del tipo de cambio porque entendió que la normalización de la economía, como transición, requería de un tipo de cambio real alto como complemento. Seguramente lejos de los 26 pesos que recomendó el Diputado del PRO Eduardo Conesa, pero seguramente más alto de lo que está fijado hoy.

Más notas de tu interés

Comentarios12
Hugo Canella
Hugo Canella 05/02/2017 11:45:15

acuerdense que los jubilados no cobraron por 3 meses , Una verdaderos sinverguenzas el narigueta , el chorro de alsogaray y el chata de frigerio, no avanzamos nada estos son igual o peor que los otros antipopulares , antiobrero antijubilado

Betty Di Genni
Betty Di Genni 05/02/2017 11:29:27

estos vendepatrias no tienen limites, compren dólares billete , nos vamos a los caños, y volver con kris seria igual

Santiago Tazzioli Tazzioli
Santiago Tazzioli Tazzioli 04/02/2017 07:22:06

No sé de donde esta versión de la historia, la quita de los controles y unificación del tipo de cambio lo hizo La Libertadora con el Plan Prebisch (similar al actual) que fue un desastre.

Santiago Tazzioli Tazzioli
Santiago Tazzioli Tazzioli 04/02/2017 07:19:33

Wiki: Las ramas industriales privilegiadas fueron la automotriz, la petrolera, la química, la metalúrgica y la de maquinarias. Las inversiones se orientaron hacia el aprovechamiento de las posibilidades que ofrecía un mercado interno protegido.

Santiago Tazzioli Tazzioli
Santiago Tazzioli Tazzioli 04/02/2017 07:03:51

Wiki: El modelo de Frondizi estubo orientado al desarrollo de la industria pesada... Su política ... tuvo picos de alta conflictividad, con grandes manifestaciones y huelgas del movimiento obrero y del movimiento estudiantil.

Daniel Isidro
Daniel Isidro 04/02/2017 02:41:27

NO NOS OLVIDEMOS QUE A FRONDIZI LO ECHARON LOS MILITARES !! FALTARIA RECORDAR QUE GRUPOS ECONOMICOS APOYARON EL GOLPE Y QUE HIZO EL SINDICALISMO?

Agustin Duarte
Agustin Duarte 04/02/2017 02:04:13

Macro no es Frondizi los modelos son distintos no nos dejemos engañar....

Juan Emilio Cabre
Juan Emilio Cabre 04/02/2017 11:43:58

Lo que no dice la nota es que Frondizi pudo llevar ese plan económico porque el peronismo estaba proscripto y aplicaba el Plan Conintes de represión a cualquier sindicato que osara hacer una protesta. Así cualquiera ajusta.

eduardo alvarez
eduardo alvarez 05/02/2017 12:27:31

no es mala idea volver a proscribir al peronismo. son el cancer de este pais

Ale Recalde
Ale Recalde 04/02/2017 12:14:54

Quise decir capitalista socialdemócrata

Ale Recalde
Ale Recalde 04/02/2017 10:56:10

Qie vean los de la UCR como un radical aplicó un modelo económico exitoso similar al de macri y muy distinto al fracasado plan económico socialista de Alfonsín

El Naranjo Mecanico
El Naranjo Mecanico 04/02/2017 10:37:23

Es decir, falta hacer la tarea de reducir el déficit fiscal y tener un dólar más competitivo. Y no queda mucho tiempo...