Impactante

Este pueblo se hunde 4 centímetros por día y podría desaparecer

Un fenómeno natural azota a una ciudad que debió ser evacuada por los peligros que enfrenta. A qué se debe y cuál es la expectativa.

Un extraño y preocupante fenómeno azota a un pequeño pueblo pesquero de Islandia desde hace años. Se hunde nada menos que 4 centímetros por día y debió ser evacuado porque creen que puede desaparecer.

Se trata de Grindavík. La parte occidental se hundió más de un metro desde el viernes pasado, según reportaron.

El país europeo con poca población que tiene un salario mínimo de 1600 euros: ¿cómo conseguir la residencia?

Los senderos con las mejores vistas de Mendoza que no se pueden perder los fanáticos del trekking

El drama de Grindakik, el pueblo que puede desaparecer

La Oficina Meteorológica de Islandia (IMO) advirtió que la inestabilidad volcánica que enfrenta la península suroccidental del país, donde queda Grindakik, se podría extender durante décadas.

(Foto: Wikipedia).

Incluso los terremotos y el temor a una erupción inminente provocaron la evacuación completa del pueblo.

Las malas noticias llegan después de un largo paréntesis de 800 años, ya que las erupciones en la península de Reykjanes comenzaron de nuevo en 2021. En palabras de Matthew Roberts, director general de la sede de IMO en el pueblo, esto puede suponer un nuevo "ciclo eruptivo".

"Esperamos ver erupciones volcánicas a lo largo de la península, no sólo repetidamente en el mismo lugar", detalló. Roberts a El Observador.

Según relató, el equipó confirmó el viernes pasado que el magma estaba penetrando el suelo, fracturando roca a lo largo de 15 kilómetros. Atravesó por debajo a Grindavík "casi como un tren de carga subterráneo", indicó el experto. 

La situación, que reviste como inédita en la contemporaneidad, es "altamente volátil". Por eso rápidamente se ordenó la evacuación, y poco después empezaron a aparecer las imágenes de carreteras gravemente agrietadas y casas dañadas por los sucesivos sismos. 

El pueblo "quebrado". (Foto: Reuters).

Según Roberts, la ciudad seguirá hundiéndose, lo que agravará los daños en edificios y carreteras. Además, en caso de erupción, la infraestructura de la zona podría sufrir daños considerables y se liberarían gases tóxicos. Las fotografías aéreas sugieren que el magma está penetrando por debajo de una visible fisura anterior, de siglos de antigüedad. 

Los planes de contingencia incluyen la construcción de barreras protectoras, conocidas como "diques", cerca de la planta geotérmica. Si bien Islandia cuenta con todo tipo de ingeniosos métodos para combatir la lava, afirma Roberts, pero "la naturaleza siempre gana si la erupción dura lo suficiente".

Temas relacionados
Más noticias de pueblo
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.