Tecnología

ChatGPT marcó una nueva era: por qué es tan importante para las empresas

Siempre y cuando las organizaciones apliquen una sólida gobernanza de los datos, los modelos de lenguaje pueden ser claves para la eficiencia y la toma de decisiones estratégicas.

Hace un año aterrizó una herramienta tecnológica que, más allá de captar el interés de Silicon Valley, sacudió los cimientos de todos los sectores de la sociedad y se consagró como la prioridad número uno en las discusiones de las empresas e, incluso, de los gobiernos.

Se trata de ChatGPT, el modelo de lenguaje artificial desarrollado por OpenAI que, con millones de usuarios alrededor de todo el mundo, se convirtió en la plataforma de internet con mayor crecimiento en toda la historia. Su capacidad para comprender y generar texto de manera coherente y contextual trascendió las expectativas y marcó el paso para el desarrollo de numerosos softwares que, hoy en día, son aliados estratégicos de las organizaciones.

Así lo confirmó Patricio Moreno, CEO de la consultora Datalytics, en diálogo con El Cronista. Contrario a una perspectiva muy popular frente a los nuevos desarrollos tecnológicos, el ejecutivo sostiene que la IA puede cumplir un rol fundamental en las empresas para humanizar los servicios y potenciar la creatividad.

Patricio Moreno, CEO de Datalytics.

A un año del lanzamiento de ChatGPT, ¿Qué balance hacés respecto del impacto de esta herramienta?

Considero que es una herramienta mayormente positiva porque viene a mejorar la forma de tomar decisiones. Te permite acceder e interpretar una cantidad masiva de datos de forma sencilla. Creo que los datos son una moneda de cambio que muchas organizaciones venían postergando y otras no. Esto también empezó a cambiar porque la tecnología misma simplificó el proceso y hasta achicó la inversión para encarar un proyecto de IA.

¿Hay casos de uso específicos de los modelos de lenguaje que consideres especialmente prometedores en el ámbito de Data Analytics?

Hoy GPT es una forma de tener conocimiento. Por ejemplo, nuestra primera implementación fue para un banco que tenía toda su información dispersa. La información no utilizada es un recurso desaprovechado y lo que hicimos fue un GPT para gobernar los datos y la información de este banco. Vos querías conocer información de tus indicadores y antes llamabas al área de marketing o llamabas al área comercial; ahora lo hablás con un GPT; toda lo que antes implicaba una reunión o un tablero de control pasó a ser una interacción con un chat interno que, cuidando la soberanía y la propiedad del dato, utiliza su habilidad de interpretación y te devuelve una solución.

¿Cuáles son las consideraciones clave al implementar modelos de lenguaje como ChatGPT en entornos de análisis de datos?

La gobernabilidad de los datos. Hoy todas las empresas tienen que entender que los datos son estratégicos, hay que cuidarlos y utilizarlos al servicio de los clientes o al servicio de lo que se dedique tu organización. Para ello las empresas tienen que ser conscientes de que existen arquitecturas de datos y herramientas para no regalar, digamos, información privada a la aplicación de GPT.

OpenAI recientemente abrió una tienda para que los usuarios puedan crear sus propios GPTs personalizados. ¿Es este el inicio de una era en términos de la personalización de los servicios y la IA?

Yo creo que hoy la personalización es la característica de la inteligencia artificial. Por eso nos gusta hablar de la humanización de los servicios de la IA. Eso es lo que va a hacer la diferenciación.

Mucho se habla sobre el posible reemplazo del ser humano por estas tecnologías revolucionarias. ¿Qué pensás al respecto?

En este momento estamos teniendo una revolución; esa revolución va a implicar que muchas tareas se van a automatizar. Entonces, los van a tener que evolucionar en su trabajo. No es que los trabajos van a desaparecer; van a evolucionar entendiendo que hay muchas partes de las tareas que van a estar dadas de forma mucho más simple.

Yo creo que lo que se viene es una evolución del trabajo mucho más basado en qué hacer nuevo que en qué es lo que venía haciendo. ¿Por qué? Porque nosotros perdemos mucho tiempo tratando de entender lo que pasó; analizamos información. Ahora lo que va a pasar es, por ejemplo, ponemos una marca de ropa en Palermo. Bueno, ¿y estamos vendiendo o no? En realidad, ya vamos a saber todo eso, lo vamos a tener en claro gracias a los GPTs. Entonces vamos a poder empezar a pensar en otro tipo de cuestiones. Todo va a ser mucho más creativo que operativo. Vamos para un mundo donde la creatividad va a hacer la diferencia

Temas relacionados
Más noticias de ChatGPT

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.