Música y salud

Mejorá tu memoria: un estudio científico comprobó que tocar un instrumento o cantar puede mantener tu cerebro en forma y prevenir el envejecimiento

La investigación se concentró en individuos con alguna experiencia musical previa.

En esta noticia

Un reciente estudio científico revela que la música no solo alegra el alma, sino que también podría ser una clave esencial para mantener nuestro cerebro ágil y prevenir el deterioro cognitivo asociado al envejecimiento.

Según investigaciones publicadas en la International Journal of Geriatric Psychiatry, tocar un instrumento musical o participar en actividades musicales puede tener un gran impacto en nuestra capacidad de memoria y función ejecutiva en las etapas más avanzadas de nuestra vida.

En este estudio, liderado por la Dra. Anne Corbett, profesora de investigación sobre la demencia en la Universidad de Exeter, Inglaterra, se examinaron los resultados de pruebas cognitivas de aproximadamente 1000 adultos con una edad promedio de 68 años.  ¿Te interesa saber cuáles fueron los resultados en la salud de estas personas?

Un estudio científico reveló los beneficios que tiene en el bienestar emocional y el cuerpo tejer o hacer crochet

Hallazgo astronómico: una nave espacial de la NASA descubrió un dato inédito del tamaño del Sistema Solar

Beneficios cognitivos de la música: cómo tocar un instrumento o cantar puede mejorar la salud mental

La música, ya sea interpretada a través de instrumentos o expresada mediante el canto, ofrece mucho más que entretenimiento o satisfacción artística. Según un artículo de Everyday Health, la Dra. Anne Corbett abre las puertas a entender cómo estas actividades pueden ser claves para el mantenimiento de una mente ágil y saludable.

Participar en actividades musicales construye conexiones en el cerebro que lo protegen del daño. (Fuente: Unsplash)

Similar a aprender un nuevo idioma o resolver acertijos, tocar un instrumento o cantar implica una estimulación cerebral constante que puede fortalecer las conexiones neuronales.

El piano, en particular, se destacó en el estudio por sus beneficios cognitivos. La complejidad y la habilidad técnica requerida para tocar este instrumento podrían tener un impacto más profundo en el fortalecimiento de las conexiones cerebrales.

El piano se destacó como el instrumento con más beneficios cognitivos. (Fuente: Unsplash)

Beneficios del canto:

  • Cantar, y en particular hacerlo dentro de un coro, no solo mejora habilidades cognitivas como la memoria y el razonamiento, sino que también introduce un elemento social beneficioso.

  • Se sugiere que parte de los beneficios de cantar provienen de la interacción y conexión social que se genera al formar parte de un grupo coral.

Aunque los beneficios son claros para quienes han tenido experiencias musicales previas, aún no se determina si comenzar a tocar un instrumento o cantar en la mediana edad o en la vejez aportaría los mismos efectos positivos sobre la cognición.

Descubrimiento científico: una investigación reveló que una parte de la leche puede prevenir el deterioro cognitivo que llega con el envejecimiento

La fruta elegida por los filósofos de la Antigua Grecia que te relaja para dormir y te ayuda para bajar de peso

La Dra. Corbett especula que iniciar el aprendizaje de un instrumento musical podría ser beneficioso para desafiar al cerebro, aunque admite que aún falta evidencia para afirmarlo con certeza.

Ciencia y salud: conocé los potenciales de la música en la cognición humana

Aunque el estudio ofrece perspectivas valiosas sobre la relación entre la práctica musical y la función cognitiva en la vejez, presenta ciertas limitaciones.

No hay efectos secundarios peligrosos en incluir música en la vida de las personas, según un investigador de la Universidad de Cambridge. (Fuente: Unsplash)

Una de estas restricciones se centra en la composición de la muestra estudiada: un 89% de los participantes tenían experiencia previa o actual en tocar un instrumento o cantar.

Esta característica del grupo investigado sugiere una posible insuficiencia de participantes sin antecedentes musicales. Esto podría limitar la capacidad del estudio para identificar diferencias significativas en algunas funciones cognitivas entre músicos y no músicos.

Además, el estudio no logró evaluar un aspecto importante de la relación entre la música y la función cognitiva: los efectos de simplemente escucharla. A pesar de esta omisión, Sebastian Walsh, investigador de salud pública en la Universidad de Cambridge, ofrece un enfoque reconfortante sobre el papel de la música en nuestras vidas.

La práctica musical ofrece una forma de "gimnasia cerebral" que desafía constantemente al cerebro. (Fuente: Unsplash)

Walsh argumenta que no existen efectos secundarios peligrosos ni contraindicaciones en hacer de la música una parte de nuestra cotidianidad.

"Interactuar con la música y tocar música es, en general, una actividad placentera y a menudo social, y tiene muchos beneficios para el bienestar", dice Walsh. "Parece que también puede tener un pequeño efecto potenciador en la función cerebral", agrega. 

Temas relacionados
Más noticias de ciencia
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.