Música

La ciencia revela el sorprendente comportamiento del cerebro en un recital: esto pasa en tus neuronas cuando ves a tu artista favorito en vivo

Descubrí cómo la música en vivo despierta emociones únicas y conecta a artistas y espectadores de manera profunda.

En esta noticia

Cuando la música suena, algo se enciende en el cerebro. No es solo una expresión poética, sino una realidad científica que capturó la atención de especialistas de todo el mundo. La relación entre el cerebro y la música, especialmente en un contexto como un recital en vivo, es un campo fértil para la investigación.

Un par de estudios científicos independientes buscaron descifrar cómo las notas musicales, al ser procesadas por nuestro cerebro, se transforman en una cascada de emociones que pueden marcar momentos vitales de cada individuo.

¿Qué procesos se activan en nuestro cerebro cuando estamos en un recital, experimentando en primera persona la música de aquellos artistas que nos apasionan? Los especialistas responden este interrogante y los misterios neurológicos detrás de nuestro vínculo con las canciones en su expresión más poderosa.

Una empresa de Bill Gates construirá las plantas nucleares de nueva generación en Estados Unidos: por qué son diferentes a las que ya conocemos

Estados Unidos se asusta con el próximo eclipse solar total: las autoridades piden que se abastezcan de alimentos y agua

Cerebro humano: ¿qué sucede en el cerebro de las personas cuando escuchan música en un recital?

Recientemente, un estudio dirigido por Sascha Frühholz, profesor de la Unidad de Neurociencia de la Universidad de Zurich, proporcionó nuevas respuestas sobre estas preguntas.

Los conciertos en vivo pueden crear una sincronía emocional entre el artista y la audiencia. (Fuente: Unsplash) 

En una entrevista concedida a El País de España, Frühholz compartió detalles sobre su investigación, la cual se centró en la experiencia de la música en vivo y su capacidad para evocar emociones más intensas que la música grabada.

El estudio de Frühholz involucró a 19 voluntarios y dos pianistas en una serie de conciertos poco convencionales, donde cada participante, acostado en una camilla, era introducido en un escáner de resonancia magnética.

Comer pescado: esto tenés que hacer si te atragantás con una espina

El poderoso ritual del Feng Shui con café y naranja que va a atraer el éxito a tu vida

Este entorno permitió al equipo investigador comparar directamente las respuestas cerebrales a la música en vivo frente a la música grabada. Lo notable del experimento fue el intento de crear una sincronía entre el pianista y el oyente, adaptando la interpretación musical en tiempo real en función de la actividad cerebral del participante.

Esta "empatía musical" demostró ser más poderosa durante las sesiones en vivo, evidenciando un nivel de conexión emocional que la música grabada simplemente no podía replicar.

La interacción en vivo entre músicos y audiencia puede influir en la interpretación musical. (Fuente: Unsplash)

Beneficios de los recitales: ¿cómo influye la música en vivo en el cerebro de los humanos?

La conexión profunda entre los músicos y su público es fundamental en los conciertos en vivo, ofrecen experiencias únicas tanto para los intérpretes como para los asistentes.

En otra comunicación del medio mencionado, una psicóloga especializada en trabajar con profesionales de la música, Rosana Corbacho, mencionó que esta conexión emocional es clave por varias razones:

Los estudios sobre la música en vivo ayudan a entender mejor cómo el cerebro procesa las emociones. (Fuente: Unsplash)
  • Intensidad emocional compartida: los artistas y el público navegan juntos por un mar de emociones durante el concierto, creando experiencias inolvidables y reforzando lazos emocionales.

  • Sentido de pertenencia: la música en vivo genera un fuerte sentimiento de comunidad y pertenencia, amplifican la respuesta emocional de la audiencia.

  • Sincronización física y emocional: estudios han demostrado que en entornos como discotecas, el ritmo cardíaco de los participantes puede sincronizarse al ritmo de la música, lo que refleja una conexión profunda a nivel neuronal.

Además, la relevancia de la música en vivo creció significativamente, como lo demuestran los ingresos de la industria:

Los conciertos en vivo pueden tener efectos terapéuticos en la audiencia. (Fuente: Unsplash)
  • Crecimiento de la industria: en 2017, los ingresos de la música en vivo ascendieron a 18.100 millones de dólares, cifra que para 2023 llegó a los 30.100 millones, según Statista.

  • Esencia de la música: la música nació para ser compartida y experimentada en vivo, un aspecto que la tecnología no ha podido suplantar completamente.

El estudio de Frühholz sobre la música en vivo apunta a varios hallazgos importantes:

  • Experiencia más intensa en vivo: la música en vivo activa el cerebro de manera más significativa que la música grabada, debido a la interacción dinámica entre el artista y el público.

  • Limitaciones y desafíos: aunque es más difícil conseguir una conexión personalizada en conciertos masivos, el fenómeno del contagio emocional permite a los artistas conectarse con grandes audiencias.
Temas relacionados
Más noticias de salud mental
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.