Vuelta al cole

Cómo manejar las emociones y la salud mental de los chicos y adolescentes en la vuelta a clases, según un especialista

Los padres no pueden desentenderse de lo que les pasa a los hijos en la escuela.

A los chicos y adolescentes puede costarles bastante la vuelta a clases como consecuencia del disfrute de las vacaciones de verano y de los miles de estímulos que tuvieron durante ese periodo con el tiempo libre, las pantallas y las distracciones.

Los padres siempre agradecen los consejos de los especialistas sobre cómo manejar la emoción y la salud mental de sus hijos con el fin de que el regreso a la escuela no sea un hecho negativo ni estresante para ambas partes.

Por qué los médicos aseguran que los niños no deben bañarse todos los días: la explicación de los especialistas de Harvard

El estudio científico que demuestra el impacto que tiene en la salud mental tener una vida desorganizada y la casa desordenada

Las aulas esperan por el regreso de los chicos. Foto: Archivo.

¿Cómo ayudar a mis hijos en la vuelta al colegio?

Según el Dr. Craig Sawchu, experto en psicología para Mayo Clinic, hay varios consejos que se pueden aplicar: 

  • Estar al tanto de las emociones de los chicos: hay que ahondar aunque les cueste exteriorizarlas. De esta manera podés descubrir cuáles son los temores de los chicos en un momento como la vuelta a clases. No hay que "soltarles la mano" apenas entren al colegio y desinteresarse por completo de lo que sucede allí.

  • Ser optimista: hay que empujar a que los chicos adopten el cambio de una manera positiva.

  • Practicar técnicas de relajación: esto es más útil para los padres, ya que así no le transmitirán el estrés y el disgusto a sus hijos. Se puede experimentar la relajación y la conciencia plena, entre otras técnicas, y se podrá estar más atento a lo que rodea a los chicos con sus preocupaciones.

  • Mantener una rutina normal: los chicos tienen que acostarse y levantarse a la misma hora todos los días, y tanto las comidas como la actividad física no pueden ser dejadas de lado ni desordenadas.

  • Encontrar apoyo en los amigos: es fundamental que los chicos formen un grupo y que puedan identificar a otros como ellos que estén en situaciones parecidas en las que les cueste volver al colegio. Juntos pueden ganar más confianza.

  • Atención con un especialista: no hay que dejar de mandar a los chicos al pediatra y/o profesionales de la salud mental.

La investigación científica que revela que las cotorras argentinas que migraron a Europa aprendieron dialectos locales

El hábito matutino que es difícil de cumplir, pero te puede ayudar a ser una persona más productiva cada día

Los chicos y adolescentes pueden sufrir estrés y ansiedad, y hay que saber entenderlos. Foto: Archivo.

El especialista también señala que es importante comprender que no todos los chicos reaccionan de la misma manera ni siempre igual, por lo que la experiencia de un año puede ser absolutamente diferente a la del siguiente.

Los chicos tienen que aprender y no sufrir en el intento. Foto: Archivo.

Sawchuk también realizó un listado con preguntas que se pueden hacer a sí mismos los padres para entender mejor lo que les pasa a los chicos:

  • ¿Te preocupa que pueda hacer amigos?
  • ¿Te preocupa que se estrese por la tarea que le mandan?
  • ¿Hay algo nuevo que le pueda causar ansiedad?

Las conversaciones con los hijos son importantes para entender su perspectiva del mundo, y tampoco está de más la posibilidad de visitar la escuela y charlar con sus autoridades para llenarse de información sobre cómo es la rutina de los chicos en su totalidad. 


Temas relacionados
Más noticias de Salud
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.