Paz cambiaria

Cuál es el poder de fuego del Gobierno para evitar una escalada del dólar

Sólo con mostrar un offer de u$s 15 millones en el MEP o en el contado con liqui ya lo calman, pero por ahora el Gobierno no quiere rifar los dólares


En las financieras no cunde el pánico con respecto a una disparada del dólar. Coinciden en que hoy el Gobierno tiene el poder de fuego para intervenir.

"Sólo con mostrar un offer de u$s 15 millones en el MEP o en el contado con liqui ya lo calman, pero por ahora no quieren rifar dólares así porque sí. En los momentos más complejos del liqui llamaron a cuatro exportadores para que liquiden a cuenta por el CCL y lo bajaron enseguida", dicen los brokers.

Por otra parte, como ya ocurrió a fines del año pasado, llegado el caso el Gobierno puede recurrir a las famosas "manos amigas" para bajar el blue.

En la jerga cuevera, se le dice manos amigas a la intervención de alguien vinculado al Gobierno que sale a vender dólares en bloques para bajar el precio del billete, mediante una orden de venta de dólares en bloque.

Las ventas en bloque se denominan a las de grandes volúmenes: al ser el blue un mercado de apenas u$s 4 millones diarios, con una orden de venta por ‘dos gambas' (u$s 200.000) ya alcanza para cambiar la tendencia alcista a bajista.

Eso provoca la baja del billete, y enseguida suele aparecer otra venta en bloque por el mismo valor, luego una tercera venta, una cuarta y hasta una quinta. Todas por u$s 200.000 cada una.

Al haber ya cinco ventas en bloque, los corredores empezaron a hablar de manos amigas, y expresan que eso provoca la baja del bille.

Dos importantes casas de cambio remarcan que este tipo de operatoria les recuerda a las épocas de cuando Guillermo Moreno estaba al frente de la Secretaría de Comercio, y apelaba a manos amigas para que ofertaran dólares para impedir que la cotización del paralelo subiera.

Ahora, en el sector dicen que el Gobierno puede llegar a triangular la operación a través de otros, para que sea más difícil detectar de dónde viene.

"Cuando el dólar empieza a bajar y a bajar, nadie compra, todos esperan al rebote del gato muerto, para empezar a comprar una vez que remonte, porque no sabés hasta cuánto puede bajar", advierte un bróker.

Las "manos amigas" suelen tener dólares baratos cuando les dan más espacio para moverse entre el contado con liquidación y el dólar oficial con las divisas vinculadas al comercio exterior.

"Puede ser que autoricen a algún importador, por medio de brokers, a traer los dólares y luego los reviente en blue, esa es otra posibilidad. O que haya intermediarios financieros que juegan a dos puntas, blue y CCL-MEP", creen en las mesas.

Otra opción es endulzar a los exportadores: permítanles liquidar algo por el dólar Bolsa y con eso calmar las aguas, ya que son dólares que entran al país, genera demanda de bonos vía paridad.

O sea, volver al 'esquema Moreno': cuando Guillermo Moreno era el todopoderoso secretario de Comercio Interior y, según dicen aunque él lo niega, autorizaba a las cerealeras a liquidar una parte de las exportaciones a través del dólar Bolsa para hacerlo bajar y reducir la brecha cambiaria.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios