Vuelta al ruedo

Vidal presentó su libro y advirtió que la grieta es "entre la política y la gente"

La ex gobernadora presentó "Mi Camino". Hizo autocrítica de sus errores, criticó al Gobierno y aseguró que "la firmeza no se proclama, se ejerce", en relación a quienes le critican su discurso dialoguista.

Esta tarde, desde la Usina del Arte, María Eugenia Vidal presentó "Mi Camino". Se trata de un libro en el que relata su paso por la gestión bonaerense. Según ella misma evaluó, contiene una fuerte autocrítica sobre algunas de las falencias de su administración.

Por ejemplo, analiza la relación con Roberto Baradel y los días de clases perdidos. También indaga sobre su relación con sus dos "padres" políticos, Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta. En este sentido, recordó que cuando asumió en La Plata "pasamos de ser un gobierno que durante ocho años habíamos estado los tres juntos tomando decisiones a que los tres tuviéramos responsabilidades distintas. Eso fue como irme de mi casa".

Por otro lado, sobre la actualidad del país, aseguró que la actual grieta no es entre el Frente de Todos y Juntos por el Cambio, sino "entre la política y la gente. Muchos políticos solo están interesados en ver si tienen razón y en atacar al otro, pero no en decir la verdad y dar respuestas a los problemas".

En este sentido, ejemplificó que esa brecha se observa en distintos ejemplos, como "con la vacunación vip. Militantes kirchneristas se habían vacunado mientras adultos mayores seguían esperando".

También apuntó a Alberto Fernández. Dijo que entendía que pidiera un esfuerzo, pero que "no admite que se equivocó", y que "hoy estamos así porque no hay un plan de vacunación que haya funcionado".

Por otro lado, volvió a hacer hincapié en la importancia del consenso para resolver los problemas estructurales del país. "Es difícil, pero no por eso hay que dejar de intentarlo. Hay que entender que el consenso no es tibieza. La firmeza no se proclama, se ejerce. No soy firme por insultar al Gobierno en un tuit, soy firme si cuando gobierno doy las batallas que hay que dar", evaluó, y repasó algunas de las políticas de su gestión, como el enfrentamiento con las barras bravas.

Respecto a una posible candidatura, no despejó incógnitas sobre sus intenciones para este año ni para 2023. "Todavía discutimos públicamente la fecha de la elección, hay tiempo para definir. Me da tranquilidad ver que Juntos por el Cambio creció, hoy tiene más liderazgos", analizó.

Sobre su gestión, analizó que desde abril de 2018 tuvieron que afrontar una "enorme crisis", y que el conurbano bonaerense era el lugar que más la padecía.

En relación a la estrategia electoral de 2019 y la posibilidad de haber sido candidata a presidenta en ese entonces, confesó que no se arrepiente "de haber rechazado el Plan V ni el desdoblamiento. Cuando uno empieza a buscar candidaturas alternativas, a ver estrategias electorales de fechas, es que hay algo más profundo que está mal"

Vidal también resaltó que fue la primera gobernadora de la provincia de Buenos Aires y reafirmó que sigue existiendo una brecha de género que dificulta el camino. "Las mujeres que queremos ocupar un espacio de poder tenemos más costos que los varones. No vi nunca que a un gobernador varón le preguntaran cómo iba a hacer con la casa y cómo iba a cuidar a los hijos. Eso me lo preguntaron a mí y a otras gobernadoras mujeres", recordó.

En este sentido, hizo una autocrítica por la escasa participación femenina durante su gobierno y en su gabinete. Sostuvo que "no haber tenido un gabinete con paridad hoy no se puede justificar"

Tags relacionados

Compartí tus comentarios