Efectos secundarios

SIRA y SIRASE para importaciones: midieron el efecto en los dólares, competitividad e inversión

La cámara que nuclea al sector exportador cuantificó el efecto de la falta de competitividad y la sobrerregulación en el ingreso de divisas. ¿Cuántos dólares pierde la Argentina por año?

En esta noticia

En el marco de la presentación de la Estrategia Nacional Exportadora, que busca impulsar el crecimiento económico y la generación de empleo en el país, la Cámara de Exportadores de la República Argentina (CERA) advirtió por la falta de creación de nuevas pymes exportadoras y la concentración en el sector.

"Desde hace 16 años, las cantidades exportadas por Argentina se encuentran estancadas, en un contexto de crecimiento del comercio internacional y más allá del signo político de los distintos gobiernos", destacó Fernando Landa, titular de la entidad en una presentación exclusiva para prensa.

Del mismo modo apuntó a los distintos contextos económicos y la introducción de planes productivos y exportadores como indiferentes de cara a lograr incrementar el ingreso de divisas por exportaciones.

En ese sentido, el documento que fue debatido junto a los equipos de todos los candidatos presidenciales, precisó que los problemas de "baja competitividad, confiabilidad y consistencia institucional" han provocado una pérdida de empresas exportadoras: "una privatización de la canasta exportadora" y una caída de la participación de Argentina en el comercio internacional que hoy representa sólo 0.34 % (2022).

Según CERA, esto reflejó a una pérdida de u$s 32.000 millones en 2022 mientras que para el ciclo actual la falta de competitividad aumenta por el efecto de la sequía.

"En 2023 el sesgo antiexportador se agrava producto de la aplicación de CEF/ SIRA / SIRASE y restricciones de cantidad y de capital", advirtió la entidad y destacó que como consecuencia de estas medidas la inversión extranjera directa en la componente aportes de capital llega a su mínimo histórico.

En relación al bajo nivel de inversión, pese a que la cifra global muestra un incremento de 120% interanual, Landa señaló que la gran mayoría del capital registrado forma parte de la deuda con matrices y filiales y, por otro la reinversión de capitales "por la imposibilidad de girar utilidades al exterior". 

Este panorama, explicó, se traduce en una estimación que descontará u$s 12.000 millones de exportación en 2023, más el efecto negativo de la sequía, en torno a los 20.000 millones de dólares, lo que baja la participación a 0,25 % en el comercio global.

Menos empresas



El número de empresas que venden al exterior se redujo un tercio en los últimos 15 años, con una "preocupante" baja en la tasa de natalidad de exportadores. Asimismo, la participación de las pymes en la exportación ha caído al 7%, el valor mínimo de la última década, mientras que en los países en desarrollo representan en promedio el 18% de las ventas externas.

Por su parte, la canasta exportadora argentina exhibe un alto componente de bienes primarios, lo que hace más complejo "alcanzar los objetivos de empleo y desarrollo".

Lejos de la percepción de "granero" o "supermercado" del mundo, desde CERA destacaron que, a lo largo de los años, el país ha perdido participación en el comercio internacional, pasando del 0,52% en 1998 al 0,34% en la actualidad. A su vez, Argentina ha cedido participación en las importaciones de Brasil, su principal socio comercial (del 14% en 1996 al 5% en 2022).

Tiempo de definiciones

El informe que consta de 140 medidas fue desarrollado por el Instituto de Estrategia Internacional de CERA a partir de experiencias similares en otros países, el análisis de las principales tendencias del contexto global, y encuestas a la mayoría de los exportadores del país.

La propuesta que se presentó en la nueva sede de la entidad, en Av. Leandro N. Alem 800, apunta a 6 ejes (relacionamiento externo, impuestos y restricciones, facilitación del comercio, logística, financiamiento, inteligencia y promoción comercial) que impulsan el crecimiento del sector externo, "brindando trabajo y desarrollo".

A modo de resumen, Landa desarrolló las propuestas fundamentales, que se resumen en los siguientes puntos:

Fortalecer la institucionalidad: Competitividad como política de Estado, tratar en el congreso los acuerdos con implicancia geopolítica, participación institucionalizada del sector privado, transparencia y establecimiento de infraestructura crítica

Multilateral; Ingreso a OCDE, ingreso al acuerdo de subvenciones a la pesca y resolución del problema de la pesca en la ZEE y en la milla 201

Impuestos y restricciones: todos los puntos, incluyendo en particular derechos, IVA, impuestos indirectos, restricciones cuantitativas no permitidas por OMC, la restricción cambiaria respecto de la liquidación mandataria de ventas de exportación y las penalidades adicionales fuera de lo permisible por la constitución.

Implementación del acuerdo de facilitación de comercio en forma plena, reforma del código aduanero

Reconfiguración logística; puerto de Buenos Aires, hidrovía, Open Access, bitrenes con foco en aportes tecnológicos para competitividad y sustentabilidad

Relacionamiento; Propone asimismo una ruta y modalidad de vinculación Mercosur (India entre ellos) y acuerdos bilaterales con USA, Brasil, Chile, México y otros

Temas relacionados
Más noticias de SIRA

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.