AlivioExclusivo Members

La industria del vino deja de pagar u$s 40 millones por la quita de retenciones

La industria del vino registró, hasta agosto, una caída del 28,9% en los despachos al exterior. La medida viene a traer un poco de alivio al sector. Pero los bodegueros reclaman tratados de libre comercio

Desde el 1° de septiembre, los productores vitivinícolas dejan de pagar el 4,5% de retenciones a las exportaciones. Con esta medida el sector se ahorrará u$s 40 millones por año, según cálculos del Instituto Nacional de Vitivinícola (INV).

Sin embargo, ante la caída del 29% en los despachos al exterior, los bodegueros insisten en que se avance en tratados de libre comercio como su principal competidor: Chile.

El Ministro de Economía, Sergio Massa anunció a fines de junio el quite de las retenciones para las economías regionales a partir del 1° de septiembre que incluye al vino.

"Calculamos que unos u$s 40 millones por año se van ahora a recircular dentro del mercado del vino", dijo Martín Hinojosa, director del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV).

La Argentina exportó en los ocho primeros meses de 2023, 131 millones de litros de vino. Se trata de 53,1 millones menos que en igual periodo de 2022, que se traduce en una caída interanual del 28,9% . De ese total, 103 millones (78,7%) corresponden a vinos fraccionados (lo que muestra una caída del 24,9%) y 28 millones (21,3%) son vinos a granel (que tuvieron una fuerte desaceleración del 40,4%).

Para los bodegueros, la caída de volumen es el resultado de "la falta de competitividad del tipo de cambio, frente a los incrementos de costos que tuvieron los vinos". 

Milton Kuret, director ejecutivo de Bodegas Argentinas, sostuvo que; "la disminución de las exportaciones de vinos es un fenómeno que afecta a otros países productores también. Las preferencias de los consumidores van cambiando y de pronto no siempre podemos adaptarnos a esa velocidad de cambio".

 Aunque reconoció que "la falta de acuerdos comerciales, afecta y es algo en lo que venimos exponiendo a las autoridades a la par de la retenciones. La Argentina paga en promedio 5% por acceder a mercados donde otros países no tienen aranceles", concluyó.  

El pedido por acuerdos de libre comercio

 La vitivinicultura como actividad económica está presente en 18 provincias argentinas. Hasta el 31 de agosto, las bodegas que al año exportaban hasta u$s 500.000 no pagaban retenciones. Las que venden entre u$s 500.000 y u$s 1 millón al año pagaban el 50% de la tasa vigente de derechos a las exportaciones, que es del 4,5% sobre el total facturado.

Según Hinojosa, por cada factura de u$s 100.000 que se exportan, los productores "debían pagarle u$s 4500 al Estado en carácter de retenciones. Es decir que, luego de pagar las retenciones, lo que le quedaba al productor eran u$s 95.500".

Ahora, no solo le quedará el total de lo que se exporta, sino que además, recibirán el 7% en concepto de reintegro a las exportaciones. Esto significa que por cada u$s 100.000, el productor se quedará con u$s 107.000.

Si bien la medida es celebrada por el sector, desde Wines of Argentina (WofA), organización que promueve la marca Vino Argentino en los mercados mundiales, si bien celebraron la medida también sostuvieron que "se mantiene firme nuestro compromiso de seguir trabajando para lograr políticas de estado para el sector exportador, acompañadas por acuerdos internacionales largamente solicitados y el apoyo en la promoción de nuestros productos en el mundo".

"En la Argentina tenemos otros problemas que se suman; la macroeconomía que nos afecta y la particularidad de la industria del vino en la que tuvimos una cosecha baja por los efectos climáticos lo que generó una disparada en los precios de las materias primas muy por encima de la variación del tipo de cambio", agregó Kuret. 

"Este combo explosivo compromete la competitividad de los vinos argentinos en un mundo altamente competitivo y diversos en orígenes y marcas", agregó, el especialista de Bodegas de Argentina, la cámara que nuclea a más de 200 socios vitivinícolas.

"Venimos sufriendo la distorsión del dólar divisa.  El tipo de cambio viene muy retraso. El 4,5% que pagábamos en derechos para exportar, nos da una cuota extra, porque el tipo de cambio no refleja los costos", agregó por su parte José Zuccardi directo de la bodega que lleva su nombre.

Temas relacionados
Más noticias de vino

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.