Bienestar

La verdura mágica que te ayudará a producir colágeno y lucir una piel de porcelana

El cuidado corporal está directamente relacionado con la alimentación y la incorporación de este vegetal, lucirás un rostro radiante.

 Con el paso del tiempo, la piel tiende a perder elasticidad y comienzan a verse en el rostro algunos signos de la edad como pequeñas arrugas o líneas de expresión indeseadas. Pero existe un tip infalible para revertirlos.

Este es el tónico de origen natural que te hará ver 10 años más joven

Está comprobado que el cuidado corporal está directamente relacionado con la alimentación. Mantener una dieta variada y saludable te aportarán los nutrientes, vitaminas y minerales necesarios para tener un cuerpo hidratado, y sin signos de la edad.

El secreto para tener una piel de porcelana sin cirugías. Fuente: archivo

Otra de las claves para mantener una piel limpia, fresca y tersa sin intervenciones quirúrgicas es a través de la actividad física. Con la práctica regular de deporte podrás eliminar toxinas y prevenir la retención de líquidos que suele provocar hinchazón en ciertas zonas del cuerpo.

Además, la realización de ejercicios promoverá aumentar la potencia corporal y menor riesgo al estrés, lo que se traduce como un menor daño al cutis. Incluso, influye en un mejor flujo de oxígeno, abriendo los vasos sanguíneos.

Para tener una piel de porcelana no es necesario recurrir a los costosos tratamientos estéticos o comprar cremas en el mercado, existen alternativas naturales y caseras para obtener mejores resultados.

Uno de los trucos de belleza mejores guardados es esta verdura que te ayudará a producir colágeno de manera natural y lucir un rostro radiante.

Cuál es la verdura para tener piel de porcelana

Para reducir las arrugas del rostro podrás probar con incorporar cebolla en tu alimentación. Este ingrediente natural te ayudará a producir colágeno, una proteína esencial para el cuidado de la piel.

Este componente hará que tu rostro luzca más joven y terso, contribuye a la cicatrización de heridas. El colágeno del cuerpo disminuye con el paso del tiempo, por eso es clave incorporarlo de manera complementaria.

La cebolla tiene propiedades antioxidante y antiinflamatorias que entregarán firmeza a tu piel y la harán lucir más joven.

Cómo preparar colágeno con cebolla

Para ver los mejores resultados, además de incorporar la cebolla a tu dieta diaria, podrás elaborar tu propio colágeno y aplicarlo en forma de tratamiento sobre la piel. Es muy fácil de hacer.

Ingredientes:

  • 1 cebolla
  • 1 cucharada de linaza
  • 1 taza de agua
  • 150 mililitros de leche
  • 1 cucharada de almidón
  • 1 cucharada de agua de rosas
  • 1 cucharada de aceite de linaza
  • 1 cucharada de aceite de jazmín

Preparación:

  1. Colocar las cáscaras de cebolla y semillas de linaza en un recipiente, previo a agregarle el agua y dejar hervir durante unos diez minutos. Cuando haya reposado, trasladar a un recipiente.
  2. Poner la leche junto al almidón en otro contenedor y también se pasa al fuego. Retirar de la llama cuando se note una mezcla espesa.
  3. Agregar dos cucharadas de esta última preparación, a la primera. Luego, adicionar agua de rosas, el aceite de linaza y jazmín.

Para su aplicación es recomendable utilizarlo por las noches tres veces por semana. Primero, debes asegurarte de que el rostro y cuello estén limpios.

Aplícalo sobre la piel con un algodón embebido en la preparación. Déjala actuar por unos 45 minutos. Retirar con agua tibia. Y ten en cuenta consultar con tu dermatólogo antes de probar cualquier producto.

Temas relacionados
Más noticias de Bienestar