Búsqueda laboral

Cambian las entrevistas laborales: cómo salir ganando con el nuevo método que usan las empresas

Cada vez más, las entrevistas de trabajo se apoyan en la tecnología. Desde videollamadas hasta inteligencia artificial. Cómo preparase para los nuevos métodos.

En esta noticia

La tecnología llego hace tiempo al área de RR.HH. y las empresas la aplican cada vez más para trabajar con empleados actuales pero también para modificar los procesos de contratación. Las empresas están usando entrevistas de trabajo virtuales o pregrabadas, aprovechando las técnicas que se apoyan en inteligencia artificial (IA). Estas entrevistas suelen acortar el proceso de contratación, lo que abarata el coste para las empresas de encontrar a los candidatos adecuados.

Es por eso que cada vez más postulantes se están enfrentando por primera vez a un bot automatizado que lleva a cabo la entrevista laboral. De hecho, ya existen entrevistas de vídeo automatizadas (AVI), donde un robot hace unas cuantas preguntas predefinidas, dando al candidato un breve espacio de tiempo para responderlas, y toma una decisión sobre la persona en ese mismo momento. Los expertos las llaman entrevistas dirigidas por I.A.

Por esto, conviene conocer cómo posicionarse ante una entrevista guiada por la tecnología.

Nuevas entrevistas laborales: cómo prepararse

Según los expertos de la revista Harvard Business Review, "el primer paso para prepararse es ser consciente del tipo de entrevista al que se va a someter. Existen diferentes tipos, dependiendo de cómo se utilice la tecnología en el proceso de selección, y la IA puede estar implicada en diversos grados".

A su vez, agregaron que: "también es importante tener en cuenta que no todas las entrevistas en vídeo utilizan tecnología de I.A. Por ejemplo, algunas entrevistas consisten simplemente en la grabación de un vídeo, que luego verán los responsables de contratación. En otras, la I.A. procesa distintos tipos de datos recogidos durante el vídeo. He aquí algunos tipos clave de entrevistas".

Los expertos recomiendan estar atento a ciertas palabras clave en los mails relacionados con la propuesta laboral. Términos como aprendizaje automático, análisis predictivo, algoritmos de decisión, motores de recomendación o decisión basada en datos pueden indicar que la entrevista será asistida con tecnología. "Si una persona identifica estos términos, puede esperar que se recopilen tres tipos de datos: visuales (expresión facial, movimiento de los ojos, movimiento de las manos), verbales (vocabulario, palabras clave) y vocales (tono de voz, pronunciación). Las entrevistas dirigidas por IA utilizan los datos recogidos para generar automáticamente una predicción sobre si el candidato es la persona que están buscando", explicaron los expertos de Harvard.

"En nuestra investigación, descubrimos que esta experiencia suele ser confusa e inquietante. Los solicitantes de empleo se ven arrastrados en dos direcciones: Por un lado, la novedad de la tecnología y la calidad ‘superior' que a veces se atribuye a la IA les hace sentir que se trata de una experiencia futurista destinada a superar los prejuicios humanos. Por otro, la falta de conexión humana durante la entrevista y la tensión del momento es una mezcla desalentadora que aumenta la ansiedad. Advertimos de que la glorificación de la tecnología se basa a menudo en una idealización y una mala comprensión de lo que la IA puede (y no puede) hacer", advirtieron los expertos.

Trucos para una entrevista laboral exitosa

A la hora de hacer frente a estas entrevistas, los especialistas recomiendan: "Enfrentados a una AVI, tendían a comportarse de forma poco natural. La gente nos contó cómo se ajustaban de maneras que pensaban que les harían parecer mejores, manteniendo una postura rígida, una mirada fija y utilizando las manos lo menos posible. Al intentar causar una buena impresión al algoritmo, muchos de nuestros entrevistados nos dijeron que sentían que ellos mismos se estaban convirtiendo en robots", contaron los investigadores.

En segundo lugar, aconsejaron repetir el mismo ejercicio, con tu amigo haciendo preguntas, pero con la cámara apagada. "Será más incómodo hablarle a una pantalla negra, pero te estarás acercando a lo que será utilizar AVI. De nuevo, grábate a ti mismo, analiza la grabación, identifica lo que hiciste bien y observa si hubo diferencias en esta ronda", continuaron.
 

Temas relacionados
Más noticias de Empleo

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.