Gusto por el riesgo

Cambio de planes: los bonos de deuda ley local vuelven a seducir

Ante la señal de que se van a respetar los contratos, subieron los bonos con fuerza. Se comprimió el spread por legislación ante señales del presidente electo. Vuelve el atractivo del riesgo.

El mercado festejó las señales de Milei sobre el respeto a los contratos. Fue un mensaje que insinúa que no se va a defaultear la deuda, independientemente de su legislación.

Por ello, los bonos se dispararon y comprimió el spread por legislación. Ante estas señales del presidente electo, el mercado recomienda bonos más riesgosos, con legislación local.

Por qué recomiendan ser selectivo con las accionesLos bonos vuelven a subir y el mercado recalibra expectativas con Milei


Todos los tramos de la curva subieron, marcando una ganancia promedio del 14% entre el lunes y el viernes de la semana pasada, lo que pareciera reflejar que el mercado interpretó las definiciones como una gran noticia.

En el recuento, los bonos Ley de Nueva York subieron 9% desde la segunda vuelta y los bonos de mayor riesgo (2029, 2030, 2035 y 2046) comenzaron a tener un desempeño superior nuevamente.


El spread por legislación se comprimió a los menores niveles en tres meses, prácticamente a la mitad: de casi 20% al 10,5 por ciento.

Los inversores suelen buscar cobertura legal en los bonos de ley extranjera cuando sospechan que los contratos no se van a cumplir. Pero si hay señales en sentido contrario, el mercado encuentra incentivos para dejar de priorizar los globales y volver a evaluar el atractivo de bonos con ley local.

Los analistas de Portfolio Personal Inversiones (PPI) explicaron que tras el discurso de Milei posterior a la elección, con la idea de respetar los contratos y obligaciones, era esperable un escenario constructivo para los títulos independientemente de su legislación.

En esta línea, detallaron que se observó una compresión significativa del spread entre los títulos Ley Argentina y Ley New York.

"El precio promedio de los bonares se incrementó en 18,1%, reduciendo el diferencial entre ambas legislaciones que pasó de 18,1% el viernes antes de las elecciones a 10,5%. La reducción del spread debería ser más notoria en el AL30/GD30 en la medida que avance el gobierno de Milei, dado que la intervención oficial en los dólares financieros debería esfumarse", detallaron.

De esta manera, el mercado comienza a ver valor en los bonos con ley local, pudiendo darle mayor potencial alcista a estos bonos respecto de la deuda con legislación extranjera.

Javier Casabal, estratega de Adcap Grupo Financiero, remarcó que los bonos ley NY han estado superando fuertemente a sus pares de legislación local durante las últimas semanas, y remarcó que la dinámica se potenció tras las elecciones.

"La contundente victoria de Javier Milei parece haber transmitido un fuerte mensaje a los mercados: El pueblo argentino eligió votar por un cambio, uno de derecha. Ese mensaje parece interpretarse como una gran noticia. Los bonos de mayor riesgo comenzaron a obtener mejores resultados nuevamente", explicó.

"Considerando este mayor apetito por el riesgo, los bonos ley argentina podrían verse con otros ojos. Además, estos bonos han tenido un desempeño inferior al de sus pares 'ley Nueva York' a medida que los mercados se estaban ajustando a la alta incertidumbre del período electoral. Creemos que los bonos de ley argentina parecen baratos frente a los bonos de ley extranjera y el diferencial de la legislación debería ajustarse", comentó Casabal. El analista ve con buenos ojos el tramo a 2038.

"Recomendamos operar el diferencial de legislación los bonos 2038 ya que ofrece la mejor oportunidad riesgo-recompensa en comparación con el resto de los diferenciales de la curva soberana", puntualizó.

Los bonos de ley local a 2030 rinden 45%, contra los 41% que rinde el mismo bono con legislación extranjera. En el bono a 2038, estos operan con tasas de 28% en ley local y 34,5% ley NY. Finalmente, el AL35 rinde 24%, versus el 23% del GD35 y el AL41 rinde 22%, versus el 21,7% del GD41.

Los analistas de Facimex Valores señalaron que esperan una fuerte compresión de la brecha por legislación. Por ello recomiendan comprar el Bonar 2030 y vender el Global 2030.

"El nuevo gobierno planteará un camino de corrección de los desequilibrios; lo que debiera motivar una muy fuerte compresión de la brecha por legislación, tal vez dependiente de que se relajen ciertas restricciones", detallaron. 

Desde la mesa de trading de un banco local también consideran atractivo comprar bonos con ley local.

"La deuda ley local suele tener un upside mayor ante un igual tratamiento de los contratos. Si el presidente garantiza el tratamiento de los bonos, tiene menos sentido en el margen buscar bonos ley internacional. La deuda ley local opera con un rendimiento mayor y con paridades más bajas, por lo que hoy tiene mas sentido hacer una apuesta", afirmaron.

Finalmente, Juan Pedro Mazza, estratega de Cohen, también remarcó el bono a 2038, aunque prefiere mantenerse en bonos de ley extranjera.

"Seguimos priorizando bonos bajo ley Nueva York, particularmente el GD30 o el GD38 regido por los términos de la reestructuración del 2005. Si bien los bonos soberanos continúan mostrando un fuerte repunte, creemos que los riesgos de la deuda se mantienen vigentes. La herencia económica que recibirá el gobierno es crítica y su margen de acción se mantiene acotado. Todavía faltan definiciones concretas sobre el equipo y el plan económico", dijo Mazza.

Temas relacionados
Más noticias de dólar
Dólar hoy: a cuánto cotiza el oficial en los bancos de la City este lunes 4 de marzo
Lunes, 4 de marzo de 2024
Dólar blue hoy: a cuánto cotiza el lunes 4 de marzo con el MEP y el CCL
Lunes, 4 de marzo de 2024

Las más leídas de Finanzas y Mercados

Destacadas de hoy

Cotizaciones

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.