Recomendaciones polémicas

Adiós papada: así funciona el mewing, un ejercicio viral de TikTok para eliminarla

Una técnica simple con promesas grandes, pero muchos críticos.

En esta noticia

El mewing, una técnica que ha capturado la atención de millones en TikTok, promete moldear la línea de la mandíbula y reducir la papada simplemente reposicionando la lengua. Este método no quirúrgico ha generado un fervor entre quienes buscan mejorar su perfil facial sin recurrir a intervenciones costosas.

¿Qué es el mewing?

Originado por el ortodoncista británico doctor John Mew, el mewing implica colocar la lengua contra el paladar y mantenerla allí durante el mayor tiempo posible. Según sus proponentes, esta posición puede ayudar a remodelar la mandíbula y el paladar a lo largo del tiempo, mejorando así la apariencia de la línea de la mandíbula y reduciendo la papada, de acuerdoEverydayHealth.com.

La práctica del mewing requiere que la persona cierre la boca y coloque la lengua en el paladar, con la punta justo detrás de los dientes superiores frontales. El objetivo es mantener esta postura tanto como sea posible a lo largo del día. Se recomienda empezar con duraciones cortas, como 20 segundos, e ir aumentando gradualmente, dicen en Rejuvenation Health.

@rickylemon99 Replying to @MikeRapTok %u266C original sound - Ricky Limon

Cambios estéticos y beneficios reportados por el mewing

Aunque el mewing se ha viralizado como una solución para la papada y otros problemas estéticos faciales, sus resultados y beneficios varían significativamente entre individuos. Algunos usuarios en plataformas como YouTube y TikTok han compartido transformaciones notables, mientras que otros indican cambios más sutiles o nulos.

Además de los cambios estéticos, algunos practicantes de mewing reportan mejorías en problemas como la apnea del sueño y la respiración por la boca, atribuyendo estos beneficios al cambio en la postura de la lengua que promueve una mejor respiración nasal.

Precauciones y perspectivas críticas

No obstante, expertos en ortodoncia y salud dental advierten que el mewing no debería ser visto como un substituto para tratamientos médicos convencionales, especialmente para aquellos con problemas dentales o de mandíbula significativos. 

Aunque la técnica es inofensiva en sí, confiar exclusivamente en mewing para tratar condiciones ortodónticas podría resultar en una falta de tratamiento adecuado y agravamiento de problemas existentes.

En resumen, mientras el mewing ofrece una opción atractiva y de bajo costo para quienes buscan mejorar su perfil facial, es fundamental acercarse a esta práctica con expectativas realistas y considerar la opinión de profesionales calificados antes de descartar otras opciones de tratamiento más establecidas y respaldadas científicamente.

Temas relacionados
Más noticias de Viral