Crimen

Adorni sobre el crimen de Barracas: "No me gusta definirlo como..."

El vocero presidencial reforzó la postura del Gobierno nacional ante los casos de violencia mencionando que "está mal, sea quien sea" y reafirmó que "estas cosas no pueden seguir pasando" en ninguna parte del mundo.

El vocero presidencial Manuel Adorni realizó declaraciones tras el asesinato de tres mujeres de la comunidad LGBT en el barrio porteño de Barracas, afirmando que es "injusto hablar solo de este episodio cuando la violencia es más abarcativa".

En su habitual conferencia matutina, el vocero expresó una condena genérica al ataque y reafirmó la postura del gobierno respecto a la violencia de género y en general. "No me gusta definirlo como un atentado hacia un determinado grupo, colectivo, está mal, es terrible, repudiable, sea contra quien sea", subrayó, desmarcándose de la categorización que los movimientos de reivindicación LGBT hacen sobre que esta clase de crimenes son de "odio", en este caso hacia lesbianas,  razón por la cual  también se los denomina como "ataques lesbofóbicos". 

"Es injusto hablar solo de este episodio cuando la violencia es más abarcativa", expresó Adorni. "Está mal, sea a quien sea", agregó el funcionario, para evitar un pronunciamiento específico.  

Manuel Adorni en conferencia de prensa 

 Adorni extendió sus condolencias a las familias de todas las víctimas y destacó la necesidad de reflexionar sobre la violencia en todas sus formas. "Estas cosas no pueden seguir pasando. Ni acá ni en ninguna otra parte del mundo", enfatizó.  

Crimen de Barracas: que pasó y como sigue el caso

El hecho tuvo lugar el lunes 8 por la madrugada cuando Justo Fernando Barrientos incendió la habitación de la pensión, ubicada en la calle Olavarría al 1600, donde vivían dos parejas lesbianas. 

La única sobreviviente es Sofía Castro Riglos de 49 años que aún permanece internada en el Hospital del Quemado, aunque con lesiones menos graves, y ya declaró en la causa.

Las fallecidas fueron Pamela Cobas, Roxana Figueroa y Andrea Amarante, quien fue una sobreviviente del trágico incendio de Cromañón en 2004.

"Él les decía 'engendros' por su condición sexual. Les decía 'tortas', 'gorda sucia'", reveló un vecino. Sin embargo, otros habitantes niegan algún conflicto previo entre el detenido y las víctimas: "No entiendo qué pasó. No lo justifico".  

Según distintos testimonios, Barrientos siempre expresó odio hacia Cobas y Figueroa -quienes eran pareja- por su orientación sexual.

Temas relacionados
Más noticias de Manuel Adorni

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.