CAMPAÑA

López Murphy disparó contra el Gobierno: "Cuando estábamos presos en nuestras casas, había festichola en Olivos"

El precandidato por Republicanos Unidos se mostró muy crítico con la gestión actual y apuntó contra la política exterior de Alberto Fernández.

Cotizaciones relacionadas

Ricardo López Murphy, precandidato a diputado por la Ciudad de Buenos Aires de Republicanos Unidos que competirá en la interna de Juntos por el Cambio, se refirió a la actualidad política y económica y fue contundente: "Acá esta el dedo de Cristina, el dedo de los amigos, el capitalismo de amigos".

Según el economista, la Argentina "desperdició la mejor oportunidad que tuvo" en las primeras décadas de este siglo cuando en el mundo había "precios excepcionales, con tasas de interés muy bajas" y los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, según López Murphy, se encontraban "en una fiesta populista que nos ha costado enormemente".  

Milei suma a figuras de Lavagna para potenciar su armado electoral en la Ciudad

"Al país le falta racionalidad en su organización económica" ya que no se tiene en cuenta a la clase media y a las pequeñas y medianas empresas, señaló. "No hay sociedad pluralista si no hay una gran clase media porque, en general, cuando uno tiene solo los extremos la resolución de esos problemas es autoritaria", dijo en LN+.

"Por eso la democracia republicana, ese sistema que tanto aborrece Cristina Kirchner, la sociedad abierta, se ha desarrollado en ambientes de amplísimas clases medias", manifestó. Y remarcó que en la Argentina está "el dedo de Cristina". 

¿Máximo Kirchner presidente? Una encuesta midió su imagen en todo el país y hay sorpresas

Y refiriéndose a un "capitalismo de amigos" evaluó que devasta a las Pymes: "Hay PyMEcidio (sic.). Les ponemos 170 impuestos, les ponemos regulaciones prohibitivas, les ponemos una legislación laboral intolerable", enumeró.

"Agrandamos los amigos del poder y destruimos la base dinámica de la sociedad y de la economía. Pero lo más grave es que la sociedad pierde esa capacidad de movilidad social, de sueños, de ambiciones", disparó López Murphy.

En este marco, también se refirió a las visitas que el presidente Alberto Fernández recibió en la quinta presidencial y la polémica en torno a estas, lo que López Murphy denominó el "vodevil" de Olivos.

Documento exclusivo: el decálogo de Alberto Fernández para mostrar la gestión en la campaña

Expresó que el escándalo refleja "la degradación y la desigualdad ante la ley", y aseveró con dureza: "Cuando teníamos a los chicos sin clases, cuando estábamos presos en nuestras casas, había festichola en Olivos, pagada con los recursos de los contribuyentes, y desigualdades ante la ley como el vacunatorio VIP".

Por otro lado, se refirió a lo que considera como el "descuido de la defensa nacional", momento en el que se refirió a los dichos de Alberto Fernández al calificar a la Organización de los Estados Americanos (OEA) como un "escuadrón de Gendarmería", lo que López Murphy consideró incorrecto ya que "trata a la entidad como un sicariato".

"Me sentía seguro cuando Patricia Bullrich era ministra. No me siento seguro con Sabina Frederic. ¿Qué ascendente se puede tener sobre las fuerzas de seguridad cuando se las denigra arbitrariamente? Fernández habla como si lo peor fuera ser un escuadrón de Gendarmería. Yo estoy orgulloso de los centinelas de la patria", arrojó.

La paz en Juntos duró poco: ahora Morales le pegó al "globlito y el bailecito" de Larreta

En otro momento, consultado sobre su armado de lista con outsiders de la política, López Murphy explicó sus razones: "Hay un deterioro de la democracia representativa, tenemos que recrear el vínculo con la sociedad que necesita que haya frescura, otros enfoques, otros temas", indicó.

Frente a esto, considera que "esta elección es crucial para las libertades" y que, para ganarle al kirchnerismo, "hay que hacer la alianza más grande posible".

Las cinco herramientas con las que el gobierno buscará ganar los comicios

Finalmente, López Murphy criticó la política exterior argentina y especificó que él ve "una distancia inmensa entre el frente opositor y el modelo kirchnerista" que observa reflejado en el alineamiento con otros países que el oficialismo demuestra.

"Con el gobierno anterior fuimos a la Corte Internacional de Justicia para denunciar los crímenes de Venezuela junto a Canadá, ahora volvimos a estar con Cuba, con el matrimonio Ortega-Murillo (de Nicaragua) que como método electoral pone presos a los opositores", comparó con dureza el precandidato, a lo que concluyó irónico: "Nos falta ser socios de Lukashenko, de Bielorrusia".




Tags relacionados
Noticias del día

Comentarios

  • AG

    alejandro gubich

    03/08/21

    Festicholas.... Qué antiguo!!!!

    0
    0
    Responder
  • CA

    Claudia Analía

    03/08/21

    Había festicholas y encima ahora se hacen los víktimas... XDió!

    2
    0
    Responder