Una buena

El inesperado elogio de Cavallo a una medida del Gobierno: "inteligente..."

En una entrada que tituló "Entre tantos desaciertos, al menos una medida inteligente", Domingo Cavallo consideró que una reciente disposición oficial podría ser un paso hacia la reunificación y liberalización del mercado cambiario, siempre y cuando se realicen las acciones adecuadas.

El exministro de Economía, Domingo Cavallo, un duro crítico de las medidas económicas del Gobierno, sorprendió con un elogio a una disposición oficial recientemente adoptada al referirse a que "desde el 1 de octubre, se ha permitido que empresas y personas ingresen capitales y financiamiento externo a través del CCL (contado con liquidación)", una operación que antes estaba prácticamente prohibida "porque quien la hiciera, quedaba imposibilitado de operar en el MULC (mercado único y libre de cambios, que no es ni único ni libre)".

En una entrada que tituló "Entre tantos desaciertos, al menos una medida inteligente", Cavallo consideró que esta medida podría ser un paso hacia la reunificación y liberalización del mercado cambiario, siempre y cuando se realicen las acciones adecuadas.

La clave para lograr una reunificación y liberalización sin traumas, según Cavallo, radica en acercar la cotización del dólar en el mercado financiero a la del mercado comercial. Para lograr esto, propone que el Banco Central fije la cotización en el mercado comercial de manera que se ajuste a la inflación y, si es posible, suba un poco más que la tasa de inflación. Esto permitiría que la cotización en el mercado financiero se estabilice o incluso disminuya, ya que las empresas encontrarían atractivo ingresar capitales o financiarse en el extranjero debido a la menor expectativa de devaluación en un mercado libre.

Cavallo también sugiere algunas medidas adicionales que deberían tomarse lo antes posible. En primer lugar, propone habilitar un mercado financiero libre sin la necesidad de operaciones de compraventa de bonos, lo que reduciría los costos para compradores y vendedores de dólares en el mercado libre. Además, señala que las operaciones de venta de dólares deberían canalizarse obligatoriamente a través del mercado comercial, mientras que las compras de dólares deberían estar abiertas en ese mercado.

En su visión, todas las exportaciones e importaciones de bienes, así como los servicios relacionados con ellas, deberían realizarse a través del mercado comercial, al igual que los pagos de deudas por importaciones de pagos diferidos. Todo otro tipo de oferta o demanda de dólares, incluyendo exportaciones e importaciones de servicios, deberían dirigirse al mercado financiero libre.

Cavallo reconoce que habrá desafíos, como la administración de las importaciones, que seguirán siendo necesarios en el corto plazo. Sin embargo, considera que estos problemas se irán atenuando a medida que la brecha cambiaria se reduzca. Para lograrlo, enfatiza la importancia de que las empresas utilicen la oportunidad de financiarse en el mercado financiero y que el gobierno reduzca eficazmente el déficit fiscal, facilitando el ajuste de los precios relativos.

Finalmente, Cavallo subraya que la reducción de la brecha cambiaria no es más que el realineamiento del tipo de cambio hacia un nivel único y sostenible a largo plazo. Solo entonces se podrá hablar de un tipo de cambio de mercado en equilibrio, una vez que la economía esté abierta y se haya consolidado la situación fiscal, dos elementos esenciales para garantizar la sostenibilidad de un plan de estabilización.

Temas relacionados
Más noticias de Domingo Cavallo

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.