Definen una suba de las tarifas de Internet, TV por cable y telefonía que podría alcanzar el 20%

Los precios estarán congelados hasta el 31 de diciembre, medida tomada por el Poder Ejecutivo en agosto pasado.

Las empresas que brindan servicios de Internet, cable y telefonía definieron aumentar 20% las tarifas a partir de enero próximo, según le comiencen a avisar a sus clientes. Los costos de estos servicios se encuentran congelado hasta fin de año, en medio de la pandemia de coronavirus. Si bien las compañías proveedoras de estos servicios aseguban contar ya con un primer visto bueno del Gobierno, este miércoles el Ente Nacional de Comunicaciones  (Enacom) llamó a una reunión a estas empresas, tras negar una autorización para hacer estos ajustes.

Las empresas prestadoras de servicios de telecomunicaciones argumentan la necesidad de aplicar esos incrementos para "mantener la calidad del servicio".

"Con el fin de poder mantener la calidad de los servicios y en virtud de que la última actualización de precios fue realizada en el marzo de este año, informamos que el 1 de enero de 2021 modificaremos los mismos hasta un 20%", informó en la factura de diciembre la empresa Cablevisión Fibertel a sus clientes.

TeleCentro también informó en las facturas con vencimiento a noviembre que los precios se actualizarán hasta 20% a partir de enero.

 

Este miércoles el Enacom llamó a una reunión a las empresas prestadoras de servicios de telecomunicaciones, tras negar una autorización para ajustes de tarifas el 20%. Según NA, autoridades del Ente tienen previsto reunirse con representantes de las principales compañías esta semana para definir los pasos a seguir en materia de tarifas. 

Luego, el vicepresidente del Enacom , Gustavo López, dijo en declaraciones radiales: "Evaluaremos el modo de descongelamiento de precios, pero hasta que el Ente no se expida las empresas no están autorizadas a aumentar los precios".

El Gobierno pretende que el incremento que quiere aplicar las empresas sea en cuotas e inferior: podría haber un ajuste mensual del 5% en enero, otro del 5% en febrero y un último incremento -al menos por ahora- del 5% en marzo. En un plan mensual de $ 3.400, un ajuste del 5% equivale a $ 170; al mes siguiente, el 5% es $ 178,50; y al siguiente, el 5% es $ 187,43; por ello, si se decidiera un alza acumulativa el incremento real sería del 15,8% al finalizar los tres meses.

No obstante, los porcentajes de incremento aún no fueron confirmados y las autoridades de Enacom prevén debatir los costos con las compañías que brindan los servicios de cable, internet y telefonía.

En mayo, el Enacom informó que llegó a un acuerdo con las empresas para que no hubiera aumentos hasta el 31 de agosto.

Pero cuando las compañías habían comunicado ya ajustes del 11% para septiembre, el presidente Alberto Fernández anunció que congelaba hasta el 31 de diciembre las tarifas de telefonía celular y fija, los servicios de acceso a Internet y TV paga, además de declararlos servicios públicos esenciales. "De esta manera garantizamos el acceso a los mismos para todos y todas", dijo en ese momento el Presidente.

Advirtió, además, que el Gobierno estaba "recuperando herramientas regulatorias que el gobierno anterior quitó al Estado". "El derecho de los usuarios y consumidores es un derecho constitucionalmente reconocido. En lo sucesivo, no podrá haber ningún aumento sin la aprobación previa del Estado", recordó el mandatario.

Por medio del decreto 690/2020, el Gobierno declaró los servicios de telefonía, Internet y cable como "públicos, esenciales y estratégicos en competencia", por lo que ahora podría fijar un tope a los aumentos.

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Compartí tus comentarios