VÍAS NAVEGABLES

Gestión de riesgo para la bajante histórica del río Paraná

Se proponen obras de infraestructura para garantizar la navegabilidad y lograr un mejor acceso al agua potable de las comunidades afectadas.

El desarrollo de un Sistema Nacional de Gestión Integral de Riesgo y Protección Civil es un tema sobre el que se viene trabajando en la Argentina.

"Esta gestión es transversal, y aquí el cambio climático es un eje específico sobre el que trabajamos" afirmó Silvia La Ruffa, secretaria de Articulación Federal de la Seguridad.

Silvia La Ruffa.

Su exposición, durante el I Foro Iberoamericano Permanente de Gestión de Riesgo, abordó la delicada cuestión de la sequía que afecta a varias provincias.

"Esta situación también afecta las vías navegables y allí nos parece importante sumar más conocimiento y aportes de los sectores gremiales, empresariales y otras organizaciones" expuso la funcionaria.

En relación a la bajante histórica del río Paraná, que llevó a la declaración de emergencia hídrica, La Ruffa manifestó que están trabajando en su monitoreo para construir indicadores que generen un sistema de alerta temprana que faciliten la toma de decisiones en el futuro.

"Esto debe ir acompañado de obras de infraestructura que tienen que ver con garantizar la navegabilidad, algo que nos parece prioritario es el acceso al agua apta para consumo humano de las comunidades" expresó.

Comienza un foro de debate clave para la economía argentina

Vía Navegable Troncal y Canal Magdalena en la agenda prioritaria

Desde la Secretaría, se efectuó la propuesta de trabajar en la evaluación de daños y pérdidas de cada una de las situaciones de desastre que sufrió la Argentina. Por tal motivo se formaron equipos regionales que puedan hacer la evaluación en sus territorios.

"La valoración de todo el patrimonio ambiental es muy importante porque es uno de los ejes claves que tiene el plan de gestión de daños y pérdidas. Asimismo, el jefe de Gabinete de Ministros nos planteó que no puede haber contradicción entre el plan nacional de adaptación al cambio climático y el plan nacional de reducción de riesgos porque son dos caras de la misma moneda", destacó la funcionaria.

La Ruffa, explicó que en 2016 se sanciona la Ley de Gestión Integral del Riesgo, que crea un Sistema Nacional con diferentes instancias de articulación y de coordinación, que busca trabajar de manera preventiva, más que reactiva. Para facilitar la conducción del Sistema, se creó un Consejo Nacional, que facilita la articulación con los distintos organismos estatales vinculados al tema y es presidido por el jefe de Gabinete de Ministros. "La idea es que haya fluidez entre todo el sistema y que sea coherente" agregó.

El segundo ámbito de coordinación es el Consejo Federal presidido por el ministro de Seguridad donde ya se realizaron reuniones federales e instrumentado encuentros regionales.

El tercer ámbito es la red de organismos científico-técnicos, coordinado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología.

Además, se creó el Registro de Organizaciones de la Sociedad Civil vinculadas con la gestión integral del riesgo y un Consejo de Organizaciones de la Sociedad, y un Consejo Consultivo Empresarial, al que se convocaron a cámaras empresarias vinculadas con la temática.

El primer plan de gestión de riesgos está vigente desde 2018 a 2023 y el año próximo toca desarrollar el que abarcará el lapso 2024 a 2030.

"Hemos abierto la posibilidad que las personas de manera individual o en representación de una institución nos puedan acercar sus propuestas, ideas y diagnósticos. Se puede hacer a través de la página web del Gobierno buscando el sector de SINAGIR y hay tiempo hasta el 31 de diciembre de este año para que después haya tiempo de procesar las propuestas", anticipó La Ruffa.

Temas relacionados
Más noticias de vías navegables
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.