Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Mattel y Hasbro cierran acuerdos con empresas locales para fabricar más juguetes en el país

Producirán juegos de mesa y muñecos. En el sector aseguran que lograron mantener las ventas pero resignando rentabilidad y subiendo 20% los precios, por debajo de la inflación

Mattel y Hasbro cierran acuerdos con empresas locales para fabricar más juguetes en el país

Los fabricantes de juguetes tienen buenas expectativas para Navidad y Reyes Magos. En un contexto recesivo, esperan vender al menos 1% más frente a 2015, año en el que las ventas crecieron un 11%, según comentó Matías Furió, presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete (CAIJ).

"Si crecemos un 1% sería muy bueno. Los fabricantes tuvieron muchos pedidos y esta semana se reactivó la venta. Para el Día del Niño, el alza fue de 2,5% contra 2015, año que había sido muy bueno. Esperamos cerrar 2016 con un 2% de aumento en las ventas", destacó Furió.

Pero más allá de haber logrado sortear este difícil año sin sentir una caída del mercado, el sector registró otras dos buenas noticias: las gigantes estadounidenses Mattel y Hasbro cerraron acuerdos con fabricantes locales para hacer algunos de sus productos en el país.

Mattel –conocido por Barbie, Fisher Price, Hot Wheels y Monster High, entre muchas otras marcas– ya produce juegos de mesa con el líder nacional en el rubro, Ruibal, además de otros tres productos. En tanto, Hasbro –Little Pony, Marvel, GI Joe, entre otros– licenció productos con otro fabricante para hacer muñecos, entre otros. Así, tanto Mattel como Hasbro se sumaron a la cámara como socios. Apuntamos a "agrandar la torta del mercado juguetero, y no a disputar una mayor porción", explicó Furió.

Por un arancel extrazona del Mercosur, las importaciones tributan un 35%. Así, los productos de Mattel y Hasbro podrán venderse a un menor costo, pero también podrán vender más, ya que por acuerdos de empresas, cámara y Subsecretaría de Comercio Exterior, no se importan productos que ya se fabriquen localmente.
En el país hay más de 200 fabricantes de juguetes, con más de 10.000 empleados. "De 300 empresas que había en los 80, quedaron apenas unas 60 en los 90", precisó Furió. A partir de 2003 volvieron a crecer.

Esta Navidad será buena para los jugueteros, gracias a diversos factores. "Los precios del sector aumentaron sólo 20%. Se resignó un 15% para poder seguir vendiendo. El juguete no es un producto de primera necesidad. La industria tuvo buenos años previos, eso nos permitió resignar rentabilidad para mantener la actividad. No hubo despidos en nuestra industria", destacó Furió. Pero también contribuyó la entrada en vigencia del Plan Ahora 12 para juguetes nacionales, una semana antes del Día del Niño. "Fue fundamental para esa fecha; cerca del 80% de las ventas se hicieron en cuotas, con 350 comercios adheridos. Hace un mes ya entramos definitivamente a Ahora 12, de jueves a domingo, y desde el 1º de diciembre se amplió a 18 cuotas; el comercio puede elegir", explicó Furió.

La semana pasada, también se lanzó la canasta navideña de juguetes, con ciertos productos a precios más accesibles en supermercados y jugueterías. Por ejemplo, un camión mediano a $ 130; un set de masas a $ 79; un sonajero o mordillo a $ 65; juego de mesa a $ 175; balde playero a $ 65; bebote a $ 230 y pelotas a $ 40 (pvc) o $ 220 (cuero).

Hoy, el ticket promedio se sitúa en unos $ 200. "En los supermercados promedia los
$ 100, porque suele ser una compra más espontánea, del momento; en jugueterías, más planificada, es de $ 300", precisó el presidente de la CAIJ. Se estima que se regalan ocho juguetes por chico al año.
"Apuntamos a que 2017 sea el año de despegue; en años de transición hay que resignar márgenes para poder vender", destacó Furió. Este año, se estima que la industria juguetera nacional cerrará con u$s 147 millones en ventas, a salida de fábrica, un 2% más que en 2015, pero un 177% más que en 2007, por el fuerte alza entre ese año y el pasado.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar