Astronomía

¿Realmente existió la estrella de Belén? El fenómeno astronómico que guio a los tres Reyes Magos

Una de las teorías más sólidas es que la estrella fue una conjunción de tres planetas: Júpiter, Saturno y Marte

En esta noticia

La Estrella de Belén es un fenómeno astronómico mencionado en el Evangelio de Mateo, que relata la historia del nacimiento de Jesucristo. Según el documento, los Reyes Magos, guiados por la estrella, viajaron desde Oriente hasta Belén para conocer a Jesús. 

La estrella de Belén se describe como una estrella "nueva" y "extraña" que "brillaba con gran intensidad". Se dice que se movió a través del cielo, indicando el camino a Melchor, Gaspar y Baltasar.

La Estrella de Belén: el gran misterio astronómico. Fuente: Generador de Imágenes Microsoft Bing. 

Licuados detox para limpiar el cuerpo de las comidas en diciembre y bajar de peso

La teoría cuántica que podría explicar cómo Santa Claus entrega millones de regalos en una noche

La estrella de Belén: ¿mito o realidad?

La estrella de Belén es uno de los fenómenos más misteriosos de la astronomía. Algunos especialistas sostienen que podría haber sido un cometa, una supernova o incluso una conjunción planetaria

Por otro lado, hay quienes postulan la posibilidad de que haya sido un fenómeno sobrenatural, interpretándolo como un mensaje divino enviado por Dios. 

Sin embargo, gracias a los avances tecnológicos, los científicos han logrado analizar el movimiento de estrellas y planetas en el cielo, tanto en épocas pasadas como en la actualidad. Estos avances han permitido hacer cálculos y explorar qué podría haber sido la Estrella de Belén.

Una de las teorías más sólidas es que la estrella fue una conjunción de tres planetas: Júpiter, Saturno y Marte. Estos planetas se alinearon por última vez en la constelación de Piscis en el año 7 a.C.

Científicos revelan una nueva teoría sobre la Estrella de Belén. Fuente: Archivo

¿Por qué la conjunción de Júpiter, Saturno y Marte es un evento raro?

La conjunción de Júpiter, Saturno y Marte es poco común porque los tres planetas orbitan alrededor del Sol en planos ligeramente inclinados entre sí. Esto significa que, desde nuestra perspectiva terrestre, los planetas solo se alinean en el cielo de forma ocasional.

Para que se produzca una conjunción de tres planetas, estos deben encontrarse en la misma longitud celeste, es decir, en la misma línea recta desde la Tierra hasta el Sol.

Por lo tanto, es un fenómeno astronómico poco común, que ocurre aproximadamente una vez cada 800 años.


Temas relacionados
Más noticias de estrella