Guerra Rusia-Ucrania: bombardeos, 80.000 tropas rusas y 482 kilómetros de combate, así es la batalla por el Donbás

Luego de retirar sus tropas del centro y norte de Ucrania, el Kremlin anunció la segunda parte de su ofensiva, que ahora se concentrará en el este.

A casi dos meses de la invasión rusa a Ucrania, el Kremlin anunció la segunda fase de su "operación militar especial" que se concentrará en el este del país y tiene como objetivo "la liberación completa de las repúblicas de Donetsk y Lugansk", según el canciller ruso Sergei Lavrov.

Donestk y Lugansk son las dos provincias separatistas pro-rusas (ambas integran la región del Donbás, una zona productora de carbón y acero) que Vladimir Putin reconoció como repúblicas independientes días antes de lanzar su invasión sobre Ucrania.

En un discurso televisivo el lunes por la noche, el presidente ucraniano, Volodímir Zelensky, afirmó que Rusia había concentrado "una gran parte" de sus fuerzas en el este, y prometió que no cederá ningún territorio. El ministro de Defensa, Oleksandr Motuzyanyk, dijo que las tropas rusas habían lanzado un ataque masivo -que incluyó artillería y misiles- sobre casi toda la línea del frente del Donbás, de unos 482 kilómetros.

Guerra Rusia-Ucrania, EN VIVO, Día 55: Moscú anuncia una nueva fase y lanza una feroz ofensiva sobre el este ucraniano

Rusia escala su ataque sobre el este de Ucrania, mientras el impacto de la invasión se siente en la economía mundial

Medios ucranianos informaron bombardeos en Marinka, Sloviansk y Kramatorsk. Miles de civiles están huyendo de la zona ante el temor a una gran ofensiva. El alcalde de Sloviansk, Vadym Lyakh, estimó que el 60% de sus habitantes ya escapó de la ciudad, mientras Oleksandr Gonchareko, alcalde de Kramatorsk, estima que que sólo un 25% de los residentes (alrededor de 157.000) sigue allí.

El gobernador de la región de Lugansk, Sergiy Gaidai, dijo que los rusos habían tomado Kreminna, una ciudad de 18.000 habitantes. En Járkov -la segunda ciudad más importante del país después de Kiev y la principal en el este-, golpearon el distrito de Nemyshlianskyi. También se escucharon explosiones en Mykolaiv en el sur y Zaporiyia en el sudeste.

A fines de marzo, Rusia anunció que retiraría sus fuerzas del norte y el centro de Ucrania -tras un intento fallido por llegar a Kiev- y reorientaría su ofensiva sobre el este, donde se ubican Lugansk y Donestk, dos enclaves separatistas desde 2014. Si Rusia lograra capturar la región, podría establecer un corredor terrestre que una la anexada península de Crimea.

"Como mínimo, entendemos que Putin quiere tomar las regiones de Donetsk y Lugansk. El objetivo máximo es hacer un corredor a Crimea. Y entendemos que mientras Putin esté vivo, va a querer toda Ucrania", le dijo Tatiana Inhatchenko, vocera de la administración militar en la región de Donetsk, al Financial Times.

Muchos especulan que el líder ruso quiere mostrar algún logro antes del próximo 9 de mayo, el Día de la Victoria, que conmemora el triunfo de la Unión Soviética sobre la Alemania nazi.

El vocero del Pentágono, John Kirby, dijo que Rusia estaba moviendo artillería pesada, comandos y apoyo aéreo al Donbás. Según los funcionarios estadounidenses, los rusos habrían sumado 11 nuevos grupos de batallones tácticos. Se cree que hay 76 grupos de batallones tácticos rusos en Ucrania, cada uno con un promedio de entre 800 y 1000 soldados.

Guerra Rusia-Ucrania, EN VIVO, Día 54 | Putin condecoró a los soldados acusados de la matanza de civiles en Bucha

"Si reúnen 80.000 tropas, que es lo que estamos escuchando, es una fuerza enorme", le dijo Andriy Zagorodnyuk, exministro de Defensa de Ucrania, al FT.

Mariúpol, la ciudad portuaria en el medio entre las regiones de Donestk y Lugansk y Crimea, sigue resistiendo, tras ocho semanas de asedio ruso. Las personas no tienen acceso a agua, electricidad ni alimentos y las autoridades ucranianas creen que al menos 20.000 civiles han muerto allí desde el inicio de la invasión.

Fuerzas ucranianas y unos 2000 civiles están atrincherados en Azovstal una planta siderúrgica en Mariúpol, según las autoridades ucranianas. Las tropas rusas le dieron un ultimátum para rendirse. La planta estaba casi destruida después de un fuerte bombardeo, según le dijeron voluntarios ucranianos a Bloomberg.

Guerra Rusia - Ucrania: EE.UU. advierte que el conflicto puede extenderse hasta finales de 2022 

Mientras tanto, las conversaciones de paz entre Rusia y Ucrania permanecen estancadas desde el 29 de marzo. "Obviamente, con la tragedia de Mariúpol como telón de fondo, el proceso de negociación se ha complicado aún más", le dijo a Reuters Mykhailo Podolyak, el principal negociador de Ucrania y asesor cercano a Zelensky.

Hoy, Estados Unidos junto a sus aliados en Europa y Asia acordaron en una llamada conjunta seguir aumentando la presión de las sanciones sobre el Kremlin y reforzar la ayuda humanitaria y el suministro de armas, pero no señalaron ninguna nueva política.

Tras la llamada, el canciller de Alemania (que actualmente tiene la presidencia del G7), Olaf Scholz, dijo que trabajará para ayudar a Ucrania a conseguir los 50.000 millones de euros (u$s 54.000 millones) de ayuda que ha solicitado para financiar su defensa contra la invasión rusa.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.