A CASI 15 AÑOS

Caso Madeleine McCann: los investigadores confirman que la mataron y dicen saber quién es el asesino

El culpable se convirtió en sospechoso en el 2017 y en el 2019 fue detenido por la fuerza policial luego de confesar: ahora la justicia está 100% convencida de que él es el asesino de la niña de tan sólo tres años.

La noche del 3 de mayo de 2007, Praia da Luz, en la región de Algarve, Portugal, Madeleine McCann, de entonces tan sólo tres años, fue secuestrada y eventualmente asesinada por un hombre de quien, hasta hace poco, no se conocía la identidad.

Ahora, 14 años más tarde, los fiscales encargados de uno de los casos más famosos de la historia dicen estar "100% seguros" acerca de quién es el culpable definitivo: el pedófilo y violador convicto Christian Brueckner.

Caso Madeleine McCann: el fiscal alemán le dijo a los padres que la niña fue asesinada

En agosto pasado, uno de los investigadores principales del caso, Hans Christian Wolters, sostuvo, junto a los demás especialistas, que encontraron definitivamente al culpable y que, también, contaban con pruebas suficientes para presentar todos los cargos correspondientes.

"Estamos seguros de que tenemos al hombre que la secuestró y la mató", dijo Wolters en diálogo con el periódico británico The Mirror. Y continuó: "Ahora es posible que podamos acusarlo. Tenemos esa evidencia ahora. Pero no se trata solo de acusarlo, queremos acusarlo con la mejor evidencia".

Madeleine McCann desapareció la noche del 3 de mayo de 2007.

EL CASO DE MADELEINE MCCANN

La familia de Madeleine McCann estaba pasando sus vacaciones en un departamento en Praia da Luz, en la región de Algarve, Portugal, cuando el tres de mayo de 2007 la realidad de la familia, y de Madeleine, se vio totalmente trastornada.

Una noche, ella y sus hermanos se quedaron solos en el departamento, mientras sus padres y amigos cenaban en un restaurante a tan sólo 55 metros de la habitación: los adultos ingresaban al departamento frecuentemente para chequear que todo estuviese bien y que los chicos no necesiten nada.

Sin embargo, en uno de esos chequeos, el de las 22 horas, todo cambió: Kate, la madre de Madeleine, se dio cuenta de que su hija, de tan sólo tres años, no estaba en la cama. Lo que empezó en ese instante es, hoy en día, considerado uno de los casos de secuestro, personas desaparecidas y homicidios más famosos del mundo.

La imagen generada por computadora que mostró cómo podría haberse visto a los nueve años Madeleine. 

Ahora, se conoce definitivamente quién es el culpable. Actualmente, Brueckner se encuentra detenido en una prisión de alta seguridad en Oldenburg, cerca de Bremen, en el norte de Alemania: los investigadores a cargo del caso presentarán cargos contra el criminal de 44 años el próximo año.

Las autoridades portuguesas cerraron sus investigaciones en julio de 2008, pero los padres de Madeleine continuaron con detectives privados en pos de encontrar al culpable: Scotland Yard lanzó su propia investigación, Operation Grange, en 2011 y esas son las investigaciones que están en curso hoy en día.

EL CULPABLE: CHRISTIAN BRUECKNER

En el 2017, Brueckner, un hombre polaco de 44 años , se transformó en sospechoso en el caso de personas desaparecidas y secuestro de alto perfil, el Caso de Madeleine McCann: había evidencia certera de que vivía en Praia da Luz, no muy lejos de donde se hospedaba Madeleine con su familia.

El hecho definitivo que hizo posible ligarlo a la desaparición de la niña de tres años, quien había sido secuestrada hace ya 10 años en ese momento, tuvo lugar en un bar en Alemania: Brueckner estaba con un amigo y comenzó a hablar de la investigación sobre el caso, incluso alardeó sobre la misma y confesó ser el responsable del secuestro.

Frente a dichas confesiones, su amigo decidió no quedarse callado y alertó a la policía. El cuerpo policial alemán procedió a detenerlo de forma inmediata a fines del 2019, sin ninguna clase de interrogatorio previo a la captura.

Los investigadores a cargo del caso presentarán cargos contra el acusado el próximo año. (Foto: Reuters).

Por otro lado, actualmente Brueckner también está siendo investigado por otros cinco ataques, los cuales incluyen un ataque sexual en 2007 contra una niña de 10 años que ocurrió a sólo 10 km de Praia da Luz.

Se le atribuye también el asesinato de Carola Titze en 1996, una adolescente de tan solo 16 años, en De Haan, Bélgica y el caso de violación de la mujer irlandesa de 20 años Hazel Behan en Praia de Rocha, Portugal, en 2004.

Como si fuera poco, está también vinculado con la desaparición de Inga Gehricke, una niña de cinco años, en 2015; y un incidente de 2017 en un parque infantil en Messines, donde un hombre fue acusado de realizar un acto sexual frente a menores.

Según informes oficiales, Brueckner sostiene que la policía y los investigadores no tienen ni una "pizca de evidencia" que lo relacione con los otros casos y dijo que la policía "se aferra a las pajitas en busca de nuevas pistas" para condenarlo. El equipo legal de Brueckner pidió en reiteradas ocasiones las pruebas que la policía dice tener, pero el equipo policial se ha negado repetidamente a entregarlas.

A pesar de que los fiscales sostienen que Madeleine sigue con vida, la familia de la niña de entonces tres años ya no tiene esperanza. En declaraciones oficiales, dijeron: "No tenemos cuerpo ni ADN, pero tenemos otras pruebas. Basado en la evidencia que tenemos, no conduce a ninguna otra conclusión. Para nosotros, no hay otra posibilidad. No hay esperanza de que esté viva".

UN DOCUMENTAL SOBRE EL CASO

El Caso de Madeleine McCann se volvió tan mediático, confuso y revoltoso que la plataforma de streaming de Netflix no pudo evitar llevarlo a la gran pantalla. Con la miniserie documental "The Disappearance of Madeleine McCann", la plataforma de Netflix sigue, en tan sólo ocho episodios, el minucioso trabajo de investigación que se llevó a cabo en uno de los casos más famosos de la historia.

Link al documentalwww.netflix.com/title/80194956

Tags relacionados

Compartí tus comentarios