Ciencia

El estudio científico que encontró la forma para detener el envejecimiento y prolongar la vida

Los científicos están cada vez más cerca de implementar en humanos un mecanismo para retrasar el paso del tiempo. ¿Cómo funciona?

En esta noticia

En nuevo estudio científico, investigadores del Laboratorio de Cold Spring Harbor (CSHL) descubrieron una posible fuente de la juventud al reprogramar células T para combatir el envejecimiento

La profesora asistente del CSHL, Corina Amor Vegas, lidera el equipo que encontró la manera de manipular genéticamente las células T para dirigirse a las células senescentes, es decir, aquellas que siguen vivas pero que han dejado de reproducirse. 

Detener el envejecimiento: ¿qué son las células senescentes?

Las células senescentes, misteriosas y a menudo pasadas por alto, son el epicentro de la investigación biomédica en la búsqueda de respuestas sobre el envejecimiento 

Estas células, que cesan su capacidad de replicarse, se acumulan en el cuerpo a medida que envejecemos, desencadenando una serie de eventos perjudiciales que contribuyen a enfermedades asociadas con la edad.

En términos coloquiales, las células senescentes son como "zombis" celulares que, aunque no están activamente dividiéndose, persisten en el organismo y generan una inflamación perjudicial

Este fenómeno inflamatorio, conocido como "senescencia", se vincula con distintas afecciones como la obesidad, la diabetes y diversas enfermedades crónicas.

Los científicos identificaron en ellas una conexión directa con el deterioro de la salud a medida que avanzamos en edad. Su eliminación o control se presenta como un objetivo clave en la búsqueda de terapias antienvejecimiento y la consecución de una vida más saludable y activa.

Detener el envejecimiento: el estudio científico probado en ratones

Un innovador estudio llevado a cabo en ratones podría cambiar radicalmente nuestra comprensión del envejecimiento.

El experimento, que involucró una única dosis de células T modificadas genéticamente, arrojó resultados asombrosos, abriendo la puerta a una posible solución para mejorar la salud y la longevidad.

Los ratones que recibieron esta intervención no solo mostraron una vida más saludable, sino que también exhibieron una resistencia mejorada frente a condiciones asociadas con el envejecimiento, como la obesidad y la diabetes

Incluso los ratones más avanzados en edad experimentaron un rejuvenecimiento notable, desafiando las expectativas convencionales sobre el proceso de los años.

Esta novedosa solución, que utiliza células T reprogramadas genéticamente, destaca la prometedora capacidad de la ingeniería genética para transformar la salud y el bienestar. 

¿No envejeceremos más? El estudio que está a un paso de desarrollar la "fuente de la juventud"

El descubrimiento no solo es notable por su eficacia, sino también por su longevidad. Las células CAR T tienen la capacidad única de desarrollar memoria y persistir en el cuerpo durante períodos extensos, ofreciendo una ventaja significativa sobre los tratamientos convencionales que requieren administración repetida.

Aunque inicialmente aprobadas para tratar ciertos cánceres de la sangre en 2017, este estudio pionero sugiere un potencial médico aún más amplio para las células CAR T. 

Amor Vegas y su equipo están entusiasmados con la posibilidad de extender su investigación para determinar si estas células pueden no solo mejorar la salud, sino también prolongar la vida de los individuos.

Con este avance, la sociedad se acerca un paso más a la codiciada fuente de la juventud. A medida que la investigación continúa y se expande hacia nuevas fronteras, la esperanza de una vida más larga y saludable se convierte en una realidad cada vez más tangible.

Temas relacionados
Más noticias de Juventud
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.