Reserva Federal y su política monetaria

¿La Fed gana la pulseada? La inflación cede en EEUU y sube la probabilidad de que sea transitoria

El mercado y la Fed debaten entre datos macro como la de inflación, que reducen las chances de ver una Fed Hawkish y el buen dato de empleo que ponen presión a la Reserva Federal a acelerar su política monetaria contractiva

La inflación en EEUU dio un respiro en julio ya que frenó la escalada que venía mostrando en los últimos meses. Tanto el presidente de la Fed, Jerome Powell como la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, remarcaron que la inflación luce transitoria. Con la pausa actual de la suba de precios, el debate se reaviva y la razón comienza a inclinarse a favor de la Reserva Federal. 

No se esperan grandes cambios en la política monetaria ya que sigue primando el empleo como driver clave. Por la lejanía a los mercados globales, advierten que el impacto en Argentina sigue siendo neutro.

El miércoles se supo que el índice de precios al consumidor subió un 5,4% en julio respecto al año anterior, en línea con la cifra de junio. En el mes pasado, la inflación había marcado su mayor salto desde agosto de 2008.

En términos mensuales, el IPC aumentó un 0,5% contra junio pasado, coincidiendo con un pronóstico de consenso de los economistas encuestados por Dow Jones.

Además, la inflación subyacente, que excluye la energía y los alimentos, aumentó un 0,3% el mes pasado, por debajo de un aumento previsto del 0,4% y muy por debajo del aumento del 0,9% en junio pasado.

La inflación actual sigue siendo la más alta en 13 años y en Wall Street ha habido un fuerte debate sobre si la misma luce transitoria o permanente.

Mientras que Powell, presidente de la Fed y Janet Yellen, secretaria del Tesoro insistían en que la inflación luce transitoria, parte del mercado advierte que la misma es más bien de carácter permanente.

La sospecha de que la inflación es permanente se debe a las presiones sobre los precios generados por la reactivación del nivel de actividad posterior a la reapertura económica junto con la histórica emisión monetaria.

El Tapering, cada vez más cerca: cuánto sirve la historia y cómo se espera que reaccione el mercado

Por otro lado, la hipótesis de transitoriedad, los argumentos para pensar que la inflación tiene dichas características se basa en que la suba de precios se explica fundamentalmente en bienes y servicios puntuales vinculados con la reapertura económica, tales como pasajes de avión, precio de estadía en hoteles, alquileres de autos y autos usados, así como también aumentos de precios provocados por el estrangulamiento en la producción y la oferta debido a cuellos de botella generados por la cuarentena y posterior reapertura económica.

El presidente Jerome Powell y otros funcionarios reconocen la reciente aceleración de los precios, pero creen que la inflación es "transitoria" y que los precios no seguirán aumentando al ritmo actual durante demasiado tiempo.

De alguna manera, con la menor inflación mensual en julio, sugiere que la misma pudo haber alcanzado su punto máximo el mes pasado.

Adrián Yarde Buller, economista jefe y estratega de Facimex Valores destacó que el dato de inflación de este mes potencia los argumentos de la Fed a favor de que la inflación es transitoria.

"La mejora de julio respondió en gran medida al menor aumento en los precios de los autos usados y caídas para los boletos de avión y los seguros de autos, todas categorías clave por estar fuertemente vinculadas al turismo y la reapertura de la economía. Otras categorías como los precios de los autos nuevos y recreación siguieron mostrando subas, lo que sugiere que los efectos transitorios siguen pesando", dijo.

Pablo Santiago, head de Wealth Management de Banco Mariva señaló que los últimos datos de inflación se mostraron por encima de lo esperado por el mercado y también por arriba del objetivo promedio de 2% anual que persigue la Fed.

Sin embargo, Santiago destacó que, en este contexto, la visión de la Fed ha sido que la inflación aceleró transitoriamente por motivos puntuales, y que finalmente se terminaría acomodando, para alcanzar en 2023 un dato mucho más cercano al objetivo.

Algunos de estos motivos fueron el efecto de base de comparación, una demanda agregada contenida por la pandemia, algunas restricciones puntuales en la oferta de insumos y la suba en los precios de algunos commodities, como el Petróleo, entre otros.

"Antes del dato de inflación de julio, las tasas de rendimiento reales y nominales de los instrumentos de renta fija había, corrigió gran parte de la sobrerreacción de meses pasados, lo cual confirma que por ahora fue el camino de la Fed fue el correcto", afirmó Santiago.

¿Cerca del Tapering?

La Fed tiene el objetivo dual de mantener a raya la inflación y de alentar a que la economía se acerque lo más posible al pleno empleo, buscando estabilidad en el mercado laboral.

Para ello, y con el objetivo de alentar la recuperación económica y estabilidad en los mercados, la Fed ha mantenido las tasas de interés cercanas a cero durante los últimos 12 meses y continúa inundando los mercados con u$s 120.000 millones en compras mensuales de bonos.

Tal es así que en el ultimo año, la hoja de balance de la Fed, más que se duplicó en el último año. 

En la última semana la misma alcanzó nuevos máximos históricos, aumentando en u$s 22.100 millones a $ 8.2 billones y de esta manera, el balance de la Fed ahora equivale al 36,4% del PIB de EE. UU.

Dado que la Fed tiene el objetivo dual de estabilidad de precios y estabilidad del mercado laboral, la aceleración inflacionaria reciente puso contra las cuerdas al futuro de las políticas monetarias laxas de la Reserva Federal.

El dato de inflación moderándose aleja las presiones para que la Fed suspenda las políticas monetarias laxas y aplique políticas monetarias restrictivas ya que le da la razón en que la suba de precios luce transitoria. 

Sin embargo, la notable mejora en el desempleo en el mes pasado, que se ubicó en 5,4% y cae respecto del 5,9% anterior pone genera presión para que la Fed tome medidas restrictivas.

Los analistas de Portfolio Personal Inversiones (PPI) afirmaron que la cifra de inflación de esta semana trajo alivio a los inversores despejando (por el momento) toda preocupación con respecto a las presiones inflacionarias.

"El dato refuerza la tesis de transitoriedad de la FED que todavía tiene margen para seguir extendiendo su enfoque monetario expansivo", comentaron.

De esta manera, el mercado está analizando cual puede ser los próximos pasos de la Fed ante estas señales duales.

José Echague, head de estrategia de Consultatio destacó que el dato de inflación confirma que el diagnóstico de la Fed de que gran parte de la suba de inflación se debió a efectos transitorios. En este escenario, el especialista afirma que no espera que haya grandes cambios en la política monetaria de la Reserva Federal.

"No creo que esto tenga impacto en el cronograma del Tapering y no espero que lo vuelva las dovish. El foco sigue estando en esperar un anuncio en septiembre e inicio en diciembre o 2022. Los precios son secundarios a la hora de tomar decisiones de política monetaria o de anunciar el Tapering. Lo que más importa es el empleo y allí estamos aún lejos", explicó Echague.

Si bien hay un debate sobre si la inflación es o no transitoria, en dónde no habrá dudas sobre si se llegó al objetivo que busca la Fed es en el nivel de empleo, el cual es un dato mucho más objetivo y menos debatido. 

El estratega de Consultatio dijo que para el mercado tampoco la inflación es determinante a la hora de esperar un escenario de cambios en la política monetaria.

"Ya que vimos que las tasas de interés se desplomaron en últimas semanas, que pasaron de 1,8% a 1,35%. Ni para la Fed ni para el mercado la evolución de la tasa de interés está relacionada a los recios sino a la velocidad de reapertura de la economía y por lo tanto, a la creación de empleo", comentó.

Finalmente, Pablo Santiago, head de Wealth Management de Banco Mariva considera que por ahora la Fed mantendrá su curso y no espera que se anuncien grandes cambios respecto de su política monetaria.

"Con la economía creciendo entre 6% y 7% en 2021 gracias a un mix de políticas expansivas, el mercado comenzaría a descontar que la Fed podrá cumplir su objetivo de empleo con más facilidad que su objetivo de inflación, a partir de lo cual esperaríamos un mercado más atento a este último, que termine influyendo sobre el comportamiento de las tasas de interés futuras", dijo.

Además, Pablo Santiago afirmó que no espera que la Fed cambie su estrategia ni se apure en tomar decisiones disruptivas. 

"El dato de empleo del viernes también fue positivo y acercaría a la Fed al umbral a partir del cual podría comenzar a retirar lentamente los estímulos a la economía", comentó.

Impacto en Argentina

Los cambios de política monetaria impactan naturalmente en todos los mercados. Tanto de acciones como de bonos, asi como desarrollados y emergentes. Ante un escenario en el que la Fed tome una postura mas restrictiva, probablemente venga asociada a una suba de tasas en los bonos del tesoro americano.

Esto suele generar impactos negativos en las acciones, que caen por contagio al mercado de bonos y por deterioro en las valuaciones. Del mismo modo, una suba de tasas genera un flujo de fondos hacia EEUU, generando desequilibrios en mercados emergentes, con suba del dólar en dichos países.

Sin embargo, advierten que el impacto de una Fed más hawkish sobre Argentina es nulo debido al elevadísimo riesgo país y a la lejanía del país con respecto a los mercados globales.

Echague entiende que el impacto en argentina es completamente secundario.

"La prima de riesgo de argentina es más de 10 veces la tasa de EEUU y estamos hablando de movimientos que para la Argentina son completamente secundarios. Me preocupa más como le va a ir al resto de mercados emergentes que a la dinámica de la tasa de interés americana y su impacto en Argentina", resaltó

Pablo Santiago coincide con Echague y agrega que "en cuanto a la deuda argentina, desde el canje los determinantes de su comportamiento lucen más idiosincráticos (salvo algunas excepciones), por lo cual la incidencia de esta discusión sobre el dilema de la Fed parece lejano".

Tags relacionados

Compartí tus comentarios