Financiamiento PyME

Uno de los instrumentos preferidos de las PyME se disparó 166%

Los montos negociados con esta herramienta, útil para el financiamiento de las pequeñas y medianas empresas, aumentaron 166% en el primer trimestre

El uso de la Factura de Crédito Electrónica por parte de las PyME sigue en ascenso. Los montos negociados durante el primer trimestre ascendieron a $ 5843 millones, que fueron descontados en el mercado de capitales a través del Mercado Argentino de Valores (MAV) y en bancos de modo directo o indirecto mediante plataformas.

El monto acumulado entre enero y marzo se incrementó un 166% en comparación con el mismo período del año pasado. Así lo indicó el Ministerio de Desarrollo Productivo, que destacó el uso de esta herramienta por parte de las pequeñas y medianas empresas (PyME) del país para poder financiarse y obtener capital de trabajo.

Financiamiento PyME: instrumentos operados en el mercado crecen por debajo de la inflación

La cantidad de facturas emitidas por las PyME a las grandes empresas creció 17%, al totalizar 1,34 millones y el informe oficial resaltó los montos negociados a través del MAV. En este segmento se registraron $ 1659 millones durante el primer trimestre del año, lo que significó un aumento de 164% interanual.

"El incremento del 166% obtenido durante el primer trimestre es otra muestra del enorme potencial que tiene el instrumento y, a su vez, da cuenta del proceso de reactivación económica y productiva que vive nuestro país", aseguró el secretario de la Pequeña y Mediana Empresa y los Emprendedores, Guillermo Merediz.

El Ministerio de Desarrollo Productivo prevé que en los próximos meses esta alternativa de financiamiento seguirá creciendo, a medida que más empresas grandes opten por aceptar las facturas y, a su vez, más entidades bancarias se vayan incorporando al Sistema de Circulación Abierta, que, según indicaron, "irá sumando nuevas funcionalidades".

VENTAJAS


Desde la cartera que encabeza Matías Kulfas aseguran que esta herramienta es muy conveniente para las PyME porque, al ser una gran empresa el titular de la deuda, no necesita garantía, reduce el costo del financiamiento y no le consume el cupo de crédito disponible con instituciones financieras. Además es 100% digital.

A su vez, establece que una PyME está obligada a emitir este comprobante en todas las operaciones comerciales que realiza con una empresa grande (de un listado público difundido por la AFIP en su sitio web), siempre que el monto total sea igual o superior a los $ 299.555.

Las PyME pueden transferir estas facturas a un Agente de Depósito Colectivo para su negociación en el mercado de capitales o al Sistema de Circulación Abierta para su endoso, cesión, aval, descuento o depósito en un banco. También pueden ser negociadas mediante sistemas informáticos que faciliten la realización de operaciones de factoraje.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.