Telecomunicaciones

Digi: una por una, las claves de un cuarto de siglo exitoso

La operadora rumana no sólo se codea con los gigantes del sector sino que les quita clientes. Ya es la quinta teleco de España, y va por más.

¿Imaginaban los ejecutivos de Digi cuando ahora hace quince años desembarcaron en España, que el logo de la empresa iba a acompañar a los de Telefónica, Orange, Vodafone y Más Móvil en los rankings de las telecos líderes? ¿O que iban a comerle generosas porciones de la tarta a estos gigantes? Muy probable. Tanto que se supone que para eso llegaron desde Rumanía. Lo cierto es que su ingreso al mercado español, junto con otras low cost, sacudieron el competitivo y apetitoso negocio de telefonía. A tal punto que obligó a empresas del calibre de Orange y Más Móvil solicitar a Bruselas autorización para fusionarse.

La radiografía del sector, de acuerdo a los datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), deja ver que Telefónica se mantiene en la cabeza del mercado, mientras que Orange avanzó hasta el segundo lugar en telefonía fija, dejando atrás a Vodafone. En el mercado de telefonía móvil, Orange se encuentra en la segunda posición. Mientras MásMóvil ocupa el cuarto puesto en ambas categorías. En el camino, estas operadoras se dejaron más de 2,5 millones de líneas. Digi, que aparece en el quinto puesto en telefonía móvil, y subió a esa misma posición en telefonía fija, tiene mucho que ver en el adelgazamiento de las mayors.

Almirall y Absci sellan acuerdo para la creación medicamentos mediante IA

Esta CUENTA REMUNERADA ofrece la mejor tasa de interés: cómo contratarla

El próximo movimiento, que provocará un nuevo acomodamiento de las fichas, se producirá una vez aprobada la unión entre Orange y Más Móvil. Esta compañía unificada avanzará unos cuantos casilleros del ranking. Desde la otra acera, más lento, pero sin pausa, Digi continuará su camino sumando clientes a los más de 5,7 millones con los que cuenta en la actualidad. Y lo hará sin traicionar su filosofía, que se basa en diferenciarse con sus bajos precios y un bono muy atractivo por lo barato.

La operadora rumana no sólo se codea con los gigantes del sector sino que les quita clientes. Ya es la quinta teleco de España, y va por más. (Imagen: Shutterstock)

Digi, un cuarto de siglo después, también supo sacarle provecho a la legislación española que obliga a los grandes operadores alquilar su red en muy buenas condiciones. Con la reglamentación sobre el escritorio, firmó un acuerdo con Telefónica para utilizar su red de telefonía móvil. Este contrato le permitió a Digi consolidar su estrategia comercial, esto es, vender sus servicios a precios muy rentables. Digi, empresa con ambición, en lugar de apostar al negocio de la reventa, el más habitual en esos días para operadores de similares características, utilizó sus ganancias para crear su propia red de fibra óptica en zonas más rentables.

En la sede de la operadora en Alcobendas, definen la estrategia comercial de Digi como revolución silenciosa. Explican que ésta descansa sobre tres pilares: el empleo de calidad (cuenta en su plantilla con 7000 trabajadores), su compromiso por no subir los precios (que respetó a rajatabla a pesar de la inflación) y la calidad del servicio.

A estos tres pilares les acompaña una fuerte política de inversiones. Digi ya lleva firmados cheques por más de 1000 millones de euros lo que le permitió desplegar la red de fibra más rápida de España para atender a más de 6,5 millones de hogares en las ciudades más importantes del país.

Esta red de fibra le permite a Digi lucir en sus vitrinas los galardones de 2021, 2022 y del primer semestre de 2023, que acreditan a la red de fibra como "la más rápida de España", en los prestigiosos Ookla Speedstest Awards, la plataforma mundial para test de velocidad que recoge diariamente el mayor número de mediciones de los usuarios de internet de España.

VIDEO | Pedro Sánchez apoya al candidato argentino, Sergio Massa, en el balotaje: "Suerte y a ganar"

Adiós iPhone: estos teléfonos de Apple dejarán de funcionar a partir de 2024

La operadora rumana superó ampliamente las 600.000 portabilidades netas entre enero y septiembre de este ejercicio. Por caso, en septiembre ganó 13.400 líneas fijas y 48.400 de móvil. A fin de poner en contexto estas cifras, recordemos que Vodafone España - recientemente vendida al fondo británico Zegona por 5000 millones de euros - perdió en los primeros nueves meses del año más líneas de las sumadas por Digi. 

  • Si repasamos los números de 2022, la performance de Digi impacta todavía más: sumó 600.000 clientes "robados" a Movistar, Vodafone y Orange, relegando al segundo puesto de las portabilidades a MasMóvil. Otro dato. Entre Digi y MásMóvil, le quitaron a Movistar, Orange y Vodafone, más de un millón de líneas en ese último ejercicio, las que se les suman las que les arrebataron en los últimos nueve meses.

Digi: una por una, las claves de un cuarto de siglo exitoso. (Imagen: archivo)

Un párrafo aparte merece las nuevas herramientas que sacó al mercado la operadora rumana, como Digi Storage, un servicio para almacenar y compartir archivos en la nube de forma segura. Con esta herramienta, los clientes de fibra tienen acceso a 50 gigas de almacenamiento gratuitos que pueden integrarse con Google Drive o Onedrive.

Por otra parte, un informe de la consultora Oliver Wyman realizado a partir de una encuesta a 7000 consumidores europeos residentes en España, Francia, Italia, Alemania y Reino Unido, concluyó que el primer factor para cambiar de operadora es el precio. Y que el 41% de los españoles que cambiarán de empresa móvil en el próximo año abandonarán un operador tradicional para irse a una low cost. De eso, precisamente, va el negocio que Digi desarrolla en España desde hace ahora 15 años.

Temas relacionados
Más noticias de Vodafone