Define CaputoExclusivo Members

¿Paro de colectivos? Cuánto debería subir el boleto para desactivar otra medida de fuerza

Las empresas ya hicieron sus cálculos y definieron cuál debería ser hoy el punto de equilibrio para no depender del subsidio estatal. Aseguran que el boleto a u$s 0,3 es el más bajo de la región.

En esta noticia

Tras el paro de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) de la semana pasada, que impactó en la movilización de 4 millones de personas en el Área Metropolitana (AMBA), se dará un encuentro clave para intentar acercar a las partes.

Este miércoles a las 13 vía zoom volverá a encontrarse el gremialista, Roberto Fernández, con el secretario de Trabajo, Julio Cordero, y los representantes de las cámaras empresarias. 

La UTA ya anticipó que si no recibe el aumento de $250.000, para llevar el sueldo de los colectiveros a $987.000, volverá a paralizar el transporte público el 25 de abril. Sin embargo, las cámaras mantienen la misma postura: aseguran que el reclamo no está homologado en ninguna paritaria, y que no cuentan con los fondos para pagarlo.

Posibles soluciones: suba del boleto

La principal alternativa que presentaron las cámaras a la Secretaría de Transporte, que encabeza Franco Mogetta, es que se habilite un incremento en el boleto de colectivo. Según cálculos del sector, si se aumentara $60 el boleto, y pasara de $270 el mínimo a $330, podrían afrontar los pagos.

Esto significaría un incremento del boleto del 22%. El Gobierno podría avanzar directamente, dado que por una resolución, se les permite aumentar bimestralmente por la inflación del período. De hecho, en abril el Gobierno podría haber decidido aumentar el boleto 37%, algo que decidieron posponer.

De hecho, los empresarios difundieron un informe en el que muestran que el boleto de colectivo en dólares es el más bajo de toda la región: 0,3 dólares. El más caro es en Montevideo, de 1,2 dólares. Además, esto implica que el boleto registró una baja del 58%, dado que en diciembre del 2001 costaba 0,8 dólares.

El economista especializado en transporte, Rafael Skiadaressis, consideró sobre el futuro de las tarifas: "Es un debate incómodo del cual no podemos escapar para modernizar el sistema de transporte público. La situación tarifaria del AMBA debe normalizarse, no hay caso similar en la región. Con salarios de usuarios acompañando y sin eliminar subsidios, pero el esquema debe revisarse", escribió en X. 

Decide Caputo, que está en Estados Unidos

La decisión final la tiene el ministro de Economía, Luis Caputo. Un aumento del boleto no solo impacta en los bolsillos de las clases trabajadoras, sino que presiona sobre la inflación. De hecho, las consultoras privadas ya estiman un IPC en 9% para abril, con bienes como alimentos "desplomándose", pero con casi 5 puntos de impacto de regulados, como gas y prepagas.

El otro camino, el menos elegido por los empresarios, es un incremento de la partida de los subsidios de $12.500 millones, solamente para afrontar el aumento de los colectiveros de $250.000. Sin embargo, esto implicaría mayor gasto público, en un contexto donde Caputo tiene que reducir los subsidios para mantener el superávit fiscal.

Sobre este punto, Skiaderessis analizó: "Proyectando subsidios al transporte para el presente ejercicio, la meta de reducir un 1/3 del PIB se podría sobre cumplir pese al retraso tarifario por dos motivos: 1) Eliminación del Fondo Compensador al Transporte del Interior; 2) Falta de actualización de costos de colectivos del AMBA. Mientras el Fondo del Interior se dirime en la justicia, Transporte debería relajar el torniquete tarifario para evitar resentir al sistema, sin descuidar el frente fiscal". 

Sin embargo, el temor de los actores involucrados es que la definición se demore por el viaje de Caputo, que se encuentra en Estados Unidos para reunirse con el FMI y el Tesoro norteamericano, en búsqueda de inversiones y fondos para salir del cepo.   

Desde Transporte todavía no avanzaron en una definición. Una opción podría ser aumentar el costo de determinación del subsidio, en donde se establece que la transferencia de subsidios se hace con un sueldo de $737.000, es decir, sin el aumento que reclama el gremio.

También, le reclamarán a los empresarios: de hecho, ya los multaron por no haber ofrecido servicio el jueves pasado, y analizan quitar concesiones.

Tampoco descartan que la UTA modere parte de su reclamo. Según los empresarios, con el sueldo de casi $1 millón, habrán tenido aumentos casi 30 puntos por encima de la inflación. Entre diciembre del 2022 y marzo del 2024, los salarios crecieron 394%, las transferencias del Estado 253% y la inflación fue de 367%. 

Temas relacionados
Más noticias de colectivos

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.