Limpia y purifica

Ni velas ni huevo: el ritual con un poderoso mineral que ancla la suerte y la fortuna a tu vida

Atrae la suerte, el amor y la buena energía con un ritual fácil de hacer en 5 sencillos pasos.

En busca de una limpieza energética profunda, te enseñamos un ritual que combina las poderosas propiedades de uno de los minerales más antiguos y poderosos jamás vistos en la tierra cuando de limpieza energética se trata.

Este ritual te ayudará a limpiar de forma efectiva tu aura, espíritu y cuerpo,y cortará cualquier envidia y estancamiento que haya en tu vida, gracias a la unión de tres sales purificadoras.

Para tu limpieza con sal, vas a usar la sal del Himalaya, la sal marina sin refinar o gruesa y la sal de Epsom, respaldadas y potenciadas por una esencia tranquilizadora y un incienso purificador.

Pasos del ritual de limpia con sal

Este ritual, más allá de los métodos tradicionales, promete una experiencia única para renovar el cuerpo y el espíritu.  

Preparación del Baño:

Prepara un baño tibio con una taza de sal del Himalaya, media taza de sal marina sin refinar y media taza de sal de Epsom. Estas sales, ricas en minerales, se fusionarán para eliminar toxinas y energías negativas acumuladas.

Rituales para limpiar el cuerpo y calmar los dolores físicos. Fuente: Bing AI.

Esencia Tranquilizadora:

Agrega unas gotas de tu esencia tranquilizadora preferida al agua del baño. Puede ser lavanda, manzanilla o eucalipto, conocidas por sus propiedades relajantes y equilibrantes. Respira profundamente para permitir que la esencia penetre en tu ser.

Visualización Positiva:

Mientras te sumerges en el agua salina, cierra los ojos y visualiza cómo las sales purifican tu cuerpo y espíritu. Imagina una luz dorada rodeándote, disolviendo tensiones y cortando cualquier energía negativa.

Incienso Purificador:

Enciende un incienso purificador, como el sándalo o la salvia, para ahuyentar las malas vibraciones. Pasea el humo alrededor de tu cuerpo, enfocándote en áreas donde sientas bloqueos energéticos.

Baño de inmersión. Fuente: Archivo.

Cierre con Gratitud:

Permanece en el agua durante al menos 15 minutos. Al salir, agradece a las sales y a las energías universales por la limpieza. Séquate suavemente y vístete con prendas limpias.

Este ritual, fusionando la antigua sabiduría de las sales con elementos modernos como la esencia tranquilizadora y el incienso purificador, ofrece una experiencia de limpieza energética holística.

Experimenta la renovación de cuerpo y espíritu a través de este proceso único, superando las prácticas convencionales y sumergiéndote en un baño revitalizante cargado de energía positiva con estas tres sales sagradas.


Temas relacionados
Más noticias de ritual