Ciencia

El extraño objeto que la NASA olvidó en el espacio: cómo puede afectar a la Tierra

Astronautas de la agencia estadounidense dejaron un bolso de herramientas en el vacío espacial tras una misión. Qué consecuencias puede tener.

La Estación Espacial Internacional (EEI) actualizó en septiembre pasado la cifra de desechos humanos merodeando alrededor de la Tierra. Por entonces, catalogaron al menos 35.290 desechos de lo que se conoce como "basura espacial", cuyo peso se calcula en 11 mil toneladas.

La NASA lanzó su plataforma de streaming para ver series y documentales del espacio gratis

Con el correr de las misiones, astronautas han dejado curiosos elementos a merced del Universo que contaminan el vacío espacial. Entre ellos se pueden llegar a encontrar cables, satélites o cámaras y tras una reciente tarea de la NASA se agregó otro particular objeto: un bolso de herramientas.

Las astronautas Jasmin Moghbeli y Loral O'Hara perdieron el pasado 1 de noviembre una bolsa de herramientas en el espacio en su primera caminanta espacial. Fue durante la Expedición 70 de la NASA luego que ambas logren una reparación completa en los objetivos de la misión.

Las consecuencias que puede tener en la Tierra

Durante la expedición, las astronautas salieron de la base en sus trajes espaciales para reparar una de las piezas de los paneles solares de la Estación. El trabajo les demoró casi 7 horas y al regresar, los controladores de vuelo detectaron a través de cámaras externas el peculiar olvido.

Expedición de la NASA en el espacio. Fuente: NASA

La NASA informó en un comunicado que el objeto perdido no era necesario para el resto de la misión. De todas formas, la sala de control de la expedición decidió seguir la trayectoria de la bolsa para evitar riesgos.

Lo que podría ocurrir es un impacto de este objeto contra la EEI. "El riesgo de volver a contactar con la estación es bajo y la tripulación a bordo y la estación espacial están a salvo sin necesidad de realizar ninguna acción", explicó la agencia estadounidense.

Se espera que el objeto orbite la zona baja de la Tierra. Allí se acumulan los satélites que se les terminó su vida útil y otra infinidad de piezas perdidas en el vacío de la industria y telecomunicaciones espaciales.

Este hecho refuerza el síndrome de Kessler, cuya teoría advierte sobre la posibilidad de una reacción en cadena a causa de la colisión de desechos espaciales. Esto se puede traducir en la destrucción de los satélites artificiales que orbitan la Tierra.

Temas relacionados
Más noticias de NASA