Ómicron: suben los contagios en Estados Unidos y Biden admite que todavía queda "trabajo por hacer"

El país se prepara para una escalada de los contagios después de las Fiestas. Ómicron es responsable de casi el 75% de los nuevos casos y al menos nueve estados reportan incrementos del 100% en la última semana.

El escenario epidemiológico está cada vez más complicado en los Estados Unidos, tras la irrupción de la nueva variante Ómicron: el promedio de nuevos contagios subió un 51% en la última semana y los casos diarios ya superan los 200.000, mientras las autoridades se preparan para una escalada después de la Fiestas.

A una semana de que el presidente Joe Biden anunciara la distribución de 500 millones de pruebas covid para hacer en casa, el sistema de testeo está al borde del colapso. Biden dijo que aumentará los centros de detección y que aplicará la Ley de Producción de Defensa -usada en tiempos de guerra- para producir 1000 millones de tests extra.

En una llamada con gobernadores, Biden reconoció que "al ver lo difícil que fue para algunas personas hacerse una prueba este fin de semana demuestra que tenemos más trabajo para hacer".

Ómicron: surgen nuevos datos sobre las internaciones, crecen los casos y más países avanzan con cuartas dosis de la vacuna

La variante Ómicron es responsable de casi el 75% de los nuevos contagios y se espera que ese número crezca en las próximas semanas.

Al menos nueve estados ya experimentan aumentos de contagios por arriba del 100%. En Louisiana, el gobernador John Bel Edwards dijo que las internaciones se habían duplicado durante la última semana.

Este lunes, Biden le advirtió a los gobernadores que el aumento de los casos podría desbordar a algunos hospitales, cuyo personal y equipos (por ejemplo, los respiradores), podrían verse sobrecargados, sobre todo en las zonas donde hay una alta proporción de no vacunados.

Ómicron avanza: se suspenden miles de vuelos en todo el mundo

Anthony Fauci, el principal asesor médico de la Casa Blanca, espera que los contagios comiencen a desacelerarse en enero pero advirtió que un aumento significativo de los casos podría desbordar de todas formas al sistema sanitario.

Según Fauci, el problema de la variante Ómicron es que "un volumen alto de nuevas infecciones, puede anular una disminución real de la gravedad [de la variante]" dijo en entrevista con This Week, y agregó: "De modo que si se tiene muchas, muchas, muchas más personas con un menor nivel de gravedad, eso podría neutralizar el efecto positivo de tener menos gravedad".

Por otra parte, Fauci le dijo a MSNBC y a la CNN que sería razonable considerar un requisito de vacunación para vuelos domésticos, un criterio de que ya se aplica para los vuelos internacionales. "Cuando la vacunación es un requisito, es otro incentivo para vacunar a más personas", dijo Fauci.

Variante Ómicron: por qué ahora la comparan con el sarampión

Biden todavía no informó sobre nuevas medidas para los vuelos domésticos, pero es una de las iniciativas que está discutiendo la Casa Blanca.

Casi 3000 vuelos se suspendieron en los Estados Unidos en los últimos días, como resultado del aumento de contagios que generó una escasez de personal.

Hoy, los Centros para el Control y Prevención de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) acortaron de 10 a cinco días el aislamiento para los asintomáticos.

Países aumentan restricciones por Ómicron

Otros países están optando por medidas más estrictas. China, que está lidiando con uno de sus peores brotes de Covid-19 desde el inicio de la pandemia, endureció las restricciones en la ciudad de Xi'an, de unos 13 millones de habitantes. A los testeos masivos y confinamientos, este lunes se sumaron nuevas rondas de desinfección en toda la ciudad y la prohibición para circular en vehículos privados, según reportó Al Jazeera.

China, que mantiene una estricta política de 'Covid cero', está trabajando contrarreloj para frenar el nuevo brote de coronavirus -impulsado por la variante Delta- en la cuenta regresiva a los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing, que se realizarán el próximo febrero.

Tras la rápida propagación de la variante Ómicron, Francia decidió acortar de cuatro a tres meses el plazo para la tercera dosis de la vacuna, y la vuelta al trabajo remoto al menos tres días a la semana. También volverá el uso obligatorio del barbijo en lugares al aire libre para los centros de las ciudades.

En Israel, por otra parte ya se empezó a probar la cuarta dosis de refuerzo de la vacuna en el personal sanitario de un hospital en las afueras de Tel Aviv. La semana pasada, el gobierno dijo que empezaría a distribuir cuartas dosis entre mayores de 60 años y personal médico, pero todavía falta la aprobación del director general del Ministerio de Salud, Nachman Ash.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios