Conspiración

"No van a dormir tranquilos": la nueva denuncia del empresario fugitivo contra su ex empresa

Carlos Ghosn, expresidente de Nissan, demandó a la automotriz japonesa por difamación y calumnias. Asegura que su arresto en 2018 fue parte de una conspiración.

En esta noticia

"Solo me quiero asegurar que todos los conspiradores no puedan dormir tranquilos en sus camas después de lo que hicieron". Así lo aseguró en una conferencia de prensa online Carlos Ghosn, el expresidente de Nissan acusado de malversación financiera por la automotriz japonesa.

Recientemente presentó una demanda ante el fiscal público de Líbano, donde se encuentra desde su cinematográfico escape de Japón a fines de 2019. Formalmente acusó de difamación, calumnia y "fabricación evidencia material" a Nissan y a una docena de personas vinculadas a la compañía.

"No busco venganza, solo quiero recuperar una parte de mis derechos", indicó Ghosn, según consigna Financial Times. La demanda es por un total de u$s 1000 millones. Y agregó: "Nissan me hizo mucho daño y eso es algo que no puede ser reparado. Lo único que puedo obtener es una pequeña compensación por esos daños".

Carlos Ghosn era una súper estrella en el mundo de los negocios hasta su arresto en 2018.

Ghosn supo ser una celebridad en Japón tras rescatar a la automotriz de la quiebra. Primero hizo su camino en la francesa Renault, donde se ganó el apodo de "cost-killer" por su frialdad para eliminar costos. Luego, a fines de los 90, accedió a la presidencia de Nissan. Y en 2004 lo nombraron número uno de la alianza entre ambas compañías.

Caída y fuga de película

Su vertiginosa caída se produjo en noviembre de 2018 cuando fue encarcelado por la Justicia japonesa. Desde ese momento él siempre negó estas acusaciones y aseguró que todo era un plan orquestado por la "vieja guardia" de Nissan que buscaba sacarlo del camino.

A fines de 2019 decidió escapar de Japón rumbo a Líbano, país del cual tiene pasaporte, escondido en una caja de instrumentos musicales. Su particular fuga incluso fue retratada en el documental Fugitivo: el curioso caso de Carlos Ghosn, disponible en Netflix.

Lideró Renault y luego fue la cabeza del rescate de Nissan. Su caída fue igual de rápida que su ascenso.

Interpol envió una alerta roja contra Ghosn en 2020 por pedido de la Justicia japonesa y el año pasado la fiscalía francesa emitió una orden de arresto contra el exCEO de Renault. No obstante, él continúa en Líbano.

"Francamente, el sistema judicial de Líbano es equivalente al de Japón. Ellos decidirán si tengo razón o no", apuntó.

Cambios en la alianza

Tras 24 años de sociedad, que tambaleó a partir del "Affaire Ghosn", Renault y Nissan anunciaron en febrero pasado que rebalancearán su alianza luego de negociar durante varios meses. Acordaron que la compañía francesa reducirá su participación en su par nipona. En tanto, Nissan tomará una parte de la unidad de autos eléctricos de Renault, Ampere.

El deal implica que Renault reducirá su porcentaje accionario al 15%, es decir, un tamaño similar al que su socia tiene en la automotriz francesa. Nissan se quedará con hasta un 15% de la pata de EV.

Temas relacionados
Más noticias de Carlos Ghosn

Las más leídas de Apertura

Las más leídas de Negocios

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.