Cambio de planes

Richmond producirá en Argentina la vacuna china del Covid en vez de la rusa

El laboratorio argentino usará la planta construida para la elaboración de Sputnik V, que se dejó de fabricar a fines del mes pasado.

Laboratorios Richmond cerró un acuerdo con la farmacéutica Cansino Biologics para la producción y comercialización de vacunas en el país. El convenio contempla la transferencia de tecnología y prevé, además, la posibilidad de exportar a la región, indicó la compañía.

La elaboración de las vacunas se realizará en la planta que el laboratorio argentino construyó en Pilar, luego del acuerdo con el Instituto Gamaleya para la fabricación de Sputnik V. El mes pasado, Richmond había anunciado que iba a dejar de lado la producción del inmunizante ruso.

COVID: cuándo llegan las nuevas vacunas para la variante Ómicron

Tras el acuerdo con Cansino, la primera vacuna que se elaborará en la planta de Pilar será Covidencia, creada para combatir el Covid-19.

Marcelo Figueiras, CEO de Laboratorios Richmond

"Esta vacuna cuenta con la aprobación de la Organización Mundial de la Salud y será producida integralmente en Argentina, siguiendo todos los requerimientos y aprobaciones regulatorias correspondientes. En una primera etapa se iniciará un proceso de elaboración del producto terminado, con el fin de iniciar el abastecimiento al mercado argentino, para luego proseguir con la elaboración del ciclo completo, proceso que será realizado en la Nueva Planta desarrollada por el Fideicomiso Financiero Proyecto VIDA, sita en el Parque Industrial de Pilar, Provincia de Buenos Aires", indicó Laboratorios Richmond en un comunicado enviado a la Comisión Nacional de Valores.

Nuevos puestos de trabajo

El acuerdo permitirá crear 120 puestos de trabajo directo y sustituir importaciones. Además, señaló la compañía, ayudará a posicionar al país como referente de vacunas en la región.

"Somos una empresa farmacéutica argentina con presencia en la región que lleva varias décadas apostando a la ciencia, la tecnología y la industria como motores del desarrollo. Nos enfocamos en cuidar y mejorar la salud de las personas y este acuerdo nos permite dar un nuevo paso en este sentido", señaló Juan Manuel Artola, CEO del laboratorio que produce productos farmacéuticos para tratamientos de enfermedades complejas.

El ejecutivo agregó que la compañía está en constante búsqueda de nuevos desarrollos y potenciales acuerdos y asociaciones con compañías de todo el mundo. Asimismo, señaló que las plataformas tecnológicas que incorporará Richmond derivarán en la producción de vacunas para tratar diversas enfermedades.

La planta de Pilar

La planta en la que se elaborarán las vacunas desarrolladas por Cansino fue construida en 2021, tras el acuerdo sellado con Gamaleya para la producción local de Sputnik V. Para su edificación, Laboratorio Richmond recaudó u$s 85 millones mediante un fideicomiso.

Sin embargo, la vacuna rusa nunca fue aprobada por la Organización Mundial de la Salud y su demanda local e internacional cayó. Finalmente, el mes pasado la compañía anunció que dejaría de producirla porque el convenio para su elaboración había terminado.

""Estamos trabajando en la terminación de la planta. El convenio con Sputnik terminó, produjimos todo lo que teníamos que hacer y ya lo entregamos; fueron casi nueve millones de dosis que en ese momento fue una tarea encomiable de todo el equipo", había explicado el CEO de Laboratorios Richmond, Marcelo Figueiras, en declaraciones radiofónicas realizadas a fines de septiembre.

Con este nuevo convenio, la compañía incorporará tecnologías como adenovirus, proteínas recombinantes y ARN mensajero, en diferentes etapas. 

Tags relacionados

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios