Arqueología

El secreto detrás de las pirámides egipcias: el descubrimiento que podría cambiar la historia

Un estudio publicado en Nature desveló el método innovador que emplearon los egipcios para trasladar los materiales necesarios en la edificación de las pirámides en Guiza.

En esta noticia

Un grupo de arqueólogos ha resuelto un misterio en Egipto. A través de imágenes de satélite, los investigadores descubrieron restos de un antiguo brazo del Nilo que se extendía a lo largo de la zona donde se construyeron las pirámides.

Este descubrimiento podría revelar información sobre el origen y la construcción de estas imponentes estructuras.

El Nilo, clave en la construcción de las pirámides. Fuente: Archivo.

Eligen un nuevo Patrimonio de la Humanidad y hay candidatos desde la región: cuál puede ganar

La hipótesis del "cuello de botella de la longevidad": ¿los dinosaurios nos hicieron envejecer más rápido?

Fin del misterio: cómo se construyeron las pirámides en el antiguo Egipto

Un estudio publicado en la revista Nature reveló que los antiguos egipcios utilizaron un extinto brazo del río Nilo para transportar los materiales necesarios para la construcción de las pirámides de Guiza.

El ramal de Khufu se extendía aproximadamente a lo largo de 30 kilómetros. A través de imágenes de satélite de alta resolución, los investigadores lograron identificar los restos de este brazo, los cuales abarcan canales, márgenes y depósitos de agua.

Los arqueólogos sugieren que los antiguos egipcios empleaban este afluente para llevar los bloques de piedra desde las canteras de Tura, que se encontraban en el sur de El Cairo. 

Se estima que los bloques eran transportados en barcos a lo largo del río hasta un puerto ubicado en la desembocadura del brazo. Posteriormente, se presume que eran llevados a pie hasta el sitio de construcción.

El descubrimiento que podría cambiar nuestra comprensión de las pirámides. Fuente: Archivo

El brazo del Nilo que se secó hace miles de años

El ramal de Khufu se secó hace miles de años y quedó oculto bajo el desierto. Este brazo fluvial tenía una longitud de unos 100 kilómetros y pasaba cerca de 38 pirámides construidas en el margen occidental del río. 

De acuerdo con la investigación, el ramal estaba compuesto por diversos tramos que se extendían desde la región de Faiyum hasta Guiza. Asimismo, las imágenes satelitales revelaron múltiples afluentes de arena enterrados que fluían hacia este brazo.

En el período de construcción de las pirámides, es probable que estos afluentes hayan funcionado como lagunas, proporcionando puertos para el atraque y resguardo de embarcaciones. 

Temas relacionados
Más noticias de Egipto