Lunes  02 de Marzo de 2020

Lacalle Pou: "Va a haber más policía y a los uruguayos se les pedirá la cédula"

El flamante presidente de Uruguay dijo que los uruguayos se deberán acostumbrar a que la policía les pida la cédula, que tienen “toda la intención” de ahorrar u$s 900 millones en el primer año y que la coalición debe tener una mesa política 

Lacalle Pou: "Va a haber más policía y a los uruguayos se les pedirá la cédula"

Pocos días antes de asumir como presidente de la República, Luis Lacalle Pou se fue a cortar el pelo a Pando, con su peluquero de confianza, sin avisar a sus custodios. Cuando puede, le escapa a la seguridad que se le asignó. Desde que se confirmó su victoria, el mandatario intenta que la custodia pase lo más desapercibida posible para que el contacto “con la gente” sea lo más directo posible.

Para no perder eso, planea hacer visitas a localidades del Uruguay todos los viernes, sin aviso previo. En entrevista con El Observador, Lacalle Pou aseguró que delegará “competencias pero no responsabilidades” y que en su gobierno “nunca se verá un interés oculto por detrás”.

El mandatario se explayó sobre el país que quiere dejar en 2025 cuando termine su mandato. El presidente consideró “una canallada” que se vinculara al ministro de Educación y Cultura, Pablo da Silveira, con la situación judicial de su pareja, Maya Cikurel, y defendió al exintendente de Artigas, Pablo Caram, señalado por la Jutep por violar normas de la función pública.

¿Qué país le gustaría que quede cuando deje el gobierno, el 1° de marzo de 2025?

Yo hace mucho tiempo que tengo como parámetro de un buen gobierno el concepto de la libertad. Si un gobierno termina y los uruguayos son más libres, el gobierno fue bueno. Si, por el contrario, hay menos libertad, el gobierno no cumplió con su objetivo esencial. Obviamente cuando uno habla de la libertad es un concepto que parece abstracto, hay que bajarlo.

¿Qué quiere decir que un uruguayo sea más libre?

La libertad de vivir en paz, de poder optar por un trabajo digno, de poder elegir una educación de calidad para los hijos, de tener una vida segura en la comunidad, de perseguir los sueños y el camino que se elija recorrer. La más difícil de definir, o de contextualizar, es la libertad de ser feliz. Cada uno entiende su felicidad desde su individualidad y su núcleo afectivo, su familia. Como es tan diverso, es lo atractivo de lo complejo de esta actividad: que no todo el mundo necesita las mismas herramientas ni todo el mundo necesita las mismas oportunidades para poder ser más libre. Pero el parámetro es medido desde el punto de vista de la libertad.

La libertad también de un país en el contexto internacional de moverse libremente según sus propios intereses, los de la nación, no los del gobierno. Cuando uno asume compromisos a nivel internacional, de alguna manera va coartando esa libertad de movimiento. Estar en el Mercosur significa determinadas cosas, ratificar el acuerdo con la Unión Europea, otra. La libertad de elegir y eso hace mucho a la flexibilización del Mercosur, a conseguir mercados, a la protección de nuestro medioambiente. La libertad tocando la realidad, viva, que se practica. Un país más próspero, más justo y una sociedad en paz.

¿Qué legado cree que dejará como presidente?

Yo soy un instrumento, no soy un fin en sí mismo. Lo he dicho en más de un discurso, el éxito de un gobernante no se puede mirar en el espejo propio, se tiene que mirar en el espejo de su pueblo. Siempre estuve bastante en desacuerdo con presidentes exitosos y pueblos que no lo son. Si el pueblo está mal, al presidente no le fue bien, no es exitoso. Me acuerdo cuando fui presidente de la Cámara de Diputados y hablé de la huella a dejar. Pero dije que no se trataba de dejar una huella, sino de hacer un camino. No frenar a ver qué huella dejo, hay que caminar, hacer.

¿Cuál será el buque insignia de este gobierno?

No creo que deba haber un buque insignia puntual. Sí hay elementos determinantes. La situación habitacional de muchos uruguayos, no solo el techo sino también el barrio. La seguridad humana, que es algo más amplio que la seguridad pública. Yo no puedo entender una sociedad que tiene una escalada de violencia delictiva, intrafamiliar, en el tránsito, en la escuela. Creo que debemos tener una valoración social e impulsada desde el gobierno de relaciones armoniosas. Eso es un desvelo. Vamos a terminar con estar con los dientes apretados, con la descalificación, con los agravios. Es mentira que somos tolerantes y en este mundo moderno un gran desafío es la redefinición de la tolerancia, que es realmente ponerte en los zapatos del otro. Hoy hay como una estridencia social y uno está más propenso a la agresividad. Dentro de la seguridad humana, la seguridad pública.

¿Entonces la seguridad puede ser como el buque insignia?

Seguridad humana, después seguridad pública. Pero también hablo de vivienda.

¿Se refiere a la convivencia?

Parte de la convivencia es lo que yo trataba de definir. Y después el tema educativo. Siempre el que tuvo acceso a la educación tenía más oportunidades. Ahora mucho más porque como el conocimiento se duplica, el que está en la punta del conocimiento se distancia mucho más que el que no accede. El que no accede no es que se queda quieto, se atrasa. Sé que ahí quizá tengamos que dar algunas discusiones, algún intercambio con el statu quo de algunas corporaciones, pero hay que tratar de convencer de qué es lo que se necesita. Está claro que por falta de plata no fue estos años. ¿Qué hay? Hay parte de hacer justicia en la educación, de dedicación, de una política individualizada en el alumno, que tiene nombre, que tiene apellido, tiene familia, un contexto. Por eso cuando uno habla de comunidades educativas, no es separar, es más individualización de ese centro, de ese docente, de ese director, del personal no docente y el alumno, que es el centro de todo. Si todo está bien pero el alumno está mal, estamos fracasando. Y los registros que tenemos hoy demuestran un fracaso. Si querés resultados distintos, no hagas siempre lo mismo. Salvo que el statu quo diga que hay que hacer lo mismo, aunque el fin último no mejore. Yo no estoy dispuesto.

Y hay un tema que ya no es incipiente que es el tema del medio ambiente. Vamos a hacer un esfuerzo muy grande, primero un salto institucional que es la creación del Ministerio del Medio Ambiente y Agua, y luego control firme y estricto sobre los procesos de mitigación del daño al medio ambiente, multas a quienes dañan y estímulos a quienes colaboran con mitigar daños. Dentro de ambiente el tema agua: hay que monitorear en tiempo real la situación de nuestras aguas. Y después la remediación de las aguas.
Y el estímulo al que emprende.

¿Como el proyecto que está llevado adelante su esposa, Lorena Ponce de León?

Sí. Sin minimizar la tarea de sembrar las condiciones, las oportunidades e iluminar los caminos, el que emprende es el que hoy abrió un almacén, es un tambero en la Colonia Berro cerca de Tapia que está ordeñando 40 vacas.

¿Sigue en pie la iniciativa de una renuncia fiscal de u$s 40 millones para favorecer a micro y pequeños empresarios?

Sí. Se necesitan estímulos. Al país lo hace grande su gente y tenemos que apelar a esas fuerzas productivas, comerciales, de innovación. Yo estoy en contacto con personas del BID y del mundo académico para que Uruguay se convierta en un centro de posgrados y maestrías de distintas universidades para que aquí se genere más anclaje de conocimiento, que trae más inversión y esa inversión más innovación. Y por último, en la acción de la justicia no se puede solo escuchar al que grita, al que levanta el volumen o al que tiene un grupo de presión que lo defienda. Muchas veces la justicia está del lado del que está callado, que no tiene voz y que pasa el día echando el lomo laburando y no tiene dinero ni capacidad ni tiempo de hacerse escuchar. Ahí hay un reclamo que básicamente se escuchó del interior del país, pero no solo.

Se canalizó en Un Solo Uruguay.

Cuando surgió Un Solo Uruguay a mí me preguntaron qué opinaba y yo dije que para ese momento del país era una bendición. Ese malestar colectivo tuvo la posibilidad en un movimiento de ser canalizado. Un Solo Uruguay fue una manifestación de actores sociales, de gente que no tenía organización, que sintió que era un lugar donde reclamar. Hay un mensaje muy fuerte del interior del país.

Ha dicho que quiere ser un presidente presente, ¿qué significa eso? ¿Seguirá estando como en la transición arriba de la mayoría de los temas?

Eso es una deformación personal. En el mundo moderno, en el cual los problemas surgen rápidamente y las soluciones son exigidas de la misma manera, la delegación de competencias cobra una importancia mayor. Para delegar competencias tiene que haber una base de confianza. Lo que no estoy dispuesto a delegar es la responsabilidad. Delego la acción pero no la responsabilidad. Por eso pretendo cambiar el funcionamiento del Poder Ejecutivo y volver a los acuerdos ministeriales. Martes y miércoles hay acuerdos, pico a pico con el ministro, para seguir los temas.

La otra parte, la de la presencia, es estar en el lugar. A mí me gusta, me mantiene vivo. Estoy en política por la gente y si me sacás la gente pierdo la razón de existir como dirigente político, en este caso como presidente. Quiero que el uruguayo sienta que cuando se levanta hay un presidente que le habla a la oreja, que lo quiere, que lo respeta, que está ahí.

¿Eso cómo se va a materializar?

Los viernes.

¿Va a recorrer el país?

Sí.

¿Cómo va a ir seleccionando los lugares?

No se van a enterar porque no se trata de una visita con cámaras. La presencia publicitada genera una barrera. Yo quiero estar. Me gustar llegar, ir al almacén.

¿No lo va a anunciar previamente?

Voy a caer. Es un presidente que va a estar. La presencia del presidente creo que genera un estímulo a todo el equipo.

¿Pretende lo mismo de sus ministros?

Lo van a hacer. Ellos tendrán una agenda.

¿No teme que se desgaste su imagen?

No. De nuevo, acá no está en juego mi imagen, está en juego el país. Todo lo que yo haga tiene que ser para mejorar el país, no para mejorar mi imagen. Yo tengo por delante los cinco años más importantes de mi vida. ¿Voy a estar consultando encuestas sobre mi imagen o haciendo las cosas? Termino el 1° de marzo de 2025 y ya nadie me va a tener que votar para nada.

¿Hay algo de genética Lacalle en eso, de su padre?

No sé, puede ser. No me gusta andar con lentes negros o con vidrios altos en el auto. Por eso ya dije que no quiero autos blindados porque los vidrios en los autos blindados no se pueden bajar del todo. Tampoco me gusta que tenga vidrios negros.

O sea que la gente lo va a poder ver cuando se traslade de un lugar al otro.

Yo soy el empleado más importante que tienen los uruguayos. Me tienen que poder tocar, mirarme a los ojos y decirme con respeto lo que quieran. Eso no es desmerecer la investidura. Creo en el liderazgo de la punta de la fila, de que tengo que trabajar más que los demás.

¿La seguridad del presidente lejos?

Sí, les escapo. El otro día me fui a Pando a cortar el pelo solo. Es un equipo que está bastante acostumbrado a mí y al que no está acostumbrado lo corrigen.

¿Cuáles van a ser las medidas inmediatas en seguridad más allá de lo simbólico de respaldar a la policía?

Este lunes con los jefes de policía se definirá la estrategia y el despliegue táctico. El despliegue táctico no es secreto pero también hay una cuestión de proteger la táctica. La presencia de la policía constante en el patrullaje, en la ronda, que los uruguayos entiendan que esa presencia va a estar.

¿Los uruguayos verán más policías y patrulleros en la calle?

Seguramente también a los uruguayos se les pida el documento, simplemente por un control de rutina. Va a haber más policía en la vuelta. La manera es prevención, persuasión y después represión. La prevención hace mucho a dos elementos: patrullaje en las fronteras, que ayuda a combatir delitos de índole internacional, como el narcotráfico, y después el patrullaje interno, acompañado por una inteligencia potenciada. La acción policial es 80% inteligencia y 20% músculo.

¿Cuándo se van a percibir los cambios que la gente reclama?

No pongo fechas ni porcentajes.

¿Van a dar cifras sobre homicidios y denuncias?

Sí, lo que no comprometo son cifras antes. En eso y en todo lo posible la información tiene que estar al alcance de nuestros empleadores, de los uruguayos. Saber cuál es el diagnóstico, cómo empieza y cómo va el proceso. Me habrán escuchado decir que vamos a informar mucho, que no es hacer propaganda.

¿No teme que en la seguridad se genere demasiada expectativa y después no cumplir?

¿No le parece que ya está generada? Yo le digo que sí. En las encuestas se despega notoriamente la expectativa sobre las mejoras en la seguridad pública. Ojalá uno pudiera controlar las expectativas.

Darle más potestades a la policía, ¿no es peligroso de que se pasen para el otro lado y haya excesos?

Creo que no. Vamos a apelar a la responsabilidad de los agentes y de las autoridades policiales. Vamos a hacer todo lo posible para que no haya.

¿Va a ser duro con el policía si se excede?

Se va a ser firme con el cumplimiento de la Constitución y la ley.

¿Cómo actuaría ante una situación como la que se generó en Chile?

No me gusta expresar públicamente situaciones que a priori creo que están muy lejos de suceder en Uruguay. Creo que no va a pasar pero si pasa, tampoco nos van a agarrar dormidos. Pero no creo que pase.

¿Cuál es la situación de las cuentas públicas “peor de la que esperaban” a la que se han referido tanto Álvaro Delgado como Azucena Arbeleche?

Sobre todo hace a compromisos asumidos por el actual gobierno en el período del nuevo gobierno. Recursos humanos, compromisos presupuestales –por ejemplo en el Ministerio de Transporte–, funcionarios, licitaciones, grados, sobre sueldos, de estos últimos tiempos, que hacen más compleja la vida económica diaria del Estado.

¿Eso mueve la aguja?

Los pesos chicos son los que hay que cuidar porque los grandes se cuidan solos. Yo tengo ese compromiso, el respeto al contribuyente. Es inentendible que Uruguay tenga 15 mil vehículos. Vamos a tener menos flota oficial. Voy a ser riguroso en eso y los ministros lo saben. También lo van a saber los presidentes de las empresas públicas. El horno no está para bollos. No estamos en momentos de holgura.

¿Qué se priorizará, inflación, déficit o dólar?

Creo que los tres elementos, con distintos instrumentos, tienen que ir de la mano. El tema es cómo hacer para que no se dispare uno, el control sobre ellos. Obviamente es insostenible el déficit. Es de una preocupación y ocupación inmediata. La inflación es el peor de los impuestos y el dólar hace a una parte de la competitividad. Están los costos de los servicios públicos, de logística. Si bien el dólar es un elemento importante, hay otros elementos que ayudan a mitigar la falta de competitividad.

Hay analistas que proyectan que a fin de año el dólar puede llegar a $ 41, ¿a cuánto lo ve el presidente de la República?

Respeto mucho a los analistas pero por suerte guardo cosas y puedo discutir (busca un archivo en su celular). Estas son las proyecciones del FMI para la economía uruguaya, 2020: variación del PBI: 3,1%, inflación: 6,3%, desempleo: 7,2%, déficit fiscal: 2,5%. Cero en cuatro.

¿No lo ve a $ 41?

Uruguay tiene que valorar la canasta de monedas con las cuales compite y la canasta de monedas de la región, Brasil y Argentina. Diría que el dólar tiene que estar un poco por arriba, lo que no puede haber son saltos bruscos y es difícil el control por el Banco Central de cuánto y cómo sube el dólar. Recordemos que hay mucha gente que gana en pesos y está endeudada en dólares. Un salto brusco le puede desajustar toda su economía doméstica.

¿Igual se va a seguir interviniendo?

La intervención (se hará) tratando de acompañar la canasta de monedas con la cual competimos, o tenemos relaciones, y las monedas de la región.

¿El ahorro de u$s 900 millones por año se mantiene?

Tenemos toda la intención de así hacerlo. Dentro de un año nos podemos volver a juntar y evalúan.

¿Los ajustes de las tarifas que se van a hacer de cuánto van a ser?

Nos vamos a basar en criterios técnicos, que van a ser requeridos a los entes autónomos.

Para eso tienen que primero definir a las nuevas autoridades.

¿Por qué?

Porque es una línea que va a marcar el nuevo gobierno.

No es así. Le vamos a pedir a los entes autónomos y sus directorios actuales que nos digan, según la interpretación de los servicios técnicos. No se olviden que aquí no se trata de un aumento tarifario para tapar el agujero del Estado central. No se trata de un aumento para recaudar por encima del servicio para ayudar a las cuentas públicas nacionales. Se trata de saber cuánto cuesta el servicio, el funcionamiento de la empresa pública. Queremos tener una visión oficial del ente autónomo porque esto es una adecuación de costos. No es que el ministro de Economía pide tanto dinero. Eso no corre más. Vamos a tener un sostén técnico del costo del servicio y cuánto se está por debajo.

¿No considera que el ajuste es una promesa incumplida de la campaña?

No. Si no adecuamos el costo, tenemos empresas más deficitarias. El compromiso nuestro es ser más eficiente en los servicios, ahorrar dinero y después, con el plazo menor posible, reducir el precio del combustible y la energía. Pero antes hay un proceso de mejora y eficiencia.

En la campaña y en la transición se ha movido en avión para los destinos largos, ¿quién es la persona que le presta el avión?

¿Es relevante esta pregunta?

Sí, porque durante mucho tiempo se le criticó a José Mujica que Alberto Fernández le prestara el avión.

Primero, no me lo prestan, lo pago. Los dueños son Pablo Camilo Valdez y Héctor Bove. Pago las horas de vuelo. No piensen que somos todos iguales. Yo no me dejo hacer la banda por un empresario, no le devuelvo favores a nadie. Insisto, capaz que están acostumbrados a otra cosa pero conmigo nunca van a ver un interés oculto detrás.

¿Lo va a seguir usando durante su gobierno?

Hay un avión similar de la Fuerza Aérea, seguramente use ese avión. El presidencial famoso se va a vender.

Shopping

MONEDAS Compra Venta
DÓLAR B. NACIÓN0,000072,000077,0000
DÓLAR BLUE0,7634129,0000132,0000
DÓLAR CDO C/LIQ2,8819-131,4548
EURO0,769786,128886,1698
REAL-1,636813,311513,3167
BITCOIN1,374311.541,700011.549,2100
TASAS Varia. Ultimo
BADLAR PRIV. Pr. ARS1,265830,0000
C.MONEY PRIV 1RA 1D-16,666715,0000
C.MONEY PRIV 1RA 7D-15,789516,0000
LIBOR0,05311,0546
PLAZO FIJO0,000030,0000
PRESTAMO 1RA $ 30D-0,662861,4500
TNA 7 DIAS-0,302846,0900
BONOS Varia. Último Cierre Día Anterior
BODEN 20150,00001.424,501.424,50
BOGAR 20180,00009,829,82
BONAR X0,00001.585,501.585,50
CUPÓN PBI EN DÓLARES (LEY NY)4,1322126,00121,00
CUPÓN PBI EN PESOS-4,87801,952,05
DISC USD NY-1,041776,0076,80
GLOBAL 20170,00001.676,001.676,00
BOLSAS Varia. Puntos
MERVAL-3,727050.998,5000
BOVESPA-1,0500102.174,4000
DOW JONES0,940027.686,9100
S&P 500 INDEX1,50943.333,6900
NASDAQ2,320010.782,8230
FTSE 1001,10007.273,4700
NIKKEI-0,580021.803,9500
COMMODITIES Varia. Último Cierre Día Anterior
SOJA CHICAGO1,0535326,0086322,6098
TRIGO CHICAGO-0,7071180,5953181,8814
MAIZ CHICAGO0,6421123,4202122,6329
SOJA ROSARIO0,0000241,0000241,0000
PETROLEO BRENT2,022545,400044,5000
PETROLEO WTI2,523442,660041,6100
ORO0,02591.933,10001.932,6000

OpenGolf Newsletter

Anotate y recibí el resumen semanal del mundo del golf.

OpenGolf
Revista Infotechnology