Dólar cara chica: por qué se pagan menos que los otros billetes

El grado de deterioro de los billetes emitidos antes de 1996 hace que mucha gente los rechace

Desde hace unos años los argentinos que tienen dólares ahorrados se encontraron con un nuevo problema a la hora de querer venderlos en el mercado paralelo. Muchos de los billetes de u$s 100 que circulan en el país corresponden a la serie emitida hasta 1996, en los que el retrato de Benjamin Franklin es más pequeño que en las series posteriores. Son los llamados "dólar cara chica" y al querer convertirlos en pesos se paga hasta un 5% menos de la cotización del momento.

Desde 1996 hasta 2013 se emitieron los papeles con una "cabeza" más grande y el marco. La serie actual incluye la figura del político y científico, pero sin el marco. Estas dos últimas tandas están conformadas por los billetes que en el mercado blue se consideran como los "nuevos", y por unidades de este tipo se paga el precio total.

Lo cierto es que no hay motivo real para hacer esta diferencia entre los distintos tipos de billete. En rigor, todos los billetes impresos a partir de 1914 tienen validez legal en los Estados Unidos y no hay diferencia alguna con respecto a su valor y si se viajara con los billetes de cara chica a los Estados Unidos no habría ningún problema para usarlos.

Pero en la Argentina la historia es diferente. Por los años que pasaron abajo del colchón de la serie que se imprimió entre 1914 y 1996 muchas veces presentan signos de deterioro. Así, a veces resulta más difícil volver a colocar los billetes en el mercado, porque los compradores de divisa los rechazan.

Qué hacer si tengo un billete de cara chica

En caso de estar en poder de un billete "cara chica" hay distintas opciones para evitar cambiarlos por menos dinero. La primera y más sencilla es depositarlos en una cuenta en dólares y luego al retirarlos del banco pedirle al cajero qué tipo de billete se quiere.

Sin embargo, esto no siempre es posible. Ya son varias las entidades que indicaron que están teniendo problemas con sus clientes cuando quieren retirar dólares.

Si se está por viajar a los Estados Unidos o se conoce a alguien que esté por hacerlo, se puede hacer el cambio de billetes allí. Como se trata de moneda de curso legal, se podrá utilizar sin ningún problema.

Por último, si se está por realizar alguna transacción, convendrá preguntar a la contraparte si acepta los billetes de cara chica. En caso afirmativo, se evitará el problema de cambiarlos por menos dinero.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.