Más poder de fuego para el Central

Con repunte de encajes, las reservas ya rozan los u$s 43.000 millones

El efectivo mínimo de los bancos en el BCRA tuvo un fuerte rebote entre junio y los días que van de julio, lo que permitió recortar prácticamente toda la caída que acumulaban hasta el mes pasado.

El Banco Central de la República Argentina (BCRA) viene logrando, con la ayuda del cepo, una recomposición de reservas, que seguramente permita que a partir de este viernes la autoridad monetaria vuelva a ostentar más de u$s 43.000 millones en sus arcas, algo que no sucedía desde el 24 de agosto del año pasado.

Una parte importante del sprint final de este incremento se debe al repunte de los encajes bancarios en este último mes y medio, que responde en parte a cuestiones estacionales y también a una búsqueda de mayor liquidez de los bancos.

El rubro efectivo mínimo, que muestra los dólares que los bancos tienen encajados en el Central, había sufrido una caída de u$s 1742 millones entre marzo y mayo. En enero y febrero había crecido, pero en el consolidado entre el 31 de diciembre y el 31 de mayo bajó u$s 812 millones.

Sin embargo, entre junio y los días que transcurrieron de julio los encajes tuvieron una fuerte recuperación que recortó casi todo el retroceso antes mencionado y apuntaló las reservas brutas. Es decir, entre el 1° de junio y el 12 de este mes (último día con datos oficiales) los encajes tuvieron un crecimiento de u$s 742 millones.

"Ante un eventual retiro de dólares, el hecho de que exista una abundante liquidez de los bancos (encajes) permite evitar fenómenos de corridas bancarias por fallas de coordinación"

¿Ahora bien, a qué responde esta recuperación? Hubo un aumento marginal de los depósitos en dólares (hoy se encuentran en u$s 16.305 millones, es decir, u$s 157 millones más que lo que había al 31 de mayo), pero se vio también una leve caída en el ratio de dólares prestados al sector privado, incrementando los billetes encajados.

"La suba de encajes la atribuyo a una búsqueda de mayor liquidez precautoria de los bancos, pero también existen otros factores: por una parte, los meses transcurridos son estacionalmente altos en términos de liquidación de exportaciones, lo cual lleva a la cancelación de prefinanciaciones. Por otro lado, ayuda la flexibilización del cepo a empresas exportadoras en torno a la cancelación de deudas externas", consignó a este diario el economista de ACM, Juan Pablo Di Iorio.

"Los depósitos en dólares crecen levemente, lo cuál siempre es positivo, sobre todo después de los falsos e irresponsables rumores de corralito que generaron una caída de u$s 2.500 millones en octubre y noviembre del año pasado", Claudio Caprarulo 

Respecto de cómo influye la flexibilización del cepo, Di Iorio explicó: "Se transforma en una demanda potencial que no debe pedir autorización al BCRA y que antes era canalizada a través de los mercados paralelos".

Algunos economistas atribuyen el incremento de liquidez por parte de los bancos a la inminencia de las elecciones. Sin embargo, Claudio Caprarulo, director de Analytica, indicó: "Los bancos están super líquidos, en particular desde 2020. No creo que hagan un cambio tan marcado por las elecciones".

Inversiones: pese a desaceleración de inflación, el mercado sigue apostando a bonos CER

En esa misma sintonía, Caprarulo agregó: "No veo un cambio de tendencia importante. Los encajes en dólares aumentaron en junio y  están al alza también en julio, pero en valores normales, similares al primer bimestre del año. Los depósitos en dólares crecen levemente, lo cuál siempre es positivo, sobre todo después de los falsos e irresponsables rumores de corralito que generaron una caída de u$s 2.500 millones en octubre y noviembre del año pasado".

Por otro lado, desde una importante entidad financiera, señalaron: "Se está recomponiendo la liquidez, compensando movimientos de algunos bancos puntuales entre marzo y mayo".

El otro factor que viene empujando las reservas y de manera mucho más genuina, es la compra de divisas en el mercado de cambios: en lo que va del mes el BCRA ya compró u$s 900 millones. Gracias a ello, las reservas netas (es decir, sin contar encajes ni dólares que tengan como contrapartida un pasivo) superan los u$s 8000 millones, según estima el economista Fernando Marull, de FMyA.com.ar.

"El número de reservas netas es el mayor desde agosto de 2020. El Central, gracias al agro y al cepo, puede comprar dólares y, al mismo tiempo, intervenir en el contado con liquidación y en el MEP", afirmó Marull.

Ahora bien, si los encajes no son reservas netas, ¿de qué le sirven al Central? Así lo explica Juan Pablo Di Iorio: "Ante un eventual retiro de dólares, el hecho de que exista una abundante liquidez de los bancos (encajes) permite evitar fenómenos de corridas bancarias por fallas de coordinación".

Tags relacionados
Noticias del día

Comentarios

  • MS

    momoi studio

    15/07/21

    Alto dibujo hicieron para llegar a ese número jaja

    0
    0
    Responder
    • P

      Peke

      16/07/21

      43.000 millones con los depósitos privados y prestamos que no se pueden tocar. Solo hay 7.000 millones limpios y tenemos que pagar 43.000 millones este año. Reales -36.000 millones

      0
      0
      Responder