FTExclusivo Members

Joe Lewis, el dueño de Lago Escondido, se entrega a la Justicia de EE.UU.

El propietario del club de fútbol inglés Tottenham Hotspur, está acusado de 19 cargos penales, incluyendo fraude de valores y uso de información privilegiada, que compartirla con empleados, socios y vínculos amorosos.

Joe Lewis, el multimillonario inversor inmobiliario cuya familia es propietaria del club de fútbol Tottenham Hotspur, compareció por primera vez ante un tribunal de Nueva York tras entregarse a las autoridades estadounidenses para enfrentarse a cargos penales por presunto uso de información privilegiada, según confirmó este miércoles la fiscalía federal.

Lewis fue acusado de 19 cargos, entre ellos fraude de valores y conspiración para cometer fraude de valores y hacer declaraciones falsas.

El hombre de 86 años, uno de los más ricos de Gran Bretaña, está acusado de facilitar a empleados, dos de sus pilotos privados, socios, amigos e intereses románticos información no pública sobre empresas en las que había invertido, y de prestar a algunos de ellos cientos de miles de dólares para que negociaran con dicha información.

Lago Escondido: quién es Joe Lewis, el hombre a quien todos nombran cuando hay conflictos

Según la acusación presentada el martes en un tribunal federal de Manhattan, en conjunto Lewis y sus socios pudieron ganar millones de dólares utilizando la información "robada", que incluía resultados favorables de ensayos clínicos.

En una breve audiencia celebrada el miércoles, Lewis se declaró inocente. Fue puesto en libertad con una fianza de u$s 300 millones garantizada por su yate y su avión privado, y acordó restricciones de viaje.

No quiso hacer comentarios a la salida del tribunal. Si es declarado culpable de los cargos penales, Lewis podría ser encarcelado durante décadas.

Los fiscales estadounidenses también acusaron a los dos pilotos, Patrick O'Connor y Bryan Waugh, de fraude de valores. El abogado de O'Connor declinó hacer comentarios, y no fue posible contactar inmediatamente con el abogado de Waugh para que hiciera comentarios.

La Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés) presentó una demanda civil paralela contra Lewis, los pilotos y la exnovia de Lewis, Carolyn Carter, solicitando sanciones y la devolución de cientos de miles de dólares de supuestas "ganancias mal habidas".

Lewis, cuyas inversiones se realizan en gran parte a través de una sociedad de cartera, Tavistock Group, habría compartido información sobre Solid Biosciences y Mirati Therapeutics, dos grupos de ciencias de la vida que cotizan en Bolsa, así como sobre el productor de carne de vacuno Australian Agricultural Company (AAC) y la SPAC BCTG.

Lago Escondido y conflicto en tierras de Joe Lewis: datos, protagonistas y cruce de acusaciones

Un abogado de Lewis, David Zornow, de Skadden Arps, declaró en un comunicado que "el Gobierno ha cometido un grave error de juicio al acusar al Sr. Lewis, un hombre de 86 años de integridad intachable y logros prodigiosos. El Sr. Lewis ha venido a Estados Unidos de forma voluntaria para responder a estos cargos y le defenderemos firmemente ante los tribunales".

Un representante de Tavistock Group no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios.

Entre las personas con las que supuestamente Lewis compartió información se encuentran una novia, asistentes personales del superyate de u$s 250 millones en el que a veces vive y dos de sus pilotos privados.

Lago Escondido y conflicto en tierras de Joe Lewis: datos, protagonistas y cruce de acusaciones

Según la fiscalía, durante un periodo de al menos ocho años, Lewis utilizó la información que tenía como miembro del consejo de administración de determinadas empresas para ayudar a que su entorno supiera cuándo comprar acciones o venderlas antes de que su valor cayera.

En 2019, supuestamente informó a los pilotos de las pérdidas que sufriría AAC como consecuencia de las inundaciones en Queensland y los instó a vender sus acciones en la empresa antes de que se conociera la información. Según la acusación, los pilotos no pudieron ejecutar las operaciones a tiempo, pero uno de ellos supuestamente envió un correo electrónico a su broker en el que decía: "Ojalá el jefe nos hubiera avisado un poco antes".

Los fiscales dijeron que ese mismo año Lewis informó a su novia sobre una próxima transacción y los resultados de un ensayo clínico que involucraba a Solid Biosciences, poco después de lo cual ella compró acciones de la compañía por u$s 700.000. Más tarde en 2019, Lewis le recomendó a su novia que vendiera las acciones de Solid y comprara acciones de Mirati, después de recibir información sobre uno de los ensayos clínicos de este último.

Damian Williams, el fiscal estadounidense del Distrito Sur de Nueva York, aseguró que Lewis había "abusado de su acceso a las salas de juntas" y, que los consejos que transmitía aseguraban que las "apuestas de sus asociados fueran seguras".

"Utilizaba la información privilegiada para compensar a sus empleados o para hacer regalos a sus amigos y amantes", dijo Williams en un video. "Es hacer trampas y va contra la ley".

Tavistock Group de Lewis, con sede en las Bahamas, tiene inversiones declaradas públicamente en más de 200 empresas de 13 países, entre ellos EE.UU., México y el Caribe. El grupo afirma que su colección de arte incluye obras de Pablo Picasso, Henri Matisse y Gustav Klimt.

Lewis, que nació en un pub del este de Londres, dejó la escuela a los 15 años, se incorporó al negocio familiar de catering y creó su propia empresa de restauración. En 1979 trasladó su residencia de Reino Unido a las Bahamas.

Este exiliado fiscal se labró una reputación como especulador de divisas cuando, al igual que George Soros, apostó contra la libra esterlina en la previa del Miércoles Negro de 1992. Sin embargo, perdió u$s 1000 millones cuando el banco de Wall Street Bear Stearns, en el que era inversor, se hundió y tuvo que ser rescatado por JPMorgan en 2008.

El perfil del operador de divisas cobró relevancia tras comprar el Tottenham al empresario británico Alan Sugar. En 2019, los Spurs terminaron las obras de un estadio de 1200 millones de libras que ha aumentado sus ingresos, pero los aficionados se han quejado de que el club no ha conseguido añadir muchos trofeos a su vitrina. 

Temas relacionados
Más noticias de Joe Lewis

Las más leídas de Financial Times

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.
  • JCH

    Jorge CERNOTTO HILGERT

    26/07/23

    Despilfarrando el dinero de los contribuyentes de USA; los fiscales deben ser egresados de la escuela del I.P. Cuál es la trampa??!!! Este delito es similar al delito de ganar la lotería!! Trampa es aplicarse al vacuna contra el Covid, hacer fiestas durante la cuarentena, etc.

    0
    0
    Responder