Más abrazos: se fortalece la alianza Huggies-UNICEF

Kimberly-Clark renueva su compromiso con el programa "Un abrazo para cada bebé", promoviendo la importancia del contacto 'piel a piel'.

Como señal de una alianza que crece y se fortalece, Kimberly-Clark lanza una nueva etapa de su programa "Un abrazo para cada bebé" en Latinoamérica, activo desde 2019, y continúa apoyando los Programas de Desarrollo de la Primera Infancia de UNICEF.

A través de Huggies, la línea de pañales que ofrece productos especialmente pensados para el cuidado del bebé en todas sus etapas, esta importante iniciativa de la compañía en respaldo a UNICEF se propone además contribuir con el fortalecimiento de los sistemas de salud en los distintos países, permitiendo tanto a las madres y padres junto con sus recién nacidos el acceso a servicios de salud, educación y apoyo esenciales.

En un año en que la pandemia lo cambió todo, incluso nacer, se volvió muy relevante la promoción del contacto 'piel a piel', que es la práctica de abrazar y sostener al recién nacido, vestido solo con un pañal, contra el pecho. En las primeras horas y semanas posteriores al nacimiento, ese contacto es vital para su bienestar y posterior desarrollo, sobre todo en el caso de bebés prematuros.

Sin embargo, la incertidumbre provocada por el Covid-19 puso en cuestión este tipo de prácticas. Según un estudio a escala mundial dos de cada tres trabajadores de la salud limitaron el contacto piel a piel entre las mamás y sus bebés, y el 25% desaconsejó, de forma errónea, la lactancia materna cuando existen riesgos de Covid-19.

Datos importantes

Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud, los abrazos tienen entre sus beneficios la posibilidad de reducir en un 40% la mortalidad infantil, en un 70% la hipotermia y en un 65% las infecciones en edad temprana. Unos 15 millones de bebés nacen anualmente de forma prematura y 1 millón mueren por complicaciones asociadas a la prematurez. Y más del 75% de esas muertes podrían evitarse promoviendo ese contacto 'piel a piel' .

Desde el inicio de la alianza, más de 2.751.862 personas fueron beneficiadas en la región mediante las acciones directas de UNICEF en las comunidades más vulnerables, mientras que Kimberly-Clark realizó un aporte de U$S 7,2 millones.

En Argentina, como parte de la iniciativa "Maternidad Segura y Centrada en la Familia", según lo reportado en 2019, fueron impactados 34.644 niños, 7.664 familias, 17 centros de salud, 4 instituciones de gobierno y organizaciones comunitarias y capacitados más de 80 profesionales de la salud de 8 hospitales materno-infantiles en Salta y Jujuy. A su vez, se crearon 2 residencias para Madres en Jujuy y Buenos Aires, para que puedan acompañar a los recién nacidos que se encuentren en las unidades de Neonatologia, en un ambiente seguro.

Como parte de su compromiso con la tarea de UNICEF, Kimberly-Clark participó recientemente de la acción solidaria "Un sol para los chicos", de apoyo a la niñez. Durante la emisión, Roberto Bellatti, General Manager de Kimberly-Clark Cono Sur, convocó a sumarse a la alianza Huggies-UNICEF.

"Todos los bebés tienen derecho a crecer en un entorno seguro y saludable", remarcó. La iniciativa está en el centro de la estrategia de responsabilidad social de la compañía, que apuesta a la creación de programas de impacto social a largo plazo.

"Un abrazo es una muestra de amor, pero además es una fuente de energía y estimulación", resumió Bellatti sobre el programa.

Tags relacionados