Conexiones clandestinas

Metrogas registró robo de gas por $ 13.000 millones

El robo de gas por conexiones clandestinas alcanzó el año pasado su cifra histórica. Además del peligro en la manipulación de las conexiones clandestinas tiene un costo millonario para la distribuidora

En esta noticia

La distribuidora MetroGas reveló que en 2023, se detectaron casi 1600 conexiones clandestinas de gas en la Ciudad de Buenos Aires y en el Conurbano, donde opera su concesión, una cifra récord que triplicó la cantidad de eventos en comparación con el año anterior que alcanzaron los 544 registros.

Este fenómeno, cuyo número de casos viene aumentando en los últimos años, tiene una primera preocupación por parte de la compañía por el lógico peligro que significa ante las explosiones, incendios y graves daños materiales y humanos.

La mayoría de los episodios incluye medidores alterados, que reducen los valores del gas consumido para disminuir la tarifa final; pero también trabajos de modificación y manipulación de cañerías para multiplicar las salidas y habilitar a más de un domicilio, explicaron desde MetroGAS

Pero a la vez, este fenómeno cada vez más recurrente tiene una cuantificación del daño en el negocio de la compañía que en 2023 cuantificó que las conexiones clandestinas le significaron el desvío de unos 85 millones de m3 de gas natural.

El perjuicio estimado

Ese volumen, en una estimación moderada a partir de los cuadros tarifarios actuales, significaría un perjuicio superior a los $ 13.430 millones, si se toma en cuenta que el valor de $158 por m3 para un usuario residencial R1, que es el de menor consumo del sistema.

Esta afectación en las cuentas por el gas que se entrega pero que no se cobra no se pasa a pérdidas de forma directa, ya que una vez que son descubiertas las conexiones, a los autores de la maniobra la distribuidora les cobra el gas robado y utilizado, con un extra costo, y se efectúa una denuncia penal que deriva en un proceso en el que el autor puede ser condenado.

Del acumulado de los 12 meses del año pasado (1599 conexiones clandestinas), 390 casos corresponden a CABA y 1209, a la provincia de Buenos Aires, lo que refleja también que hubo una mayor cantidad de operativos del área de Fiscalización y Control de la compañía en territorio bonaerense.

Las principales conexiones clandestinas detectadas en viviendas se destinan para cocinar

Esta cifra es un salto abrupto respecto de los años previos. En 2022, se habían detectado 544 conexiones clandestinas. En 2021, fueron 636, y en 2019, el total quedó en 424.

El principal riesgo de una conexión clandestina es la explosión que puede generarse a partir de un escape de gas natural a la atmósfera. Otros riesgos pueden ser un incendio o una intoxicación por monóxido de carbono, además de los daños a personas y materiales por explosión o un incendio.

Hechos recientes

Un caso que se recuerda en la distribuidora, ocurrido en noviembre, se detectó a partir del incendio en una fábrica en Luis Guillón, partido de Esteban Echeverría. Allí la cuadrilla de MetroGAS encontró una conexión directa de gas, en la que se produjo un escape, con el agravante de que el titular de la firma tenía ocho antecedentes de conexiones clandestinas.

Otro caso pero de usuarios residenciales se detectó a partir de una explosión en un departamento del barrio porteño de Chacarita, cuya causa fue la acumulación de gas dentro del pleno que contiene el recorrido de las cañerías internas de todas las unidades del edificio. 

Al inspeccionar el lugar, personal de MetroGAS detectó un total de 32 conexiones clandestinas, las cuales les daban gas a las cocinas en los departamentos.

Temas relacionados
Más noticias de Metrogas

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.