Consumo minorista

La pandemia disparó un boom de aperturas de dietéticas

Las principales cadenas inauguraron, en promedio, unas 20 franquicias cada una durante el año pasado y proyectan más aperturas 2021. Explican que, además de hábitos más saludables, la mayor oferta de locales ayudó a potenciar la expansión

Las viejas dietéticas se reinventaron y cobraron más fuerza durante la pandemia. Estos locales, que ofrecen productos saludables, fueron la vedette de 2020 y lo seguirán siendo durante este año. Es que, a pesar de las complicaciones que genera el Covid, las principales cadenas abrieron decenas de nuevas sucursales y finalizaron el año con números favorables.

"Hace 35 años que estamos en el negocio. En los últimos cinco, evidenciamos un fuerte crecimiento. Pero el año pasado se generó un verdadero boom para nuestro sector", explica Norman Schramm, dueño de la cadena Grandiet, que cuenta con 180 locales y tiene presencia en 20 provincias. "Algunos de nuestros negocios, ubicados en Microcentro o en los shoppings, tuvieron que cerrar por la pandemia. Pero, en total, seis comercios bajaron sus persianas y tuvimos 20 aperturas. El saldo es más que positivo", remarca.

El fenómeno está relacionado con una mayor conciencia a la hora de alimentarse, la llegada al mercado de nuevos productos saludables y la oportunidad de alquilar un local a precios más que accesibles, algo que se potenció durante el último año

"Mucho tiene que ver el cambio de consumo de la gente, que, ya sea por estética o por salud, empezaron a comer más saludable y, por consiguiente, afloraron los negocios de las dietéticas. En particular, las que se desarrollaron como franquicias adquirieron un valor más importante por las ventajas de la economía de escala, el mix de productos y la reconversión atrayente que impusieron a sus puntos de ventas", explica Carlos Canudas, director de Estudio Canudas,  consultora especializada en franquicias.

Grandiet inauguró 20 locales el año pasado

"En cuanto a facturación, si tenemos en cuenta la inflación, los números son muy similares a los de 2019, lo cual, para nosotros, es muy positivo. En unidades vendidas, 2020 cerró con un alza del 7% interanual", agrega Schramm, de Grandiet. "Al ser locales esenciales, tuvimos la ventaja de poder trabajar todo el año", añade.

Desde Dietética Tomy, con fuerte presencia en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense, aseguran que "en plena pandemia, abrimos 20 nuevas sucursales, la gran mayoría, entre julio y diciembre", remarca Sol Pérez, responsable de Crecimiento y Desarrollo de Franquicias de la empresa. La firma, que tiene 140 locales (40 propios y 100 franquiciados) no sufrió cierres. "Las que están más ajustadas son las que trabajan en la zona del Microcentro. Así y todo, permanecen abiertas", enfatiza.

Si bien la empresa intentó generar ventas a través de redes sociales o WhatsApp, "la gente seguía eligiendo acercarse al local", dice Pérez. "Como cadena, tenemos precios y productos uniformes, no importa el barrio ni la sucursal. Además manejamos valores mayoristas. Eso también hizo que la facturación haya tenido números positivos", remarca.

Para quien quiera abrir una franquicia de dietética, en la Ciudad de Buenos Aires tiene que pensar en una inversión de u$s 2 millones.  Incluye desde mobiliario hasta mercadería y un contrato con la marca por cuatro años.

Microcentro

"En 2020, abrimos 25 nuevas sucursales a lo largo de todo el país y no cerramos ninguna de nuestras franquicias. Pero, como consecuencia de la pandemia, sí hubo un descenso en las ventas de aquellas ubicadas en la zona del Microcentro", describe Sabrina López, consultora de Vitalcer.

La mayor oferta de locales potenció la expansión

Ahora, los locales de cercanía fueron los ganadores. "Las ventas en los barrios fue muy buena. En promedio, los comercios están facturando $ 900.000. Aunque, en algunos barrios, ese número es mucho más alto", resalta López.

La marca tiene presencia en todo el país, con un total de 116 sucursales. "Tenemos distribución propia, con marca propia en algunos productos, y centralizamos a los demás proveedores", explica. Y es tal el crecimiento de la marca que ya piensa su expansióin hacia otros países "Hoy, sólo importamos productos. Pero estamos trabajando para llevar la marca al exterior. Es algo que pronto podremos hacer", anticipa.

La firma Coquitos, con fuerte presencia en el Microcentro, logró reubicar sus sucursales y, hoy, llegan a los barrios con fuerte presencia. "El home-office cambió los hábitos. Antes, la gente salía del trabajo y compraba alimentos para llevar a sus hogares. Eso ya no pasa. Los locales ubicados en los barrios fueron los más beneficiados, con una facturación positiva en 2020", dice Hernán Rabunal, dueño de la firma. La cadena, con 65 franquicias en todo el país, abrió 15 nuevas sucursales en 2020 y este año ya está por inaugurar otros cinco comercios.

Kioscos 24 horas se escapan del Microcentro y llegan a los barrios como los nuevos chinos

Otro claro ejemplo de expansión viene de la mano del Mercado Eneldo: en pandemia, duplicó sus bocas de venta. Estas tiendas, que son más que una dietética, apuntan a un público ABC1. "La cuarentena ayudo a qué los consumidores adquieran hábitos saludables y se fijen más en su alimentación. Y, por otro lado, también contribuyó al crecimiento de nuestra empresa", resume Andrés Rexach, socio de la marca.

Hoy, están funcionando nueve locales. "Tenemos previsto abrir tres más en abril y estamos buscando locación para la apertura de cinco sucursales nuevas", devela. "Medido en unidades, el año pasado, vendimos un 20% más", concluye Rexach, cuya empresa hoy tiene presencia en Capital Federal, Martínez, Pilar y Francisco Álvarez.

Tags relacionados

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios