Hacienda

Cómo evitar un embargo de Hacienda

La crisis financiera en la que se encuentra inmersa España perjudica a numerosas personas que contrajeron deudas con Hacienda.

Contraer deuda con Hacienda y no saldarla en los plazos que fueron establecidos posibilitan a la Agencia Tributaria el embargo de bienes. A través de un mecanismo de diligencia de embargo de créditos, la Agencia obliga al contribuyente a poner en orden sus números de manera inmediata.

Hacienda realiza el embargo mediante diversos elementos como el embargo del vehículo o la vivienda, ya que el Salario Mínimo Interprofesional no se puede embargar, salvo que haya un monto percibido que supere esa cuantía.

Adiós deudas: cuáles son los requisitos de Hacienda para no pagar el dinero que debes

¿Cómo se puede obtener tu expediente de Hacienda?

Sin embargo, existen diferentes maneras de poder evitar el embargo de Hacienda, siendo por obvias razones la de saldar la deuda contraída la mejor solución al inconveniente con la Agencia Tributaria.

Ante la posibilidad de un embargo de Hacienda, los contribuyentes tienen a disposición algunas acciones para evitarlo.

Cómo evitar un embargo de Hacienda

Si no tienes forma de contar con la liquidez para hacer frente al pago, pueden ocurrir los siguientes motivos de oposición para luchar contra la diligencia de embargo:

  • La propia extinción de la deuda o la prescripción del derecho a reclamar el pago adeudado

  • La no notificación del apremio que el embargado afronta

  • El embargo fuera del marco de la ley

  • Suspensión del procedimiento de recaudación

Además, si has sido notificado del embargo y no estás conforme con tal medida, puedes recurrir la notificación en un plazo máximo de un mes desde el día siguiente en el que te han avisado.

Jubilación anticipada: cómo retirarse a los 60 años y cuál es la pensión máxima que se puede cobrar

¿Adiós plazo fijo? Cuánto paga cada banco la tasa de interés AHORA, noviembre 2022

Por ejemplo, se puede aplazar el pago solicitando el fraccionamiento de la deuda, aunque tendrá un valor elevado mayor a la deuda contraída por los intereses de demora. 

Temas relacionados
Más noticias de Hacienda