Alimnetación y salud

Si tengo diabetes y colesterol alto, ¿puedo comer carne roja?

La elección de los alimentos adecuados es crucial para quienes tienen diabetes y colesterol alto.

En esta noticia

Para las personas que padecen de diabetes y colesterol alto, la alimentación es un tema de suma importancia. Elegir correctamente qué tipos de carne consumir puede influir significativamente en la salud cardiovascular y en el control de los niveles de glucosa.

Selección de carnes adecuadas

La carne roja, a menudo demonizada por su alto contenido en grasas saturadas, no necesariamente debe ser eliminada de la dieta. Sin embargo, es esencial optar por cortes magros.

Según la Asociación Americana del Corazón, los cortes magros de carne roja, como el solomillo, el lomo y el redondo, son opciones más saludables porque contienen menos grasa saturada. 

Además, se recomienda eliminar toda la grasa visible antes de cocinarla y utilizar métodos de cocción como asar o hornear en lugar de freír, de acuerdo al portal Muy Fitness.

Si tengo diabetes y colesterol alto, ¿puedo comer carne roja? (Imagen: archivo)

Consideraciones para diabéticos

Las personas con diabetes deben tener especial cuidado con el tipo de carnes que consumen. La elección de carnes magras y la eliminación de grasas visibles son pasos cruciales para mantener niveles saludables de colesterol

Las carnes procesadas, como el tocino y las salchichas, deben evitarse debido a su alto contenido en grasas saturadas y sodio. Es preferible elegir opciones como el pavo, el pollo sin piel y ciertos cortes magros de cerdo, como el lomo.

Beneficios y riesgos de consumir carne roja

Consumir carne roja en exceso puede aumentar el riesgo de enfermedades cardiovasculares debido a su contenido en grasas saturadas, que elevan el colesterol LDL, conocido como el "colesterol malo". 

Sin embargo, cuando se consumen cortes magros y se sigue una dieta equilibrada, la carne roja puede formar parte de una dieta saludable incluso para aquellos con colesterol alto y diabetes.

Consejos prácticos

Para reducir los riesgos asociados con el consumo de carne roja, es útil seguir algunas recomendaciones:

  • Cocinar de manera saludable: optar por métodos de cocción que no requieran aceite, como asar, hornear o hervir.
  • Eliminar la grasa visible: recortar toda la grasa antes de cocinar la carne.
  • Controlar las porciones: consumir no más de 6 onzas de carne por día.
Si tengo diabetes y colesterol alto, ¿puedo comer carne roja? (Imagen: archivo)

La importancia de una dieta equilibrada

Es fundamental no solo centrarse en la carne, sino también incorporar una variedad de alimentos saludables en la dieta. Los alimentos ricos en fibra soluble, como frutas, verduras y granos enteros, pueden ayudar a reducir los niveles de colesterol. 

Además, mantener un estilo de vida activo y realizar chequeos médicos regulares contribuye significativamente al manejo de la diabetes y el colesterol.

Temas relacionados
Más noticias de diabetes