Ciencia

Histórico hallazgo: científicos descubren criaturas microscópicas que desafían las leyes de la física

Un reciente descubrimiento reveló que ciertos seres vivos son capaces de desafiar las leyes de la naturaleza.

En esta noticia

Un grupo de científicos de la Universidad de Kioto, Japón, reveló un fascinante descubrimiento que desafía las leyes de la física. Liderados por Kenta Ishimoto, los investigadores examinaron el comportamiento de las algas  Chlamydomonas y los espermatozoides humanos utilizando un microscopio.  

En un artículo de la revista PRX Life, los investigadores revelaron que ambos microorganismos dependen de flagelos para su movilidad. Lo más llamativo es que, a pesar de la Tercera Ley de Newton, que establece que toda acción tiene una reacción igual y opuesta, estos pequeños organismos no se comportan de esa manera.

Los flagelos de algas y espermatozoides desafían la tercera ley de Newton. Fuente: archivo


El increíble hallazgo en Nuevo México que desafía todo lo que sabemos sobre los dinosaurios

Emigrar a Estados Unidos: esta es la manera más barata de entrar al país sin visa

¿Qué es la motilidad?

La motilidad describe la capacidad de los microorganismos para moverse de forma espontánea e independiente. Desde células individuales hasta agrupaciones, esta dinámica ha sido examinada detenidamente en las últimas décadas dentro del campo en desarrollo conocido como "materia activa" o "física de la materia viva".

¿Qué postula la Tercera Ley de Newton?

La Tercera Ley de Newton establece que, para cada acción, hay una reacción igual y opuesta. Sin embargo, ciertas criaturas en la naturaleza han evolucionado para eludirla. Esta modificación les permite conservar energía y disminuir la necesidad de consumir alimentos. 

Por ejemplo, en esta investigación, los científicos observaron que algunas algas y espermatozoides se desplazan con menor esfuerzo de lo esperado a través de fluidos viscosos.

elasticidad extraña: el fenómeno que podría revolucionar la física. Fuente: archivo

Flagelos y elasticidad extraña

Al examinar de cerca el movimiento de las algas Chlamydomonas y los espermatozoides humanos bajo un microscopio, los científicos descubrieron que ambos emplean flagelos para su desplazamiento

Estos apéndices ejecutan movimientos ondulantes que los impulsan eficientemente a través del entorno líquido, aunque este tipo de movimiento debería generar reacciones fluidas. 

A pesar de las expectativas, los flagelos exhibieron una especie de elasticidad única, una propiedad que los científicos japoneses han denominado "elasticidad extraña"

Este fenómeno permite que los flagelos, al doblarse en pequeñas formas en respuesta a la resistencia del líquido, eviten una reacción igual y opuesta, conservando así la energía de su portador.

El líder del estudio, Kenta Ishimoto, explicó: "Aquí, si empujas una pared, no necesariamente retrocede: puede alejarse". 

Los científicos de la Universidad de Kioto tienen la intención de explorar más a fondo esta característica única en diminutos nadadores biológicos, lo que podría conducir a avances tecnológicos inspirados en la biología.

Temas relacionados
Más noticias de descubrimiento