Coronavirus

Noruega advierte los riesgos de vacunar a pacientes enfermos con más de 80 años

Funcionarios sanitarios dijeron que 23 personas habían muerto en el país poco tiempo después de recibir su primera dosis de la vacuna.

El Instituto Noruego de Salud Pública advirtió que las vacunas contra el coronavirus pueden ser riesgosas para los mayores de 80 años y pacientes con enfermedades terminales.

Los funcionarios noruegos dijeron que de todos los vacunados hasta ahora, 29 personas sufrieron efectos secundarios, 23 de ellos fatales. Todos los decesos se produjeron en hogares para ancianos y todos eran mayores de 80 años. 

"Fiebre y náuseas podrían haber provocado la muerte de algunos pacientes débiles. Para aquellos con la fragilidad más severa, incluso los efectos secundarios relativamente leves de la vacuna pueden tener graves consecuencias'', dijo Sigurd Hortemo, médico jefe de la Agencia Noruega de Medicamentos, en el primer informe de la agencia sobre los efectos secundarios.

El pronóstico sombrío que dio el CEO de Moderna sobre el futuro de la enfermedad

Más de 30.000 personas recibieron la primera dosis de la vacuna de Pfizer o Moderna en el país escandinavo desde fines de diciembre, de acuerdo con las cifras oficiales.

"No estamos alarmados por esto. Está bastante claro que estas vacunas tienen muy poco riesgo, con una pequeña excepción en el caso de los pacientes más débiles'', dijo el director médico de la agencia, Steinar Madsen, a la emisora NRK.

El organismo sanitario añadió en su informe que "para aquellos que tienen una expectativa de vida muy corta, de todos modos el beneficio de la vacuna puede ser marginal o irrelevante".

La recomendación no significa que las personas más jóvenes y saludables deban evitar vacunarse. Pero es una indicación temprana de lo que se debe vigilar a medida que los países comienzan a emitir informes de monitoreo de seguridad sobre las vacunas. 

Emer Cooke, el nuevo director de la Agencia Europea de Medicamentos, ha dicho que el seguimiento de la seguridad de las vacunas Covid, especialmente aquellas que se basan en tecnologías novedosas como el ARN mensajero, sería uno de los mayores desafíos una vez que las vacunas se implementen ampliamente.

Los funcionarios noruegos dijeron que de todos los vacunados hasta ahora, 29 personas sufrieron efectos secundarios, 23 de ellos fatales. Todos los decesos se produjeron en hogares para ancianos y todos eran mayores de 80 años. 

Pfizer y BioNTech están trabajando con el regulador noruego para investigar las muertes en Noruega, dijo Pfizer en un comunicado enviado por correo electrónico. La agencia encontró que "la cantidad de incidentes hasta ahora no es alarmante y está en línea con las expectativas", dijo Pfizer.

Hasta ahora, las reacciones alérgicas han sido poco frecuentes. En los Estados Unidos, las autoridades informaron 21 casos de reacciones alérgicas graves entre el 14 y el 23 de diciembre después de la administración de aproximadamente 1,9 millones de dosis iniciales de la vacuna desarrollada por Pfizer Inc. y BioNTech SE. Esa es una incidencia de 11,1 casos por millón de dosis, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Las muertes por coronavirus en el mundo superaron los dos millones

Noruega ha administrado al menos una dosis a unas 33.000 personas, centrándose en las que se considera que están en mayor riesgo si contraen el virus, incluidos los ancianos. La vacuna Pfizer-BioNTech aprobada a fines del año pasado se ha utilizado de manera más amplia, y ahora también se está administrando una inyección similar de Moderna Inc. aprobada a principios de este mes.


Tags relacionados

Compartí tus comentarios